“De­be­mos te­ner la ca­pa­ci­dad de pro­du­cir lo que la gen­te quie­re co­mer” E

L 2017 ce­rró exi­to­sa­men­te pa­ra Fo­ra­gro, una em­pre­sa fun­da­da en 1988 de­di­ca­da a la pro­duc­ción y dis­tri­bu­ción de pro­duc­tos pa­ra la pro­tec­ción y el sa­nea­mien­to de cul­ti­vos; que re­ci­bió el pre­mio en la ca­te­go­ría de Agri­cul­tu­ra y Pes­ca du­ran­te la 29 edi­ción de

Mercados & Tendencias Rep. Dominicana - - Ceo Del Mes -

Con 30 años al fren­te de Fo­ra­gro, se pre­pa­ra pa­ra con­quis­tar nue­vos mer­ca­dos en el ex­tran­je­ro, aun­que sus pro­duc­tos ya tie­nen gran de­man­da en to­da Cen­troa­mé­ri­ca, in­clui­dos Pa­na­má y Be­li­ce; y en Ecua­dor y Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na a tra­vés de dis­tri­bui­do­res

Ha­ble­mos de la trans­for­ma­ción más re­le­van­te que ha te­ni­do la em­pre­sa en es­tas tres dé­ca­das…

To­do lo que te­ne­mos es pro­pie­dad in­te­lec­tual pro­pia, es de­cir que son mar­cas nues­tras. Sin em­bar­go, ha­ce 30 años co­men­za­mos en un ne­go­cio post­pa­ten­te, cuan­do el mer­ca­do no es­ta­ba pre­pa­ra­do pa­ra ello. Pe­ro el mundo se fue glo­ba­li­zan­do y los pro­duc­tos agrí­co­las se han con­ver­ti­do en co­mo­di­ties, los pre­cios ba­ja­ron, hay más pre­sión so­bre los cos­tos y el mundo em­pe­zó a acep­tar los pro­duc­tos post­pa­ten­te, lo que nos ge­ne­ró un ‘boom’. Des­de en­ton­ces, he­mos du­pli­ca­do nues­tro ta­ma­ño ca­da cua­tro años y me­dio, con un por­cen­ta­je de cre­ci­mien­to anual del 20%.

¿Cuá­les han si­do las claves pa­ra lo­grar es­te cre­ci­mien­to?

Es fun­da­men­tal que a uno le apa­sio­ne lo que ha­ce y que se­pa trans­mi­tir esa pa­sión a sus co­la­bo­ra­do­res. Se ne­ce­si­ta un equi­po de per­so­nas que com­par­tan la fi­lo­so­fía y ad­quie­ran la cul­tu­ra de la com­pa­ñía.

To­do cre­ci­mien­to es­tá ata­do a una gran es­tra­te­gia.

En nues­tro ca­so es la in­ver­sión cons­tan­te en el ca­pi­tal hu­mano. El di­ne­ro se con­si­gue, los mer­ca­dos es­tán y los pro­duc­tos se fa­bri­can; pe­ro en­con­trar el ta­len­to hu­mano pa­ra eje­cu­tar los pro­yec­tos es com­pli­ca­do. Por otro la­do, la in­ver­sión en la pro­pie­dad in­te­lec­tual, por­que a ve­ces toma has­ta 5 años re­gio­na­li­zar un pro­duc­to y es ne­ce­sa­rio te­ner pa­cien­cia, pues en ese pe­rio­do hay que con­ti­nuar fi­nan­cian­do el ne­go­cio. Ac­tual­men­te te­ne­mos al­re­de­dor de 125 pro­duc­tos y cer­ca de 1,000 re­gis­tros en la re­gión.

En cuan­do a in­no­va­ción, ¿cuál con­si­de­ra la ac­ción más re­le­van­te que ha rea­li­za­do Fo­ra­gro?

Vien­do ha­cia atrás, el ha­ber in­ver­ti­do

Quien más opor­tu­ni­da­des tie­ne de ser exi­to­so, no es el más rá­pi­do o el más in­te­li­gen­te, sino el que te­nía más ca­pa­ci­dad de adap­ta­ción Hu­go Nu­fio, Di­rec­tor Ge­ne­ral Fo­ra­gro

en co­sas úni­cas. Hoy es­tá muy tri­lla­do el te­ma de la di­fe­ren­cia­ción, pe­ro ser di­fe­ren­te no siem­pre es ser me­jor. Así que fue acer­ta­do el ha­ber in­ver­ti­do en di­fe­ren­cia­ción, pues nos per­mi­te ofre­cer al mer­ca­do más y me­jo­res pro­duc­tos. Vien­do ha­cia de­lan­te, es­ta­mos en­tran­do en una nue­va eta­pa de la em­pre­sa, pues so­mos cons­cien­tes de que la apli­ca­ción de quí­mi­cos en los ali­men­tos va a te­ner una ten­den­cia a la ba­ja, ya que el con­su­mi­dor quie­re ali­men­tos con me­nos re­si­duos. Por ello es­ta­mos tra­ba­jan­do pa­ra ge­ne­rar for­mu­la­cio­nes que, con me­nos in­gre­dien­tes ac­ti­vos, ha­gan lo mis­mo que los ac­tua­les, así co­mo en equi­pos de apli­ca­ción de úl­ti­ma tec­no­lo­gía, co­mo sen­so­res de hu­me­dad pa­ra ha­cer fren­te al pro­ble­ma del agua. Tam­bién es­ta­mos tra­ba­jan­do en una nue­va lí­nea de bio­ló­gi­cos y bo­tá­ni­cos. Lo cier­to es que el mundo es­tá cam­bian­do muy rá­pi­do y de­be­mos adap­tar­nos a ello.

EDI­CIÓN 125

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.