Lo peor ya pa­só, di­ce Ode­brecht

Re­pre­sen­tan­te de la cons­truc­to­ra se­ña­la­da de so­bor­nar a go­bier­nos y po­lí­ti­cos ase­gu­ra que para Amé­ri­ca La­ti­na el pe­río­do más crí­ti­co ya se su­peró.

Prensa Libre - - Internacional Actualidad - CEO DE LA CONS­TRUC­TO­RA BRA­SI­LE­ÑA ac­tua­li­[email protected]­sa­li­bre.com.gt

Sus con­fe­sio­nes han he­cho caer a pre­si­den­tes y aún com­pli­can a po­lí­ti­cos en Amé­ri­ca La­ti­na; sin em­bar­go, la cons­truc­to­ra bra­si­le­ña Ode­brecht, que ad­mi­tió que pa­gó so­bor­nos a cam­bio de obras en el con­ti­nen­te, ase­gu­ra que ha en­de­re­za­do el rum­bo.

Ode­brecht fue acu­sa­da de ha­ber pa­ga­do coimas por unos US$788 millones en 12 paí­ses.

Dos años han pa­sa­do y en ese ca­mino re­for­mó su go­ber­nan­za, tie­ne un con­se­jo de ad­mi­nis­tra­ción, un co­mi­té de con­for­mi­dad que ga­ran­ti­za bue­nas prác­ti­cas y un di­rec­to­rio que, ase­gu­ran, ya no tie­ne el po­der ab­so­lu­to que os­ten­ta­ba ha­ce dos años su en­ton­ces di­rec­tor eje­cu­ti­vo, Mar­ce­lo Ode­brecht, aho­ra en pri­sión domiciliaria.

El ros­tro vi­si­ble de la em­pre­sa es Fá­bio Ja­nua­rio, de 47 años y des­de ha­ce dos pre­si­den­te de Ode­brecht En­gen­ha­ria e Cons­trução (OEC), el área más gol­pea­da por el ca­so La­va Jato.

La fir­ma tie­ne aho­ra 18 obras en mar­cha, 11 de ellas fue­ra de Bra­sil.

En en­tre­vis­ta, el eje­cu­ti­vo des­cri­be el es­ce­na­rio que le es­pe­ra a la com­pa­ñía.

¿En qué si­tua­ción se en­cuen­tra Ode­brecht?

Pe­se a que es­tos dos úl­ti­mos años han si­do di­fí­ci­les para la com­pa­ñía, con­se­gui­mos una agen­da de trans­pa­ren­cia y de trans­for­ma­ción de nues­tro ne­go­cio, con nue­vos lí­de­res, go­ber­nan­za con con­se­je­ros in­de­pen­dien­tes y una agen­da de con­for­mi­dad.

¿Por qué Amé­ri­ca La­ti­na ten­dría que vol­ver a creer en us­te­des? Ni el sec­tor pú­bli­co ni pri­va­do van a to­le­rar más a un ac­tor en la cons­truc­ción que no ten­ga una agen­da de trans­for­ma­ción im­ple­men­ta­da, y eso nos da ven­ta­ja. Da­mos to­tal se­gu­ri­dad a los clien­tes en re­la­ción a nues­tras prác­ti­cas. ¿La si­tua­ción ya to­có fon­do?

El pe­río­do más crí­ti­co ya pa­só. En Amé­ri­ca La­ti­na de­pen­de de la ma­du­rez ins­ti­tu­cio­nal de ca­da país para ce­rrar acuer­dos de le­ni­dad —co­la­bo­ra­ción con la jus­ti­cia—. En los pró­xi­mos me­ses se ce­rra­rán acuer­dos im­por­tan­tes en Amé­ri­ca La­ti­na.

¿Cuá­les es­tán pen­dien­tes? Co­men­za­ron en di­ciem­bre de 2016 en Bra­sil, Es­ta­dos Uni­dos y Sui­za. Lue­go, Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na, Gua­te­ma­la, Pa­na­má y Ecua­dor. Los avan­ces son im­por­tan­tes, pe­ro te­ne­mos que guar­dar con­fi­den­cia­li­dad (...) En Pe­rú es­pe­ra­mos en breve lle­gar a un acuer­do —con la Jus­ti­cia— y que la ope­ra­ción pue­da re­to­mar rá­pi­do.

