4

La Teja - - Desde Sol -

do des­de ju­nio de 2015 en el ni­vel 4 so­bre 5.

En el pa­seo de la Cas­te­lla­na se mon­ta­rán dos “fan zo­nes”, a am­bos la­dos del Ber­na­béu, y se asig­na­rán dos lu­ga­res para la ce­le­bra­ción del tí­tu­lo: la Puer­ta del Sol si el cam­peón es Ri­ver y la pla­za de Co­lón si ga­na Bo­ca.

Fi­cha­dos. Las au­to­ri­da­des es­pa­ño­las y ar­gen­ti­nas han iden­ti­fi­ca­do en­tre

200 y 300 afi­cio­na­dos “es­pe­cial­men­te vio­len­tos” de ca­da equi­po, de­cla­ró el de­le­ga­do del go­bierno, ase­gu­ran­do que al­gu­nos po­drían ser de­vuel­tos a Ar­gen­ti­na si cuen­tan con "de­li­tos gra­ves" en sus an­te­ce­den­tes pe­na­les. Uno de los ca­be­ci­llas de las ba­rras ra­di­ca­les de Bo­ca Ju­niors, lle­ga­do al ae­ro­puer­to de Ma­drid, fue de­vuel­to el jue­ves a Ar­gen­ti­na.

En el país su­da­me­ri­cano se han ven­di­do en­tre 5.500 y

6.000 lo­ca­li­da­des de las

10.000 pues­tas a la ven­ta, anun­ció el de­le­ga­do del go­bierno. Ade­más de esas lo­ca­li­da­des, 40.000 fue­ron pues­tas a dis­po­si­ción de los afi­cio­na­dos de los dos equi­pos fue­ra de Ar­gen­ti­na, 20.000 para ca­da uno. El res­to de los 81.000 asien­tos del San­tia­go Ber­na­béu son para la fe­de­ra­ción es­pa­ño­la de fút­bol (RFEF) y la Con­me­bol.

Mil po­li­cías cui­da­rán a los afi­cio­na­dos

muer­te a mi hi­ja, a mi mu­jer y a to­da mi fa­mi­lia”, di­jo el man­da­ta­rio del equi­po mi­llo­na­rio.

“Lo que pa­só ha­ce quin­ce días pa­sa mu­cho en el fút­bol su­da­me­ri­cano y ar­gen­tino. Es mo­men­to de to­mar me­di­das y em­pe­zar a ha­cer ejem­plo”, di­jo Ba­rros.

En­tre to­da la con­tro­ver­sia, pa­re­ce di­fí­cil cen­trar­se en el par­ti­do, el­más im­por­tan­te de la his­to­ria de am­bos clu­bes: una fi­nal con­ti­nen­tal en­tre los dos ma­yo­res ri­va­les, na­ci­dos en el mis­mo ba­rrio de Bue­nos Ai­res.

“Hoy de­be­ría­mos es­tar ha­blan­do de có­mo Ri­ver y Bo­ca es­tán po­nien­do Ar­gen­ti­na en lo más al­to po­si­ble y es­ta­mos ha­blan­do de vio­len­cia”, la­men­tó Gui­ller­mo Ba­rros.

“La ver­dad no es el am­bien­te al que uno es­tá acos­tum­bra­do y el que hu­bie­ra ele­gi­do co­mo en­tre­na­dor”, aña­dió, in­sis­tien­do en la ne­ce­si­dad de cen­trar­se en el en­cuen­tro del do­min­go.

(AP PHO­TO/AN­DREA CO­MAS)

Los afi­cio­na­dos ches an­dan bien vi­gi­la­dos.

AP

Clu­bes pu­die­ron es­cri­bir una pá­gi­na glo­rio­sa, pe­ro hi­cie­ron lo con­tra­rio.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.