El Universo

Re­qui­sas has­ta a di­rec­to­res pi­den a FF.AA. en cár­ce­les

Ins­ta­la­ción de más cá­ma­ras de vi­gi­lan­cia, más guías y po­li­cías, en­tre las su­ge­ren­cias.

- Crime · Lenín Moreno · Guayaquil

En las cár­ce­les del país ri­ge el es­ta­do de ex­cep­ción des­de el pa­sa­do jue­ves. Ex­per­tos en reha­bi­li­ta­ción y de­re­chos hu­ma­nos re­co­mien­dan ac­cio­nes con­cre­tas.

Ri­car­do Ca­ma­cho, ex­sub­se­cre­ta­rio de Reha­bi­li­ta­ción, su­gi­rió que en los con­tro­les mi­li­ta­res, es­ta­ble­ci­dos en el de­cre­to, se de­be re­vi­sar des­de el di­rec­tor del cen­tro car­ce­la­rio has­ta po­li­cías, guías y el per­so­nal ad­mi­nis­tra­ti­vo.

Billy Navarrete, ac­ti­vis­ta de De­re­chos Hu­ma­nos, y Nel­sa Cur­be­lo, ac­ti­vis­ta so­cial, ha­blan de re­du­cir el ha­ci­na­mien­to en los cen­tros car­ce­la­rios.

An­na­bel sa­lió de Na­ran­jal a Guayaquil con su be­bé de 10 me­ses a las 04:00 del vier­nes. Le to­mó dos ho­ras lle­gar has­ta la Pe­ni­ten­cia­ría; sin em­bar­go, ya la fi­la lle­ga­ba a más de 300 per­so­nas. Su turno pa­ra en­trar re­cién fue a las 13:00. Al in­gre­sar le pi­die­ron qui­tar­se su ro­pa in­te­rior, le re­vi­sa­ron sus par­tes ín­ti­mas, le re­qui­sa­ron sus per­te­nen­cias. Al igual que ella, de­ce­nas de mu­je­res con­fe­sa­ron sen­tir­se de­ni­gra­das en la re­vi­sión en los fil­tros.

Y se pre­gun­tan si el con­trol es tan ri­gu­ro­so pa­ra las vi­si­tas, por qué si­gue el in­gre­so de ar­ma­men­to, dro­gas, en­tre otros ob­je­tos prohi­bi­dos a los reos.

La de­cla­ra­to­ria de emer­gen­cia del sis­te­ma car­ce­la­rio a ni­vel na­cio­nal ri­ge des­de el pa­sa­do jue­ves de­bi­do a ocho ho­mi­ci­dios y di­ver­sos en­fren­ta­mien­tos, a más de de­co­mi­sos de ar­ma­men­tos, dro­gas, en­tre otros ob­je­tos. El pre­si­den­te Le­nín Mo­reno dis­pu­so que las Fuer­zas Ar­ma­das se su­men a la se­gu­ri­dad en las cár­ce­les.

El vi­ce­pre­si­den­te Ot­to Son­nen­holz­ner di­jo el pa­sa­do vier­nes que la la­bor que cum­pli­rán los mi­li­ta­res afue­ra de las cár­ce­les per­mi­ti­rá que mil po­li­cías a ni­vel na­cio­nal pue­dan res­guar­dar den­tro de las cár­ce­les.

Aña­dió que la me­di­da tam­bién con­sis­te en ca­pa­ci­tar a fun­cio­na­rios, ase­gu­ró que de ser ne­ce­sa­rio se re­mo­ve­ría a ma­los ele­men­tos.

Sin em­bar­go, ¿qué ac­cio­nes se de­be­rían to­mar pa­ra que dé re­sul­ta­do la de­cla­ra­to­ria de emer­gen­cia?

