DÍA DEL PA­SI­LLO

EL NA­TA­LI­CIO DE JU­LIO JA­RA­MI­LLO PA­SÓ A SER LA FE­CHA EM­BLE­MÁ­TI­CA PA­RA LA CAN­CIÓN PO­PU­LAR. FUE ME­DIAN­TE DE­CRE­TO DEL PRE­SI­DEN­TE DU­RÁN BALLÉN

Memorias Porteñas - - PERSONAJES - POR: AL­BER­TO SÁN­CHEZ VA­RAS san­che­[email protected]­na­sa.com.ec

To­dos los años, des­de 1993, se ce­le­bra el Día del Pa­si­llo Ecua­to­riano por De­cre­to Eje­cu­ti­vo del pre­si­den­te Arq. Six­to Du­rán Ballén. ¿Cuál fue la ra­zón de es­ta de­ci­sión pre­si­den­cial? Fue pa­ra ren­dir ho­me­na­je al má­xi­mo ex­po­nen­te de la can­ción po­pu­lar, Ju­lio Ja­ra­mi­llo Lau­ri­do, quien na­ció en Gua­ya­quil el 1 de oc­tu­bre de 1935.

Es im­po­si­ble ha­blar del pa­si­llo ecua­to­riano sin men­cio­nar a es­te inol­vi­da­ble can­tan­te, que a pe­sar de ha­ber fa­lle­ci­do ha­ce 40 años (el 9 de fe­bre­ro de 1978), se man­tie­ne co­mo el nú­me­ro uno en­tre los in­tér­pre­tes de los gé­ne­ros po­pu­la­res. Pe­ro fue­ron las in­ter­pre­ta­cio­nes de pa­si­llos las que lo ca­ta­pul­ta­ron al éxi­to.

DE­RI­VA­CIÓN DEL VALS

El pa­si­llo es una de­ri­va­ción del vals vie­nés y lle­gó a Amé­ri­ca a tra­vés de los paí­ses del Ca­ri­be. La tra­di­ción se­ña­la que se ex­ten­dió des­de Ve­ne­zue­la y el Ca­ri­be co­lom­biano ha­cia el sur, trans­for­mán­do­se en lo que hoy es el Ecua­dor y el nor­te del Pe­rú, en una me­lo­día de rit­mo más lento, muy ro­mán­ti­ca y a ve­ces me­lan­có­li­ca. El pa­si­llo co­lom­biano, ve­ne­zo­lano o pa­na­me­ño es más mo­vi­do y por lo ge­ne­ral más ale­gre, aun­que sus di­fe­ren­cias son ma­ti­ces. An­te la eter­na dis­cu­sión de si el pa­si­llo es co­lom­biano o ecua­to­riano, bien po­dría­mos ha­blar de que hay un pa­si­llo co­lom­biano y uno ecua­to­riano.

Al res­pec­to, co­mo pa­ra avi­var la dis­cu­sión, el úni­co pa­si­llo que can­tó Gar­del fue Flo­res ne­gras, cu­ya le­tra es el del co­lom­biano Ju­lio Flo­res y la mú­si­ca del ecua­to­riano Car­los Ama­ble Ortiz. La más an­ti­gua gra­ba­ción que co­no­ce­mos de es­te pa­si­llo da­ta de 1916 y fue in­ter­pre­ta­da por el dúo que for­ma­ron Al­ber­to Val­di­vie­so Al­va­ra­do y Ni­ca­sio Sa­fa­di.

Sin du­da Gua­ya­quil de mis amo­res, cu­ya le­tra es de Lau­ro Dá­vi­la (oriun­do de Pa­sa­je, pro­vin­cia de El Oro), y la mú­si­ca de Ni­ca­sio Sa­fa­di, li­ba­nés ra­di­ca­do en el Ecua­dor, es el pa­si­llo más can­ta­do de la his­to­ria. Fue es­tre­na­do en 1927 y gra­ba­do por pri­me­ra vez en Nue­va York en 1930. Es co­no­ci­do co­mo el Himno po­pu­lar gua­ya­qui­le­ño. No es tan me­lan­có­li­co co­mo otros pa­si­llos, pe­ro sí muy ro­mán­ti­co.

IN­TÉR­PRE­TES FA­MO­SOS

El pa­si­llo tu­vo en el si­glo XX a sus in­tér­pre­tes más fa­mo­sos. El dúo Val­di­vie­so-Sa­fa­di so­bre­sa­lió en la se­gun­da dé­ca­da y pos­te­rior­men­te sur­gió En­ri­que Ibá­ñez, quien tam­bién hi­zo dúo con Sa­fa­di, que ade­más de in­tér­pre­te fue com­po­si­tor.

Más ade­lan­te la qui­te­ña Car­lo­ta Ja­ra­mi­llo, el dúo for­ma­do por el ota­va­le­ño Gon­za­lo Be­ní­tez y el qui­te­ño Luis Al­ber­to Va­len­cia, los gua­ya­qui­le­ños Car­los Ru­bi­ra In­fan­te, Fre­sia Saa­ve­dra y Olim­po Cár­de­nas, es­tán en­tre los más des­ta­ca­dos ex­po­nen­tes del pa­si­llo na­cio­nal. En la dé­ca­da de los 50 sur­gie­ron en emi­so­ras ra­dia­les y tea­tros de Gua­ya­quil los her­ma­nos Ja­ra­mi­llo Lau­ri­do (no te­nían pa­ren­tes­co con do­ña Car­lo­ta). Pri­me­ro fue Pe­pe, quien fue lla­ma­do el Rey del Pa­si­llo, y des­pués su her­mano Ju­lio, el Rui­se­ñor de Amé­ri­ca, quien no so­lo triun­fó con pa­si­llos en nues­tro me­dio, sino que con inigua­la­ble es­ti­lo can­tó bo­le­ros y tan­gos, pa­ra con­ver­tir­se en un ver­da­de­ro ído­lo la­ti­noa­me­ri­cano y em­ba­ja­dor de nues­tra mú­si­ca.

Ju­lio Ja­ra­mi­llo, el Rui­se­ñor deAmé­ri­ca.

Car­lo­ta Ja­ra­mi­llo, la Da­ma del Pa­si­llo. Ni­ca­sio Sa­fa­di, inol­vi­da­ble com­po­si­tor y can­tan­te de pa­si­llos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.