FUEN­TES

Aldaba - - SUMARIO -

Guía te­le­fó­ni­ca de pro­fe­sio­na­les, mar­cas y tien­das que son re­fe­ren­cia en es­ta edi­ción.

di­se­ño de ca­da una de las pie­zas en es­te mue­ble pa­ra po­der apor­tar li­ge­re­za y mo­vi­mien­to, ade­más de aña­dir ca­li­dez al es­pa­cio. “Es un mue­ble multifuncional por­que tra­ba­ja no so­lo co­mo mo­bi­lia­rio de te­le­vi­sión, es­tan­te­ría, ac­ce­so al ba­ño de vi­si­tas, sino que sus mó­du­los ce­rra­dos tam­bién sir­ven de bar y al­ma­ce­na­je”, se­ña­la la pro­fe­sio­nal. La par­te fun­cio­nal fue el ma­yor re­to que des­ta­ca, pues

ne­ce­si­ta­ba que es­ta puer­ta tra­ba­ja­ra igual que una re­gu­lar, con su ce­rra­du­ra, fa­ci­li­dad de aper­tu­ra, cie­rre y ais­la­mien­to. Sin em­bar­go, se con­ta­ba con pie­zas de ma­yor gro­sor, con un gi­ro li­mi­ta­do y un ma­yor pe­so que una puer­ta con­ven­cio­nal, ra­zón por la cual la elec­ción de los ac­ce­so­rios y he­rra­jes fue­ron vi­ta­les pa­ra su buen fun­cio­na­mien­to. Pa­ra lle­gar a es­te re­sul­ta­do, ex­pli­ca la di­se­ña­do­ra, tu­vo que pa­sar por un pro­ce­so ex­ten­so e in­ten­so que la ma­yo­ría de los mue­bles que ha di­se­ña­do. “Ha­bía una gran par­te que se iba a de­fi­nir en obra, fue un pro­ce­so de prue­ba y error, has­ta dar con las so­lu­cio­nes que nos per­mi­tie­ran sal­var el di­se­ño que tan­to nos ilu­sio­na­ba. Con­tar con clien­tes abier­tos a crear al­go di­fe­ren­te y que con­fia­ran en mí tam­bién fue par­te vi­tal en es­te pro­yec­to”.

Pa­ra la cons­truc­ción del mue­ble, ex­pli­ca Ari­za, usó una mez­cla de ro­ble na­tu­ral y MDF (un aglo­me­ra­do de ma­de­ra pren­sa­da, ela­bo­ra­das con

fi­bras).

EL BOSQUEJO DE LA OBRA. El pro­ce­so del tra­ba­jo, la di­se­ña­do­ra lo de­fi­ne co­mo in­ten­so e ex­ten­so por­que era un mue­ble fue­ra de lo co­mún, y por eso le lle­vó más tiem­po y de­di­ca­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.