CEN­TROA­MÉ­RI­CA El lu­gar ideal pa­ra in­ver­tir U

Na de las ma­ne­ras más cla­ras que tie­ne un país pa­ra avan­zar en el pro­ce­so de desa­rro­llo es atraer las in­ver­sio­nes pro­duc­ti­vas, que son una fuen­te di­rec­ta, tan­to de ca­pi­ta­les fres­cos co­mo de tec­no­lo­gías, nue­vos mé­to­dos de pro­duc­ción, ca­pa­ci­dad ge­ren­cial y

Mercados & Tendencias El Salvador - - Centroamérica -

Amé­ri­ca Cen­tral vie­ne li­de­ran­do un pro­ce­so de in­te­gra­ción a ni­vel in­ter­na­cio­nal. Pro­yec­tos de in­fra­es­truc­tu­ra, lo­gís­ti­cos y un ma­yor co­mer­cio de bie­nes y ser­vi­cios han he­cho que la re­gión se si­túe en el ojo de los in­ver­sio­nis­tas.

Las na­cio­nes cen­troa­me­ri­ca­nas tie­nen dis­tin­tos pun­tos de par­ti­da pa­ra com­pe­tir por la IDE con el res­to del mundo; y con Mé­xi­co y Su­da­mé­ri­ca en par­ti­cu­lar: Cos­ta Ri­ca lle­va la de­lan­te­ra por sus re­cur­sos hu­ma­nos y tec­no­ló­gi­cos, mien­tras que El Sal­va­dor po­see un cam­bio re­la­ti­vo en la pro­duc­ti­vi­dad agre­ga­da y Pa­na­má por su in­fra­es­truc­tu­ra y sis­te­ma fi­nan­cie­ro; tie­nen ini­cial­men­te una me­jor po­si­ción que Gua­te­ma­la, Hon­du­ras y Ni­ca­ra­gua.

El Fon­do Mo­ne­ta­rio In­ter­na­cio­nal (FMI) si­tuó en el 3.9% las pers­pec­ti­vas de cre­ci­mien­to de Cen­troa­mé­ri­ca pa­ra el 2018. Las cifras es­tán con­tem­pla­das en el in­for­me de­no­mi­na­do Pers­pec­ti­vas Eco­nó­mi­cas Glo­ba­les, en el que la pre­vi­sión de cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co pa­ra la re­gión es su­pe­rior a las pers­pec­ti­vas pa­ra Amé­ri­ca La­ti­na y el Ca­ri­be, a pe­sar de que en es­ta nue­va re­vi­sión se ubi­ca al al­za res­pec­to al in­for­me de ju­lio pa­sa­do.

Una mi­sión del FMI que vi­si­tó Hon­du­ras en sep­tiem­bre pa­sa­do in­di­có que el PIB de Hon­du­ras cre­ce­rá es­te año un 4%, mien­tras que los cálcu­los del Ban­co Cen­tral de Cos­ta Ri­ca in­di­can que su eco­no­mía se ex­pan­di­rá un 4.1% en 2018.

La eco­no­mía de Ni­ca­ra­gua ce­rra­rá 2017 con un cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co de en­tre un 4.7% y un 5.2%, de acuer­do con cifras del Ban­co Cen­tral de Ni­ca­ra­gua; mien­tras que pa­ra El Sal­va­dor, el Ban­co Cen­tral de Re­ser­va cal­cu­ló una ex­pan­sión de su eco­no­mía del 2.4% en 2017 y pro­nos­ti­ca el 2.5 % pa­ra el 2018.

EDI­CIÓN 125

Un país lleno de di­na­mis­mo

Cos­ta Ri­ca es un país co­no­ci­do in­ter­na­cio­nal­men­te por te­ner una de las pri­me­ras y más es­ta­bles de­mo­cra­cias de La­ti­noa­mé­ri­ca. Es­to pro­por­cio­na una ba­se úni­ca pa­ra un am­bien­te de in­ver­sión só­li­do, en com­pa­ra­ción con otros paí­ses.

