Au­to­ri­da­des con­tro­lan ven­ta clan­des­ti­na de fue­gos ar­ti­fi­cia­les

Que­ma­du­ras de se­gun­do y ter­cer gra­do pue­den ser cau­sa­das por ac­ci­den­tes con pro­duc­tos pi­ro­téc­ni­cos.

La Hora Carchi - - ENTORNO -

OTA­VA­LO • La Co­mi­sa­ría Na­cio­nal, con­jun­ta­men­te con per­so­nal po­li­cial, in­ten­si­fi­ca los con­tro­les pa­ra evi­tar que en es­ta tem­po­ra­da de Na­vi­dad y fin de año se ex­pen­dan en for­ma clan­des­ti­na fue­gos pi­ro­téc­ni­cos. Pa­ra es­to se ha coor­di­na­do con las de­más ins­ti­tu­cio­nes co­mo el Cuer­po de Bom­be­ros, Co­mi­sa­ría Mu­ni­ci­pal y Fuer­zas Ar­ma­das, quie­nes es­ta­ble­cie­ron los si­tios au­to­ri­za­dos pa­ra la ven­ta de es­te pro­duc­to.

Sa­bri­na Mar­tí­nez, co­mi­sa­ria Na­cio­nal de Ota­va­lo, men­cio­nó que du­ran­te es­ta tem­po­ra­da, se rea­li­za­rán ope­ra­ti­vos cons­tan­tes a los ven­de­do­res am­bu­lan­tes, que de for­ma ca­mu­fla­da ven­den es­te ti­po de ex­plo­si­vos a menores de edad. “Se de­be te­ner cui­da­do por­que se­gún las le­yes se prohí­be la ven­ta a ni­ños y quie­nes in­cu­rran en es­te de­li­to pue­den ser san­cio­na­da con tres años de cár­cel; así mis­mo he­mos so­cia­li­za­do con las per­so­nas au­to­ri­za­das pa­ra que se­pan la cla­se de fue­gos pi­ro­téc­ni­cos se pue­de ex­pen­der”, se­ña­ló Mar­tí­nez.

Con­trol

La Co­mi­sa­ria in­for­mó que cuen­tan con un cro­no­gra­ma de ac­ti­vi­da­des, que se efec­tua­rá con las de­más ins­ti­tu­cio­nes en­car­ga­das de la se­gu­ri­dad, pa­ra po­der con­tro­lar la ela­bo­ra­ción clan­des­ti­na de es­te ma­te­rial. “Por lo tan­to en es­ta ciu­dad exis­te una so­la per­so­na que tie­ne au­to­ri­za­ción pa­ra fa­bri­car ar­te­sa­nal­men­te es­tos pro­duc­tos; mien­tras que los de­más lu­ga­res ten­drán que ser in­ter­ve­ni­dos por la Po­li­cía Na­cio­nal y las Fuer­zas Ar­ma­das”, in­di­có la fun­cio­na­ria.

Es im­por­tan­te re­cor­dar, que en es­tas fe­chas, la for­ma más segura de dis­fru­tar de los fue­gos ar­ti­fi­cia­les es en una ex­hi­bi­ción he­cha por pro­fe­sio­na­les de la pi­ro­tec­nia. Al­gu­nas per­so­nas ti­ran vo­la­do­res y chis­pe­ros en ca­sa y en­cien­den ben­ga­las y ha­cen sus pro­pios fue­gos ar­ti­fi­cia­les, pe­ro es­to es una ac­ti­vi­dad pe­li­gro­sa. Mu­cha de la gen­te que se le­sio­na ca­da año no es pre­ci­sa­men­te la que lan­za sus pro­pios vo­la­do­res o fue­gos ar­ti­fi­cia­les sino la que es­tá a su al­re­de­dor.

Los fue­gos ar­ti­fi­cia­les pue­den oca­sio­nar le­sio­nes gra­ves en los ojos, in­clu­yen­do la ce­gue­ra per­ma­nen­te. Otras le­sio­nes fre­cuen­tes son las que­ma­du­ras en las ma­nos y en la ca­ra, que sue­len de­jar ci­ca­tri­ces. Hay per­so­nas que has­ta pier­den uno o va­rios de­dos, cuan­do los fue­gos ar­ti­fi­cia­les sa­len en la di­rec­ción equi­vo­ca­da. Ade­más, los fue­gos ar­ti­fi­cia­les pue­den ini­ciar in­cen­dios, que pue­den ser in­clu­so más pe­li­gro­sos.

Quie­nes gus­ten uti­li­zar pi­ro­tec­nia en es­ta tem­po­ra­da, de­ben com­prar en las fe­rias au­to­ri­za­das. En es­tos lu­ga­res se po­drá com­prar pro­duc­tos que so­la­men­te pro­du­cen gas, ca­lor, co­lor y rui­do mo­de­ra­do, co­mo por ejem­plo las ben­ga­las, lan­za con­fe­ti, vol­ca­nes y gi­ra­to­rios.

CON­TROL. Ope­ra­ti­vos per­ma­nen­tes rea­li­zan las au­to­ri­da­des pa­ra evi­tar la ven­ta clan­des­ti­na de es­tos pro­duc­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.