¡Que no le ro­ben in­for­ma­ción sen­si­ble!

Mercados & Tendencias Honduras - - Mercados - Por

La fal­ta de leal­tad de los em­plea­dos abren las puer­tas pa­ra la fu­ga de los se­cre­tos de la em­pre­sa. Con­tra­tos legales y un am­bien­te idó­neo son vi­ta­les pro­te­ger los da­tos.

El 2014 pu­so a prue­ba la se­gu­ri­dad in­for­má­ti­ca de las em­pre­sas a ni­vel mun­dial, sien­do Sony Pictures uno de los ca­sos más di­vul­ga­dos. A fi­na­les de no­viem­bre de ese año, la com­pa­ñía re­ci­bió una ame­na­za por par­te de un gru­po de­no­mi­na­do “Guar­dians of Pea­ce” de di­vul­gar in­for­ma­ción con­fi­den­cial ob­te­ni­da des­de lo in­terno de la em­pre­sa.

Pos­te­rior­men­te, el gru­po fil­tró a la red los nú­me­ros de Se­gu­ri­dad So­cial de más de 47.000 per­so­nas, en­tre ellos ce­le­bri­da­des co­mo Syl­ves­ter Sta­llo­ne, y em­plea­dos ac­tua­les y an­te­rio­res de la com­pa­ñía. Ade­más, se hi­zo pú­bli­ca in­for­ma­ción per­so­nal, sa­la­rios y do­mi­ci­lios de los afec­ta­dos. Días des­pués de la ame­na­za se fil­tra­ron en lí­nea pe­lí­cu­las de la com­pa­ñía que aún no ha­bían si­do es­tre­na­das. Fi­nal­men­te, el ataque obli­gó al con­glo­me­ra­do a ce­rrar su red du­ran­te más de una se­ma­na.

Pe­ro no so­lo Sony fue víc­ti­ma de fu­gas de in­for­ma­ción sen­si­ble ese año. A la lis­ta se su­ma­ron es­cán­da­los en Es­ta­dos Uni­dos de Tar­get y Ho­me De­pot, a quie­nes les ro­ba­ron 70 mi­llo­nes y 56 mi­llo­nes de ar­chi­vos ban­ca­rios res­pec­ti­va­men­te; mien­tras que eBay tu­vo una vio­la­ción ma­si­va de da­tos que afec­tó a 145 mi­llo­nes de usua­rios.

La lis­ta de em­pre­sas que han vi­vi­do es­te ti­po de ame­na­zas in­clu­ye re­pre­sen­tan­tes de dis­tin­tos sec­to­res eco­nó­mi­cos, co­mo ban­ca y te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes. To­das las em­pre­sas ma­ne­jan in­for­ma­ción que pue­de con­si­de­rar­se sen­si­ble o pri­vi­le­gia­da y es­te pue­de ser un fac­tor de al­to ries­go pa­ra las com­pa­ñías si caen en las ma­nos equi­vo­ca­das; y tal co­mo se sos­pe­cha que le pa­só a Sony, mu­chas ve­ces es­tas ma­nos per­te­ne­cen a los mis­mos co­la­bo­ra­do­res de las em­pre­sas. Tra­zar la es­tra­te­gia

Se­gún de­fi­ne la abo­ga­da ex­per­ta en asuntos cor­po­ra­ti­vos

Newspapers in Spanish

Newspapers from Honduras

© PressReader. All rights reserved.