Se­gún la Coa­li­ción Cos­ta­rri­cen­se de Ini­cia­ti­vas de Desa­rro­llo (CINDE), más de 250 com­pa­ñías mul­ti­na­cio­na­les ope­ran ac­tual­men­te en Cos­ta Ri­ca. El país po­see una fuer­za la­bo­ral jo­ven ex­cep­cio­nal­men­te ca­pa­ci­ta­da y bi­lin­güe, el 87% de sus ex­por­ta­cio­nes de bie­nes son en vir­tud de tra­ta­dos de li­bre co­mer­cio y más del 90% de la ener­gía es re­no­va­ble, por lo que sus cos­tos de elec­tri­ci­dad son ba­jos y es­tán ga­ran­ti­za­dos.

En Cos­ta Ri­ca no exis­te una ley es­pe­cial re­la­ti­va a la in­ver­sión ex­tran­je­ra, si bien va­rias le­yes y re­gla­men­tos tra­tan de pro­mo­ver­la, in­clui­dos los re­gí­me­nes de exen­ción de im­pues­tos y los rá­pi­dos pro­ce­di­mien­tos de in­mi­gra­ción.

Los in­ver­sio­nis­tas ex­tran­je­ros tie­nen de­re­cho a los mis­mos in­cen­ti­vos y be­ne­fi­cios otor­ga­dos a las em­pre­sas cos­ta­rri­cen­ses. El ar­tícu­lo 19 de la Cons­ti­tu­ción Po­lí­ti­ca es­ti­pu­la que los ex­tran­je­ros es­tán su­je­tos a las mis­mas obli­ga­cio­nes y de­re­chos in­di­vi­dua­les y so­cia­les que los cos­ta­rri­cen­ses, con las ex­cep­cio­nes y li­mi­ta­cio­nes es­ta­ble­ci­das en la pro­pia Cons­ti­tu­ción y las le­yes.

El Có­di­go Ci­vil ga­ran­ti­za que tan­to los par­tes cos­ta­rri­cen­ses co­mo las ex­tran­je­ras pue­dan re­cu­rrir a los tri­bu­na­les y pro­te­ge los de­re­chos emer­gen­tes de los con­tra­tos, in­clui­dos los ins­tru­men­tos in­ter­na­cio­na­les.

En cuan­to a los sec­to­res con ma­yor di­na­mis­mo, el co­mer­cio ge­ne­ra bue­nos in­gre­sos pa­ra quie­nes apues­tan por él. Tan so­lo las ex­por­ta­cio­nes de bie­nes acu­mu­la­das en los 12 me­ses com­pren­di­dos en­tre oc­tu­bre de 2016 y sep­tiem­bre de 2017 al­can­za­ron un mon­to de US$ 10.569 mi­llo­nes, ci­fra que fue US$ 839 mi­llo­nes, 8,6%, ma­yor al mon­to re­gis­tra­do en­tre oc­tu­bre de 2015 y sep­tiem­bre de 2016; y su­pera en US$ 1.440 mi­llo­nes al pro­me­dio de los úl­ti­mos cua­tro pe­rio­dos in­ter­anua­les (oc­tu­bre-sep­tiem­bre).

Al mis­mo tiem­po, la Cá­ma­ra de In­dus­trias de Cos­ta Ri­ca (CICR) pre­vé que el sec­tor in­dus­trial cre­ce­rá el 4% en el 2018. De acuer­do a los cálcu­los del sec­tor, la in­dus­tria ubi­ca­da fue­ra del ré­gi­men de zo­nas

EDI­CIÓN 125

fran­cas ten­drá nue­va­men­te le­ve un cre­ci­mien­to en el 2018, un com­por­ta­mien­to afec­ta­do por al me­nos 18 ta­reas pen­dien­tes, co­mo el con­trol de los au­men­tos en los com­bus­ti­bles aje­nos al im­pac­to de las co­ti­za­cio­nes in­ter­na­cio­na­les.

