Su­bas­tan car­ta de Al­bert Eins­tein

Una mi­si­va des­co­no­ci­da tras su huida de Ber­lín en­tró en pu­ja en Je­ru­sa­lén.

La Hora Quito - - Curioso -

JE­RU­SA­LÉN, EFE • La ca­sa de subas­tas Ke­dem de Je­ru­sa­lén pon­drá a la ven­ta la pró­xi­ma se­ma­na una car­ta des­co­no­ci­da que el Pre­mio No­bel de Fí­si­ca Al­bert Eins­tein es­cri­bió a mano en 1922 a su her­ma­na Ma­ja, tras su huida de Ber­lín, des­pués de que la po­li­cía le ad­vir­tie­ra de que su vi­da co­rría pe­li­gro. El pre­cio de sa­li­da del do­cu­men­to se­rá de 12.000 dó­la­res, in­for­mó Ke­dem en un co­mu­ni­ca­do.

En la car­ta, que no lle­va di­rec­ción en el re­mi­te ni da pis­tas de dón­de fue es­cri­ta -aun­que se cree que en Kiel, an­tes de que Eins­tein pu­sie­ra rum­bo a Asia pa­ra ofre­cer una se­rie de con­fe­ren­cias-, el cien­tí­fi­co le cuen­ta a su her­ma­na que vi­ve es­con­di­do.

“Por aquí na­die sa­be dón­de es­toy, y se cree que es­toy des­apa­re­ci­do (...) Aquí se es­tán ges­tan­do tiem­pos os­cu­ros, eco­nó­mi­ca y po­lí­ti­ca­men­te, así que es­toy con­ten­to de po­der ale­jar­me de to­do du­ran­te me­dio año”, es­cri­be en la mi­si­va, es­cri­ta con un tono fa­mi­liar.

Tex­to

El avi­so po­li­cial se pro­du­jo tras el ase­si­na­to de su ami­go ju­dío ale­mán Walt­her Rat­he­nau, en­ton­ces mi­nis­tro de Ex­te­rio­res, por tres ex­tre­mis­tas de de­re­cha ale­ma­nes.

“Es­toy bas­tan­te bien, a pe­sar de to­dos los an­ti­se­mi­tas en­tre mis co­le­gas ale­ma­nes. Es­toy re­clui­do aquí, sin rui­do ni sen­ti­mien­tos des­agra­da­bles, y es­toy ga­nan­do mi di­ne­ro in­de­pen­dien­te­men­te del es­ta­do, por lo que soy real­men­te un hom­bre libre”, bro­mea.

Ex­pli­ca su plan de huida: “Has vis­to, es­toy a pun­to de con­ver­tir­me en al­go así co­mo un pre­di­ca­dor iti­ne­ran­te. Es­to es, en pri­mer lu­gar, agra­da­ble y en se­gun­do, ne­ce­sa­rio” y la tran­qui­li­za: “No te preo­cu­pes por mí, yo tam­po­co lo ha­go”.

Me­ron Eren, co­pro­pie­ta­rio de la ca­sa de subas­tas, des­cri­be el tex­to co­mo una re­ve­la­ción de “los pen­sa­mien­tos que co­rrían por la men­te y el co­ra­zón de Eins­tein en una eta­pa muy pre­li­mi­nar del te­rror na­zi”, que du­ran­te el Ho­lo­caus­to ase­si­nó a seis mi­llo­nes de ju­díos.

“Es­ta­mos en­can­ta­dos de que es­ta car­ta ha­ya lle­ga­do has­ta nues­tra ca­sa y aún más fe­li­ces de te­ner la opor­tu­ni­dad de com­par­tir su con­te­ni­do con el mun­do”, ase­gu­ra Eren.

ACA­DÉ­MI­CO.Es el fí­si­co más fa­mo­so del si­glo XX. (In­ter­net)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.