Ri­car­do Ca­ma­cho, ex­sub­se­cre­ta­rio de Reha­bi­li­ta­ción, su­gi­rió que en los con­tro­les mi­li­ta­res se de­be re­vi­sar des­de el di­rec­tor del cen­tro car­ce­la­rio has­ta po­li­cías, guías y el per­so­nal ad­mi­nis­tra­ti­vo. Ade­más que se de­be pre­sen­tar una ho­ja de ru­ta que for­ta­lez­ca las cár­ce­les a cor­to, me­diano y lar­go pla­zo.

Pa­ra Billy Navarrete, se­cre­ta­rio eje­cu­ti­vo del Co­mi­té Per­ma­nen­te por la De­fen­sa de los De­re­chos, la prin­ci­pal acción es es­ta­ble­cer un cli­ma de se­gu­ri­dad pa­ra evi­tar más muer­tes.

“Se de­ben ubi­car un nú­me­ro ma­yor de guías, y uni­for­ma­dos que re­vi­sen las cel­das y a los in­ter­nos pa­ra con­tro­lar la se­gu­ri­dad, ya que exis­ten ar­mas que no se in­gre­san por los in­gre­sos de las vi­si­tas ya que hay una evi­den­te re­vi­sión de los fa­mi­lia­res”, ex­pre­só Navarrete.

Aña­dió que tam­bién se de­be or­de­nar la po­bla­ción car­ce­la­ria, pues exis­te ha­ci­na­mien­to en las cel­das, lo que oca­sio­na más pro­ble­mas en el or­den in­terno.

En eso coin­ci­de Nel­sa Cur­be­lo, quien tra­ba­jó con jó­ve­nes

pan­di­lle­ros en la Fun­da­ción Ser Paz. Ella ex­pre­só que lo pri­me­ro es re­du­cir el nú­me­ro de per­so­nas en las cár­ce­les.

Ca­ma­cho in­di­có que exis­ten 41 mil per­so­nas pri­va­das de la li­ber­tad (PPL) y hay una ca­pa­ci­dad de 28.000 PPL. Tam­bién exis­te un dé­fi­cit de 3 mil guías en las cár­ce­les.

Pa­ra el di­rec­tor de la Pe­ni­ten­cia­ría del Li­to­ral, Luis Mu­ñoz, otro pro­ble­ma fun­da­men­tal es la fal­ta de tec­no­lo­gía.

In­di­có que en la Pe­ni­ten­cia­ría se re­quie­ren unas 350 cá­ma­ras pa­ra vi­gi­lar to­das las zo­nas, pe­ro hay so­lo 30 y que tam­bién de­ben ins­ta­lar­se en la cár­cel de mu­je­res y el Cen­tro de De­ten­ción Pro­vi­sio­nal (CDP).

Des­de la no­che del vier­nes, los mi­li­ta­res pa­tru­llan los ex­te­rio­res de las cár­ce­les.

 ?? NEPTALÍ PAL­MA ?? ►PORTOVIEJO. Miem­bros del Ejér­ci­to hi­cie­ron con­tro­les fue­ra de la cár­cel El Ro­deo, co­mo par­te de la emer­gen­cia.
NEPTALÍ PAL­MA ►PORTOVIEJO. Miem­bros del Ejér­ci­to hi­cie­ron con­tro­les fue­ra de la cár­cel El Ro­deo, co­mo par­te de la emer­gen­cia.
 ?? ÁN­GEL AGUIRRE ?? ► Mu­je­res que acu­den a las vi­si­tas en la Pe­ni­ten­cia­ría de Guayaquil pa­san por un pro­ce­so de re­vi­sión ri­gu­ro­so. Sin em­bar­go, si­gue el in­gre­so de ar­mas.
ÁN­GEL AGUIRRE ► Mu­je­res que acu­den a las vi­si­tas en la Pe­ni­ten­cia­ría de Guayaquil pa­san por un pro­ce­so de re­vi­sión ri­gu­ro­so. Sin em­bar­go, si­gue el in­gre­so de ar­mas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador