Cál­ma­te co­ra­zón,

Memorias Porteñas - - Mp - Por FRAN­CIS­CO CO­RREA

Allá por ma­yo de 1939, lle­gó a la ciu­dad de Qui­to el jo­ven can­tan­te y com­po­si­tor gua­ya­qui­le­ño Car­los Au­re­lio Ru­bi­ra Infante – quien na­ció a las tres de la tar­de del vier­nes 16 de sep­tiem­bre de 1921, en un pe­que­ño “cha­let” si­tua­do en la es­qui­na no­res­te de la in­ter­sec­ción de las ca­lles Ru­mi­cha­ca y Agui­rre, en pleno cen­tro de la ur­be por­te­ña. Ru­bi­ra lle­gó a nues­tra ca­pi­tal jun­to al can­tan­te rio­sen­se Olim­po León Cár­de­nas Mo­rei­ra (1919-1991) y del can­tan­te, gui­ta­rris­ta y com­po­si­tor ma­na­bi­ta Gon­za­lo Ve­ra San­tos (19171989), quie­nes in­te­gra­ban la ‘Em­ba­ja­da Ra­dial Gua­ya­quil’, que di­ri­gía el em­pre­sa­rio ar­tís­ti­co Ju­lio Ja­lón Fe- raud. Lle­gó la no­che del vier­nes 12 de ma­yo; eran más o me­nos las 21h00 y Ru­bi­ra se en­con­tra­ba alo­ja­do en un ho­tel qui­te­ño. Fue allí don­de sin­tió ga­nas de com­po­ner al­go lin­do, co­mo me ma­ni­fes­tó cuan­do lo en­tre­vis­té en 1981. En­ton­ces to­mó su gui­ta­rra y com­pu­so es­te pa­si­llo, que tan pron­to lo can­tó gus­tó tan­to que a las po­cas se­ma­nas fue gra­ba­do por las her­ma­nas Men­do­za Suas­ti.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.