Bra­sil, su país se­de, ten­drá un nue­vo go­bierno en 2019, con el juez de la Ope­ra­ción La­va Jato co­mo ministro de Jus­ti­cia. ¿Qué ex­pec­ta­ti­vas tie­nen?

So­mos apar­ti­da­rios, pres­ta­mos ser­vi­cios a la so­cie­dad a tra­vés de sus go­bier­nos. Con el go­bierno elec­to, la pre­sen­cia del ministro Ser­gio Mo­ro en Jus­ti­cia nos de­ja op­ti­mis­tas (...) Nos de­ja bas­tan­te sa­tis­fe­chos por­que Mo­ro ce­le­bró nues­tros acuer­dos de co­la­bo­ra­ción y sa­be la im­por­tan­cia de las em­pre­sas que se aco­gie­ron a acuer­dos para trans­for­mar el mer­ca­do. Nues­tra vi­sión es po­si­ti­va.

Mu­chos con­tra­tos mi­llo­na­rios se lo­gra­ron ba­jo la me­sa. Aho­ra que es­tán tra­ba­jan­do con me­ca­nis­mos de con­trol, ¿se­rá fá­cil ob­te­ner la mis­ma can­ti­dad de obras?

El sec­tor cons­truc­ción su­frió el im­pac­to de los acuer­dos de La­va Jato, pe­ro tam­bién les afec­tó el ba­jo pre­cio de las ma­te­rias pri­mas.

Creo que hu­bo, en fun­ción de la cri­sis, una re­trac­ción gran­de del sec­tor in­fra­es­truc­tu­ra. Las eco­no­mías de es­tos paí­ses es­tán vol­vien­do a cre­cer y cre­ce­re­mos tam­bién. La so­cie­dad y Amé­ri­ca La­ti­na no van a to­le­rar más la fal­ta de in­te­gri­dad. Es una trans­for­ma­ción se­ria.

¿Có­mo es­tán las fi­nan­zas de la com­pa­ñía? Te­ne­mos en nues­tra ope­ra­ción un flu­jo de ca­ja que con­ti­núa sa­lu­da­ble, hi­ci­mos un gran tra­ba­jo de efi­cien­cia, re­duc­ción de cos­tos.

Eso se con­du­ce con res­pon­sa­bi­li­dad, para pre­ser­var nues­tra ca­pa­ci­dad de ge­ne­ra­ción de ca­ja y vol­ver al ci­clo po­si­ti­vo. ¿Có­mo ven el es­ce­na­rio de li­ci­ta­cio­nes para Amé­ri­ca La­ti­na? Nues­tros es­tu­dios apun­tan que el mer­ca­do para los pró­xi­mos cin­co años —in­clu­yen­do los paí­ses de Áfri­ca don­de ope­ran— tie­ne un po­ten­cial de US$500 mil millones.

Te­ne­mos la ex­pec­ta­ti­va de en esos cin­co años al­can­zar una ci­fra de US$20 mil millones de nue­vas con­quis­tas para la com­pa­ñía.

¿Eva­lua­ron la po­si­bi­li­dad de cam­biar de nom­bre?

Pe­se a los pro­ble­mas, la mar­ca es re­co­no­ci­da por su com­pe­ten­cia, por su ex­ce­len­cia téc­ni­ca. (...) No exis­te en el he­mis­fe­rio sur una ca­pa­ci­dad ins­ta­la­da co­mo la nues­tra. Na­die jun­ta ce­men­to, are­na y ace­ro y tie­ne más com­pe­ten­cia para eje­cu­tar un pro­yec­to que nues­tra com­pa­ñía.

CON­TEX­TO

Ode­brecht re­par­tió US$17.9 millones por una obra y para la cam­pa­ña pre­si­den­cial de Ma­nuel Bal­di­zón. En el pri­mer ca­so, la fir­ma en­tre­gó US$9 millones al en­ton­ces ministro de Co­mu­ni­ca­cio­nes, Ale­jan­dro Si­ni­bal­di, quien es­tá pró­fu­go. Seis per­so­nas es­tán pro­ce­sa­das y al me­nos para cua­tro hay or­den de cap­tu­ra.

“Ni el sec­tor pú­bli­co ni pri­va­do van a to­le­rar más a un ac­tor que no ten­ga una agen­da de trans­for­ma­ción”. Fá­bio Janurio, CEO de la bra­si­le­ña Ode­brecht.

FOTO PREN­SA LI­BRE: AFP

Newspapers in Spanish

Newspapers from Guatemala

© PressReader. All rights reserved.