Kat De­lu­na re­gre­sa con “nue­va ac­ti­tud”.

Di­ce que su nue­vo ál­bum sal­drá en el 2019 Afir­ma es­tar or­gu­llo­sa de ser do­mi­ni­ca­na

Diario Libre (Republica Dominicana) - - Portada - Ro­cío Fi­gue­roa

SAN­TO DO­MIN­GO. Co­rría el año 2007 cuan­do Kat De­lu­na, una jo­ven­ci­ta te­naz de 20 años que gri­ta­ba a los cua­tro vien­tos que era do­mi­ni­ca­na, lo­gró pe­ne­trar con fuer­za en la in­dus­tria mu­si­cal con el sen­ci­llo “Whi­ne Up”, en una épo­ca en la que los la­ti­nos no es­ta­ban pe­ga­dos y no se con­si­de­ra­ba po­si­ble la in­ter­na­cio­na­li­za­ción del re­gue­tón y del trap. Así co­men­zó una ca­rre­ra en la que con­fie­sa que ha “he­cho de to­do”.

Es­pon­tá­nea, co­que­ta, fe­liz y enér­gi­ca, así se mos­tró an­te los me­dios de co­mu­ni­ca­ción. La ar­tis­ta se en­cuen­tra en el país en gi­ra de pro­mo­ción del sen­ci­llo “Nue­va ac­ti­tud”, can­ción que se des­pren­de de lo que se­rá su nue­vo ál­bum, el cual ve­rá la luz a prin­ci­pio del 2019.

Pa­ra Kat era im­por­tan­te pro­mo­cio­nar la can­ción en su pa­tria. “En cuan­to a tra­ba­jo yo he he­cho de to­do en mi vi­da. Co­men­cé con 18 años con mi pri­mer ál­bum. Cuan­do sa­lí en esa épo­ca yo de­cía que era do­mi­ni­ca­na y la gen­te se sor­pren­día. Así co­men­zó una his­to­ria en don­de mi mú­si­ca gus­to mu­cho a ni­vel mun­dial. Triun­fé en Eu­ro­pa, Asia y los Es­ta­dos Uni­dos, pe­ro tam­bién gus­té aquí, y eso es lo que mu­cha gen­te no sa­be. Que yo me sien­to muy bien de gus­tar aquí. Me sien­to fe­liz de que me co­noz­can en mi ca­sa”, co­men­ta or­gu­llo­sa.

Nue­va pro­pues­ta

El te­ma “Nue­va ac­ti­tud” es el pri­me­ro que De­lu­na in­ter­pre­ta ín­te­gra­men­te en es­pa­ñol, y pa­ra es­te se hi­zo acom­pa­ñar del can­tan­te ur­bano Ar­cán­gel. Pa­ra ella la can­ción es muy per­so­nal. “Con el te­ma yo que­ría lle­var un men­sa­je. Por­que pien­so que cuan­do en la vi­da tú tie­nes una ac­ti­tud po­si­ti­va, pue­des lo­grar to­das tus me­tas. Por eso, cuan­do co­men­cé a gra­bar el ál­bum sur­gió es­te te­ma, que aun­que es un La­tin trap, tie­ne un tí­tu­lo muy se­rio. Me ins­pi­ré en el he­cho de que to­do el mun­do se sor­pren­día de mi for­ma de ser, de que siem­pre es­toy con una son­ri­sa y fe­liz. Siem­pre les de­cía, es que ten­go una nue­va ac­ti­tud to­dos los días, y por eso de­ci­di­mos es­cri­bir el te­ma”.

Pio­ne­ra

Al ha­blar de sus ini­cios con­fie­sa que el éxi­to le lle­gó muy tem­prano y que pu­do crear las ba­ses pa­ra un mo­vi­mien­to que aho­ra es­tá arra­san­do. “Me sien­to una pio­ne­ra de un so­ni­do que ya es­tá aquí, cla­ro, con to­ques dis­tin­tos por­que to­do cam­bia. Lo que veo es que lo que co­men­cé ha­ce 11 años fi­nal­men­te es­tá aquí. Di­go con hu­mil­dad que un gru­pi­to y yo co­men­za­mos un so­ni­do, y aho­ra ve­mos a Daddy Yan­kee con Ja­net Jack­son. Sien­to que el La­tin trap es­tá yen­do ha­cia don­de yo ya es­ta­ba. Yo es­toy re­gre­san­do, sien­to que lle­gué a ca­sa otra vez”.