Res­pec­to a los in­for­mes del Ban­co Cen­tral de Cos­ta Ri­ca (BCCR), la cons­truc­ción pri­va­da cre­ció en el pri­mer tri­mes­tre del año 2017 a una ta­sa in­ter­anual del 4,6% en la cual las obras re­si­den­cia­les, con un cre­ci­mien­to de 11,6%, com­pen­sa­ron la caí­da de las edi­fi­ca­cio­nes no re­si­den­cia­les, co­mo la cons­truc­ción de obras de in­fra­es­truc­tu­ra y me­jo­ras eléc­tri­cas, que re­gis­tra­ron ta­sas de -3,1% y -26,0% res­pec­ti­va­men­te.

Si­guien­do es­tas cifras, la en­ti­dad afir­ma que en el 2018 se pre­vé una ace­le­ra­ción del PIB cons­truc­ción, con un cre­ci­mien­to en las obras con des­tino pú­bli­co co­mo en las de des­tino pri­va­do, des­ta­can­do las obras de re­cons­truc­ción del Hu­ra­cán Ot­to, las re­la­cio­na­das a la nue­va ter­mi­nal de con­te­ne­do­res, la nue­va in­fra­es­truc­tu­ra edu­ca­ti­va y el plan de me­jo­ra­mien­to de oleo­duc­tos.

Ma­nu­fac­tu­ra y agroin­dus­tria

A pe­sar de la cri­sis post elec­to­ral, las au­to­ri­da­des del Ban­co Cen­tral de Hon­du­ras han anun­cia­do que el com­por­ta­mien­to de la eco­no­mía na­cio­nal con­ti­nua­rá sien­do li­de­ra­do por la in­ter­me­dia­ción fi­nan­cie­ra, de­ri­va­do de los in­gre­sos pro­ve­nien­tes de un ma­yor vo­lu­men de prés­ta­mos al sec­tor pri­va­do.

El aná­li­sis del BCH de­ter­mi­nó que le si­gue el buen desem­pe­ño de la agri­cul­tu­ra, con pro­duc­tos co­mo ca­fé, ba­nano y pal­ma afri­ca­na. Has­ta oc­tu­bre del 2017 las ex­por­ta­cio­nes de ca­fé to­ta­li­za­ron US$1,113.2 mi­llo­nes, un mon­to su­pe­rior en el 56.6%, equi­va­len­te a US$402.3 mi­llo­nes, que el re­gis­tra­do en igual lap­so del año pa­sa­do; co­mo re­sul­ta­do de un ma­yor vo­lu­men (39.7%, US$282 mi­llo­nes) y un au­men­to en el pre­cio (12.1%, US$120.3 mi­llo­nes).

Asi­mis­mo, de acuer­do a la en­ti­dad ban­ca­ria, pa­ra esa mis­ma fe­cha las ven­tas ex­ter­nas de acei­te de pal­ma ge­ne­ra­ron US$195.6 mi­llo­nes, un mon­to in­ter­anual su­pe­rior en US$43.1 mi­llo­nes; de­ri­va­do de un au­men­to del 12.1% en el vo­lu­men, atri­bui­ble a las con­di­cio­nes cli­má­ti­cas fa­vo­ra­bles pa­ra la pro­duc­ción de la fru­ta.

CEN­TROA­MÉ­RI­CA

¿EN QUÉ PAÍS ES ME­JOR HA­CER NE­GO­CIOS? PO­SI­CIÓN

La ma­nu­fac­tu­ra, me­dian­te la ela­bo­ra­ción de ali­men­tos agroin­dus­tria­les y be­bi­das; así co­mo de pren­das de ves­tir a ba­se de fi­bra sin­té­ti­ca, tam­bién son un buen sec­tor pa­ra in­ver­tir. Pa­ra es­te año se es­ti­ma una re­cu­pe­ra­ción de las ac­ti­vi­da­des de­di­ca­das a la fa­bri­ca­ción de pro­duc­tos tex­ti­les y pren­das de ves­tir; im­pul­sa­das por las nue­vas in­ver­sio­nes orien­ta­das a la di­ver­si­fi­ca­ción de sus pro­duc­tos, lo que in­clu­ye la

ela­bo­ra­ción de te­la sin­té­ti­ca, te­ji­do de pun­to y fi­la­men­tos.

