Pro­pó­si­tos pa­ra el nue­vo año

La Hora Zamora - - OPINIÓN - SAN­TIA­GO OCHOA san­tia­go_o­[email protected]­mail.com

Cuan­do ter­mi­na un nue­vo año y co­mien­za otro, siem­pre so­le­mos ha­cer­nos pro­pó­si­tos pa­ra cum­plir. A ve­ces las ga­nas du­ran muy po­co y otras ve­ces es­co­ge­mos el ca­mino equi­vo­ca­do y no to­do se pue­de cum­plir. Nun­ca hay que de­jar de in­ten­tar y tra­tar de ha­cer lo co­rrec­to.

Cum­plir to­das nues­tras me­tas es­te año, pue­de ser po­si­ble, si se pre­sen­tan di­fi­cul­ta­des, de­be­mos es­for­zar­nos, si las co­sas no se dan co­mo es­pe­ra­mos, nun­ca de­be­mos pen­sar que no in­ten­tar es el ca­mino, no atra­ve­sar obs­tácu­los es el des­tino y no ayu­dar a los de­más es la so­lu­ción. De­be­mos con­ven­cer­nos que el es­fuer­zo, la per­se­ve­ran­cia y la unión son esen­cia­les pa­ra al­can­zar to­das las me­tas in­di­vi­dua­les y co­lec­ti­vas; no siem­pre el ca­mino se­rá sen­ci­llo, ni la ru­ta di­rec­ta se­rá la co­rrec­ta, pues siem­pre ha­brá per­so­nas al­re­de­dor que se in­ter­pon­drán y ha­brá mu­chos obs­tácu­los.

Ade­más, es­toy se­gu­ro que ja­más se de­be tra­tar de cum­plir las me­tas per­ju­di­can­do a los de­más, ja­más de­be­mos ren­dir­nos o ja­más de­be­mos con­se­guir nues­tros ob­je­ti­vos de ma­ne­ra ile­gal. Es mo­men­to de ac­tuar de ma­ne­ra co­rrec­ta, a pe­sar de que se re­ci­ban crí­ti­cas y que “la ma­na­da” nos quie­re ab­sor­ber, aun­que la so­cie­dad nos ha­ga pen­sar que no es ne­ce­sa­rio cre­cer sino per­ma­ne­cer en la zo­na de con­fort, no de­be­mos ren­dir­nos; tal vez, mu­chas per­so­nas pue­den creer que no es bueno es­for­zar­se y que es pre­fe­ri­ble no ha­cer na­da pa­ra no equi­vo­car­se; sin em­bar­go, so­lo el que ac­túa se equi­vo­ca, por eso no hay que te­mer­le al error, sino hay que apren­der de él. Aun­que, co­mo so­cie­dad a ve­ces pen­se­mos que lo que nos su­ce­de es pro­duc­to de lo que ha­cen otros, es­toy se­gu­ro que el fu­tu­ro de­pen­de de lo que ha­ce­mos in­di­vi­dual­men­te y co­lec­ti­va­men­te, no po­de­mos se­guir cre­yen­do que nues­tros ac­tos no tie­nen con­se­cuen­cias, de­be­mos ac­tuar pen­san­do en nues­tro bie­nes­tar y en de los de­más.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.