EL AMOR DE DIOS

Re­fle­xio­nes

Conectate - - NEWS -

El Se­ñor tu Dios vi­ve en me­dio de ti. […] Se de­lei­ta­rá en ti con ale­gría. […] Se go­za­rá por ti con can­tos de ale­gría. So­fo­nías 3:17 ( NTV)

Es­toy con­ven­ci­do de que na­da po­drá ja­más se­pa­rar­nos del amor de Dios. Ni la muer­te ni la vi­da, ni án­ge­les ni de­mo­nios, ni nues­tros te­mo­res de hoy ni nues­tras preo­cu­pa­cio­nes de ma­ña­na. Ni si­quie­ra los po­de­res del in­fierno pue­den se­pa­rar­nos del amor de Dios. Nin­gún po­der en las al­tu­ras ni en las pro­fun­di­da­des, de he­cho, na­da en to­da la crea­ción po­drá ja­más se­pa­rar­nos del amor de Dios, que es­tá re­ve­la­do en Cris­to Jesús nues­tro Se­ñor. Ro­ma­nos 8:38,39 ( NTV)

Aun­que es­ta­mos in­com­ple­tos, Dios nos ama por com­ple­to. Aun­que so­mos im­per­fec­tos, Él nos ama a la per­fec­ción. Aun­que nos sin­ta­mos per­di­dos y sin brú­ju­la, Él nos ama per­di­da­men­te. […] Él nos ama a to­dos, in­clu­so a los de­fi­cien­tes, re­cha­za­dos, tor­pes, ape­sa­dum­bra­dos y que­bran­ta­dos. Die­ter Ucht­dorf (n. 1940)

Dios es amor. Él no nos ne­ce­si­ta­ba, pe­ro nos que­ría. Y eso es lo más ex­tra­or­di­na­rio de to­do. Rick Wa­rren (n. 1954)

Nues­tro Pa­dre ce­les­tial nos ama, ama a ca­da uno de no­so­tros. Ese amor no es vo­lu­ble. No se ve afec­ta­do por nues­tro as­pec­to, nues­tras po­se­sio­nes o la can­ti­dad de di­ne­ro que ten­ga­mos en nues­tra cuen­ta ban­ca­ria. No se ve al­te­ra­do por nues­tro ta­len­to o nues­tras ha­bi­li­da­des. Sim­ple­men­te ahí es­tá. Ahí es­tá pa­ra cuan­do nos sin­ta­mos tris­tes o con­ten­tos, des­ani­ma­dos o es­pe­ran­za­dos. El amor de Dios es­tá a nues­tra en­te­ra dis­po­si­ción aun­que no nos con­si­de­re­mos me­re­ce­do­res de él. Sen­ci­lla­men­te es in­mu­ta­ble. Tho­mas Mon­son (n. 1927)

El amor cons­tan­te de Dios por no­so­tros es un he­cho ob­je­ti­vo, re­afir­ma­do una y otra vez en las Es­cri­tu­ras. Ese amor es cier­to, lo crea­mos o no. Nues­tras du­das no lo destruyen, así co­mo nues­tra fe no lo crea. Se ori­gi­na en la na­tu­ra­le­za mis­ma de Dios, que es amor, y flu­ye ha­cia no­so­tros por nues­tra unión con Su Hi­jo ama­do. Jerry Brid­ges (1929–2016)

El Crea­dor de las es­tre­llas pre­fi­rió mo­rir por ti a vi­vir sin ti. Eso es un he­cho. Si ne­ce­si­tas pre­su­mir, pre­su­me de eso. Max Lu­ca­do (n. 1955)

Newspapers in Spanish

Newspapers from International

© PressReader. All rights reserved.