Has­ta el pri­mer se­mes­tre de 2017 la in­dus­tria tex­til ha de­no­ta­do una le­ve re­cu­pe­ra­ción, ob­ser­ván­do­se que las ex­por­ta­cio­nes de la ma­qui­la re­por­ta­ron un au­men­to de 0.6%, sien­do US$11.4 mi­llo­nes su­pe­rio­res a las re­gis­tra­das en si­mi­lar pe­río­do del año an­te­rior.

Ca­da vez cre­ce más el sec­tor in­mo­bi­lia­rio

En los úl­ti­mos años co­men­zó en Pa­na­má una es­pe­cie de “boom” en el mer­ca­do de com­pra y ven­ta de in­mue­bles, gra­cias a los in­cen­ti­vos que re­ci­be pa­ra su desa­rro­llo y co­mo re­sul­ta­do de las ven­ta­jas que ofre­ce a los in­ver­sio­nis­tas, tan­to lo­ca­les co­mo ex­tran­je­ros, en­tre los que se des­ta­can la rá­pi­da re­va­lo­ri­za­ción de su in­ver­sión, las fa­ci­li­da­des de fi­nan­cia­mien­to y los in­cen­ti­vos fis­ca­les.

Se cal­cu­la que, co­mo re­sul­ta­do de es­te gran mo­vi­mien­to, en el año 2018 los in­gre­sos se­rán de unos US$ 10 mil mi­llo­nes. Ad­qui­rir un in­mue­ble en Pa­na­má, ade­más de ser una ex­ce­len­te in­ver­sión, es un pro­ce­so muy sen­ci­llo. Las agencias in­mo­bi­lia­rias cuen­tan con un per­so­nal ca­pa­ci­ta­do y bi­lin­güe que orien­ta a los in­tere­sa­dos, ofre­ce ase­so­ra­mien­to le­gal e in­for­ma­ción en lí­nea.

Tam­bién ofre­ce el país sig­ni­fi­ca­ti­vos be­ne­fi­cios en cuan­to a la le­gis­la­ción fi­nan­cie­ra, pues no exis­ten con­tro­les de cam­bio y el Im­pues­to por Ga­nan­cias de Ca­pi­tal es muy ba­jo

Por su par­te, el pre­si­den­te Juan Car­los Va­re­la se­ña­ló que la am­plia­ción del ca­nal for­ta­le­ce­rá las re­la­cio­nes co­mer­cia­les con otras na­cio­nes, au­men­ta­rá la ca­pa­ci­dad de car­ga de las em­bar­ca­cio­nes y co­nec­ta­rá a mi­les de per­so­nas, pro­mo­vien­do la co­la­bo­ra­ción pa­cí­fi­ca y for­ta­le­cien­do las re­la­cio­nes co­mer­cia­les por un me­jor fu­tu­ro.

El in­cre­men­to de la ac­ti­vi­dad en el ca­nal am­plia­do su­po­ne un im­pul­so po­si­ti­vo pa­ra la eco­no­mía pa­na­me­ña, que per­mea­rá a va­rios sec­to­res, co­mo la lo­gís­ti­ca y el co­mer­cio, fac­to­res que mo­ti­va­ron a la ca­li­fi­ca­do­ra de ries­go Fitch Ra­ting a pro­yec­tar que el cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co de Pa­na­má, se ele­va­rá del 5,5% en 2016, al 6,5% en 2018. Ga­na­de­ría y zo­nas fran­cas Ni­ca­ra­gua ha ex­pe­ri­men­ta­do un cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co sos­te­ni­do, co­mo re­sul­ta­do del ma­ne­jo dis­ci­pli­na­do de sus po­lí­ti­cas fis­ca­les, fi­nan­cie-. ras, mo­ne­ta­rias y cam­bia­rias. La le­gis­la­ción y los pro­ce­di­mien­tos ad­mi­nis­tra­ti­vos pro ne­go­cios han con­tri­bui­do a un fuer­te in­gre­so de la in­ver­sión ex­tran­je­ra en los úl­ti­mos años. En el 2016 los in­gre­sos de la IED al­can­za­ron los US$1,442 mi­llo­nes, lo cual re­pre­sen­tó un au­men­to del 4.1% com­pa­ra­do con el 2015, de acuer­do a la Guía del In­ver­sio­nis­ta emi­ti­da por Pro Ni­ca­ra­gua.