Pau­sa

Al ser cues­tio­na­da so­bre lo que se sin­tió co­mo un re­ce­so en su ca­rre­ra mu­si­cal en los úl­ti­mos años, afir­mó que nun­ca de­jó de tra­ba­jar. “Yo tu­ve un gran boom por Eu­ro­pa y Es­ta­dos Uni­dos, pe­ro no te­nía mu­cho con­trol. De­pen­día de las ca­sas dis­que­ras cuan­do yo es­ta­ba em­pe­zan­do un mo­vi­mien­to, un so­ni­do. No fue que yo hi­ce una pau­sa, es que yo te­nía que vi­vir em­pu­jan­do las co­sas, créan­lo o no. Lue­go sa­qué un ál­bum y me con­cen­tré más en Eu­ro­pa, des­pués fui sa­can­do al­go de mú­si­ca pa­ra mis fans, y en el 2016 sa­que un ál­bum so­lo pa­ra Ja­pón que fue una sen­sa­ción en Asia. Has­ta vi­ví un tiem­po por allá”, con­fie­sa so­bre los úl­ti­mos años.

Co­mo ocu­rre con mu­chas ar­tis­tas que no tie­nen el con­trol absoluto de su mú­si­ca, Kat tu­vo que ce­der mu­cho. “Aho­ra ten­go más po­der crea­ti­vo con mi nue­va com­pa­ñía. Ya no­so­tros de­ci­mos lo que va­mos a ha­cer. Por ejem­plo, la can­ción ‘Am I Drea­ming’ no la qui­sie­ron lan­zar y era un pop con ba­cha­ta en in­glés. Pe­ro, esa can­ción se fue a Áfri­ca con­mi­go y se pe­gó allá”, afir­ma so­bre la fal­ta de apo­yo que su­frió en sus ini­cios mu­si­ca­les.

Do­mi­ni­ca­ni­dad

“Creo que ya era ho­ra de que nos sin­tié­ra­mos or­gu­llo­sos de ser do­mi­ni­ca­nos. Cuan­do me es­tre­né en la mú­si­ca yo an­da­ba con mi ban­de­ra en la fren­te. Sa­ber de dón­de tú vienes es al­go que te ha­ce es­pe­cial. Pe­ro, la­men­ta­ble­men­te el do­mi­ni­cano no se ayu­da mu­cho en la mú­si­ca. Yo siem­pre tra­ta­ba de tra­ba­jar y co­la­bo­rar, pe­ro no era al­go que no pa­sa­ba. Es­ta nue­va ge­ne­ra­ción ya lo es­tá em­pe­zan­do a ha­cer, y qué bueno. Por­que no­so­tros in­fluen­cia­mos tan­tos paí­ses, yo he vis­to tan­tos co­lo­res de no­so­tros en otros rit­mos. Me ale­gra, por­que no­so­tros te­ne­mos un sa­bor­ci­to tan bo­ni­to, nues­tra cul­tu­ra in­fluen­cia a tan­tas per­so­nas y veo que las nue­vas ge­ne­ra­cio­nes ya se sien­ten or­gu­llo­sa de eso”.

La ar­tis­ta di­ce sen­tir­se mu­cho más ma­du­ra en es­ta nue­va eta­pa y que en­tre­ga­rá un dis­co muy es­pe­cial y con gran con­te­ni­do. “Me ve­rán bai­lan­do y di­vir­tién­do­me, pe­ro yo quie­ro usar mi pla­ta­for­ma pa­ra to­car el mun­do y de­cir­le a la gen­te que pue­den ser lo me­jor y que de­ben com­pe­tir so­lo con ellos mis­mos”.

“Me sien­to una pio­ne­ra de un so­ni­do que ya es­tá aquí, cla­ro, con to­ques dis­tin­tos por­que to­do evo­lu­cio­na” Kat De­lu­na Can­tan­te

JUAN M

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.