CNE, en­tre la pug­na de po­der y las de­nun­cias de corrupción

RE­SUL­TA­DO. Los con­ti­nuos ro­ces en­tre los cin­co miem­bros pro­fun­di­zan las críticas

Diario Expreso - - Portada - AL­FON­SO AL­BÁN ES­PÍN al­ba­[email protected]­na­sa.com.ec ■ GUAYAQUIL

El Con­se­jo Na­cio­nal Elec­to­ral (CNE), que se en­cuen­tra a po­co más de un mes del ini­cio del año preelec­to­ral, es­tá le­jos de re­cu­pe­rar la dis­mi­nui­da con­fian­za. Al au­men­to de las dis­cre­pan­cias en­tre los vo­ca­les de ma­yo­ría (Jo­sé Ca­bre­ra y Est­he­la Ace­ro) y los de mi­no­ría (En­ri­que Pi­ta y Luis Ver­de­so­to), con la pre­si­den­ta del or­ga­nis­mo, Dia­na Ata­maint, se su­mó un ter­cer ele­men­to: la des­ar­ti­cu­la­ción de una pre­sun­ta ban­da de trá­fi­co de car­gos pú­bli­cos. Se pre­pa­ra un pe­di­do de jui­cio po­lí­ti­co con­tra Ata­maint.

EL DA­TO

Trá­fi­co de in­fluen­cias. El go­bierno de­nun­cia a Tuá­rez en la Fis­ca­lía por el su­pues­to uso, de for­ma in­de­bi­da, del nom­bre de Ro­cío González de Mo­reno.

Con­fian­za. No es la pri­me­ra pa­la­bra que mu­chos pien­san cuan­do ha­blan del Con­se­jo Na­cio­nal Elec­to­ral (CNE).

Lue­go de una dé­ca­da en la que la fal­ta de in­de­pen­den­cia era su prin­ci­pal cua­li­dad, de acuer­do a vo­ces de di­ri­gen­tes po­lí­ti­cos. Aho­ra, es la cla­ra pug­na de po­der.

A cri­te­rio de Mau­ri­cio Alar­cón, di­rec­tor eje­cu­ti­vo de la Fun­da­ción Ciu­da­da­nía y Desa­rro­llo, la des­con­fian­za ciu­da­da­na en el CNE la ha ahon­da­do sus pro­pios miem­bros con es­tos ro­ces in­ter­nos. “En cual­quier es­ta­do de de­re­cho lo óp­ti­mo es que ten­gas au­to­ri­da­des elec­to­ra­les in­de­pen­dien­tes y que go­cen de la con­fian­za de la ciu­da­da­nía... Na­die du­da que la autoridad elec­to­ral no ha re­cu­pe­ra­do la con­fian­za de la ciu­da­da­nía”.

Esa pug­na se vio cla­ra­men­te re­fle­ja­da en una de las úl­ti­mas se­sio­nes ple­na­rias en las que el pleno de­jó en sus­pen­so la apro­ba­ción de la asig­na­ción del Fon­do Par­ti­da­rio Per­ma­nen­te pa­ra el mo­vi­mien­to CREO, an­te el aban­dono de la se­sión de dos con­se­je­ros de ma­yo­ría (Jo­sé Ca­bre­ra y Est­he­la Ace­ro) a quie­nes le si­guie­ron los dos de mi­no­ría (En­ri­que Pi­ta y Luis Ver­de­so­to) por un ro­ce con la pre­si­den­ta del CNE, Dia­na Ata­maint. La se­sión que­dó sin quo­rum; y el te­ma, en el limbo.

Me­dar­do Oleas, ex­pre­si­den­te del ex­tin­to Tri­bu­nal Su­pre­mo Elec­to­ral (aho­ra Con­se­jo Na­cio­nal Elec­to­ral), cree que la des­con­fian­za na­ció con la com­po­si­ción del ac­tual en­te, al en­tre­gar­le par­te de la par­ti­ci­pa­ción en el pleno a las “mi­no­rías” y otra a los par­ti­dos po­lí­ti­cos. “De­ben es­tar per­so­nas que crean y es­tén com­pro­me­ti­das con la de­mo­cra­cia”, di­jo.

Si la pug­na no fue­ra su­fi­cien­te, la ins­ti­tu­ción lla­ma­da a ve­lar por uno de los de­re­chos fun­da­men­ta­les en una de­mo­cra­cia, el vo­to, se vio sal­pi­ca­da por un he­cho re­cien­te: la des­ar­ti­cu­la­ción de una ban­da de trá­fi­co de car­gos pú­bli­cos. Luis Lo­yo, di­rec­tor na­cio­nal de Pro­ce­sos Elec­to­ra­les, es in­ves­ti­ga­do por pre­sun­ta­men­te in­te­grar di­cha ban­da, he­cho que aho­ra se­rá uti­li­za­da en el even­tual jui­cio po­lí­ti­co a Ata­maint, por no res­pon­der con ce­le­ri­dad a las de­nun­cias que so­bre Lo­yo pe­sa­ban y que el con­se­je­ro Ver­de­so­to

de­ve­ló en ju­lio pa­sa­do. El aho­ra in­ves­ti­ga­do fue se­pa­ra­do.

La fal­ta de con­fian­za en es­te or­ga­nis­mo no es una sim­ple per­cep­ción. El La­ti­no­ba­ró­me­tro del 2018 (una me­di­ción anual del ni­vel de con­fian­za de los ciu­da­da­nos so­bre sus ins­ti­tu­cio­nes en va­rios paí­ses de la re­gión) re­fle­ja que el 25 % de los ecua­to­ria­nos con­fían to­tal o par­cial­men­te en su ins­ti­tu­ción elec­to­ral. Es de­cir que el ni­vel de des­con­fian­za es del 75 %.

Oleas cree que re­cu­pe­rar la con­fian­za de­be pa­sar, pri­me­ro, por re­to­mar a la com­po­si­ción en la que el Con­se­jo era in­te­gra­do por de­le­ga­dos de las or­ga­ni­za­cio­nes po­lí­ti­cas más vo­ta­das. Mien­tras que Alar­cón cree que de­be em­pe­zar de­jan­do de la­do las pug­nas in­ter­nas, tra­ba­jar en la de­pu­ra­ción de los re­gis­tros elec­to­ra­les de las or­ga­ni­za­cio­nes po­lí­ti­cas, y trans­pa­ren­tar el fi­nan­cia­mien­to de las cam­pa­ñas elec­to­ra­les.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.