Los in­gre­sos de IED re­gis­tra­ron una ta­sa de cre­ci­mien­to pro­me­dio anual de 16% du­ran­te el pe­rio­do 2007-2016. Es­tos re­sul­ta­dos re­fle­jan la exis­ten­cia de un cli­ma de es­ta­bi­li­dad y se­gu­ri­dad, res­pal­da­do por un mar­co le­gal fa­vo­ra­ble a las in­ver­sio­nes.

Ál­va­ro Bal­to­dano, ase­sor pre­si­den­cial en te­mas de in­ver­sión, des­ta­có que en el 2018 Ni­ca­ra­gua es­pe­ra su­pe­rar los US$ 1,400 mi­llo­nes en in­ver­sión ex­tran­je­ra di­rec­ta, de­bi­do a que el am­bien­te de es­ta­bi­li­dad ge­ne­ra un ma­yor in­te­rés en los in­ver­sio­nis­tas.

Bal­to­dano ase­gu­ró que Ni­ca­ra­gua es un buen mer­ca­do in­ter­na­cio­nal, co­mo lo de­mues­tra el cre­ci­mien­to de to­dos los ru­bros, así co­mo el de las ex­por­ta­cio­nes y la cons- truc­ción de obras que fa­vo­re­cen la ge­ne­ra­ción de em­pleos.

“Se­gui­mos sien­do una pla­ta­for­ma im­por­tan­te pa­ra la in­ver­sión y la ex­por­ta­ción a los mer­ca­dos de Es­ta­dos Uni­dos y Cen­troa­mé­ri­ca, por lo que te­ne­mos en cla­ro que las in­ver­sio­nes en Ni­ca­ra­gua van a cre­cer. Las mis­mas se per­ci­ben en to­dos los sec­to­res de la eco­no­mía na­cio­nal, lo cual se re­fle­ja en los cen­tros co­mer­cia­les, tien­das, nue­vas fran­qui­cias y la cons­truc­ción de ban­cos. Tam­bién es im­por­tan­te la in­ver­sión anual en tec­no­lo­gía y co­mu­ni­ca­cio­nes”, re­fi­rió.

La in­ver­sión ba­jo el ré­gi­men de zo­na franca po­dría al­can­zar en el 2018los US$450 mi­llo­nes, mien­tras que el 2017 ce­rra­ría en US$400 mi­llo­nes, in­di­có el di­rec­tor eje­cu­ti­vo de la Aso­cia­ción Ni­ca­ra­güen­se de la In­dus­tria Tex­til y de Con­fec­ción (Ani­tec), Dean Gar­cía.

De acuer­do a la Guía de In­ver­sio­nis­tas rea­li­za­da por Pro Ni­ca­ra­gua, el país ofre­ce

EDI­CIÓN 125

CEN­TROA­MÉ­RI­CA

im­por­tan­tes in­cen­ti­vos fis­ca­les ba­jo el ré­gi­men de zo­nas fran­cas a las com­pa­ñías in­tere­sa­das en es­ta­ble­cer ope­ra­cio­nes orien­ta­das a la ex­por­ta­ción en las in­dus­trias tex­ti­les, de con­fec­ción, ma­nu­fac­tu­ra y agroin­dus­tria. En­tre ellos se en­cuen­tra la exen­ción del 100% del pa­go del im­pues­to so­bre la ren­ta du­ran­te los pri­me­ros diez años de fun­cio­na­mien­to y del 60% del un­dé­ci­mo año . Es­te be­ne­fi­cio pue­de ser pro­rro­ga­do una vez, pre­via au­to­ri­za­ción, por un pe­rio­do de 10 años adi­cio­na­les. Es­ta exen­ción no in­clu­ye los im­pues­tos por in­gre­sos per­so­na­les, sa­la­rios, suel­dos o emo­lu­men­tos pa­ga­dos al per­so­nal ni­ca­ra­güen­se o ex­tran­je­ro que tra­ba­je en la em­pre­sa es­ta­ble­ci­da en la Zo­na.

Ade­más, los in­ver­sio­nis­tas es­tán exen­tos de pa­gar los im­pues­tos so­bre la enaje­na­ción de bie­nes in­mue­bles a cual­quier tí­tu­lo, in­clu­so el Im­pues­to so­bre Ga­nan­cias de Ca­pi­tal, siem­pre que la em­pre­sa es­té ce­rran­do sus ope­ra­cio­nes en la Zo­na Franca y el bien in­mue­ble con­ti­núe afec­ta­do al ré­gi­men que la re­gu­la; y del pa­go de Im­pues­tos por cons­ti­tu­ción, trans­for­ma­ción, fu­sión o re­for­ma de la sociedad, así co­mo tam­bién del Im­pues­to de Tim­bres.

La ga­na­de­ría y la pro­duc­ción de lác­teos y car­nes son tam­bién sec­to­res con gran­des nú­me­ros a su fa­vor. Ni­ca­ra­gua tie­ne el ha­to ga­na­de­ro más gran­de de Cen­troa­mé­ri­ca, con un cre­ci­mien­to com­pues­to anual del 9.01% de las ex­por­ta­cio­nes de car­ne y un 11.4% anual en el aco­pio de le­che en los úl­ti­mos 8 años.

En el 2017 el sec­tor ga­na­de­ro superó los US$700 mi­llo­nes, se­gún la Fe­de­ra­ción de Aso­cia­cio­nes Ga­na­de­ras de Ni­ca­ra­gua (Fa­ga­nic), la pro-

EL CRE­CI­MIEN­TO DE LAS ECO­NO­MÍAS ES­TE 2018

duc­ción de pro­duc­tos lác­teos fue de 71.725 to­ne­la­das, que ge­ne­ra­ron el in­gre­so de 154 mi­llo­nes de dó­la­res; mien­tras que de pro­duc­tos cár­ni­cos fue­ron ex­por­ta­das 133.228 to­ne­la­das, por más de 513 mi­llo­nes de dó­la­res.

La ga­na­de­ría cuen­ta con más de 5 mi­llo­nes de ca­be­zas de ga­na­do. El país es el prin­ci­pal abas­te­ce­dor de le­che en Cen­troa­mé­ri­ca y el cuar­to en La­ti­noa­mé­ri­ca, por de­trás de Ar­gen­ti­na, Uru­guay y Bra­sil, se­gún la Fe­de­ra­ción Pa­na­me­ri­ca­na de Le­che­ría (Fe­pa­le). La ac­ti­vi­dad agro­pe­cua­ria re­pre­sen­ta en­tre el 18 % y el 20 % del pro­duc­to in­te­rior bru­to (PIB).

Con­di­cio­nes agrí­co­las fa­vo­ra­bles

La Cá­ma­ra Gua­te­mal­te­ca de la Cons­truc­ción ( CGC), en su bo­le­tín eco­nó­mi­co No. 42 “Pers­pec­ti­vas 2018” se­ña­la que el Ban­co de Gua­te­ma­la (Ban­guat) es­ti­mó que en 2018 el sec­tor cre­ce­rá el 2,4% y la eco­no­mía el 3,2%.

Oscar Se­quei­ra, coor­di­na­dor de la co­mi­sión de es­ta­dís­ti­ca de la CGC, ex­pli­ca que las cifras es­ti­ma­das pa­ra es­te año po­drían ce­rrar con una le­ve re­duc­ción, de­bi­do a la di­ná­mi­ca que la in­dus­tria ha te­ni­do en los úl­ti­mos me­ses. La po­ca in­ver­sión que ha rea­li­za­do el Es­ta­do en la in­fra­es­truc­tu­ra pú­bli­ca ge­ne­ró la des­ace­le­ra­ción de al­gu­nos in­di­ca­do­res que afec­tan di­rec­ta­men­te al sec­tor.

No obs­tan­te, exis­ten otros sec­to­res que ten­drán un desem­pe­ño po­si­ti­vo y mos­tra­rán una re­cu­pe­ra­ción. De acuer­do al in­for­me de Po­lí­ti­ca Mo­ne­ta­ria, Cam­bia­ria y Cre­di­ti­cia de la Jun­ta Mo­ne­ta­ria de Gua­te­ma­la, en­tre las áreas sec­to­res que es­te año mo­ve­rán el am­pe­rí­me­tro se en­cuen­tran: agri­cul­tu­ra, ga­na­de­ría, ca­za, sil­vi­cul­tu­ra y pes­ca con 3.2%, mi­nas y can­te­ras con 3,6%, in­dus­tria ma­nu­fac­tu­re­ra 3%, elec­tri­ci­dad y agua 3,7%, trans­por­te y al­ma­ce­na­mien­to con 3,1%.

En la agri­cul­tu­ra se pro­yec­ta una re­cu­pe­ra­ción de la pro­duc­ción en la za­fra 2017/18 y una ma­yor pro­duc­ción de cul­ti­vos co­mo ca­fé, ba­nano, hor­ta­li­zas, fru­tas y pal­ma afri­ca­na; así co­mo el car­do­mo­mo. Es­te úl­ti­mo pro­duc­to ge­ne­ró en el 2016 un im­pac­to eco­nó­mi­co de US438.35 mi­llo­nes en las com­pras a pro­vee­do­res, sa­la­rios, ga­nan­cias, con­su­mo de las fa­mi­lias e in­gre­sos pa­ra el Es­ta­do; lo que re­pre­sen­tó el 0.8% del PIB, aun­que en mo­men­tos en los que el pre­cio fue ma­yor el ni­vel lle­gó al 1.5%.

Gua­te­ma­la tie­ne di­ver­sas ven­ta­jas res­pec­to a otros paí­ses del mundo, par­ti­cu­lar­men­te por sus con­di­cio­nes agro eco­ló­gi­cas fa­vo­ra­bles, pues se en­cuen­tra ubi­ca­da den­tro de la zo­na tro­pi­cal del he­mis­fe­rio nor­te, lo que le per­mi­te te­ner una am­plia di­ver­si­dad al­ti­tu­di­nal, des­de el ni­vel del mar has­ta ca­si los 4,200 me­tros. Por ello, po­see unos 360 mi­cro­cli­mas que le per­mi­ten ofre­cer pro­duc­tos de ca­li­dad y va­ria­dos, apar­te de una abun­dan­te ma­te­ria pri­ma du­ran­te prác­ti­ca­men­te to­do el año, cons­ti­tu­yén­do­se en un país su­fi­cien­te­men­te atrac­ti­vo pa­ra la in­ver­sión na­cio­nal y ex­tran­je­ra.

Se­gún las es­ta­dís­ti­cas del Ban­co de Gua­te­ma­la ( BAN­GUAT) y el Mi­nis­te­rio de Agri­cul­tu­ra, Ga­na­de­ría y Ali­men­ta­ción ( MA­GA), el sec­tor agro­pe­cua­rio ge­ne­ró el 13.6% del pro­duc­to in­terno bru­to ( PIB) en el año 2014, des­ta­can­do su con­tri­bu­ción a la cap­ta­ción de di­vi­sas y la ge­ne­ra­ción de em­pleo.

EDI­CIÓN 125

Newspapers in Spanish

Newspapers from El Salvador

© PressReader. All rights reserved.