A NUES­TROS AMI­GOS

Lo me­jor que hay

Conectate - - CONÉCTATE - Ga­briel García V. Di­rec­tor

Ha­ce años mi es­po­sa hi­zo un pre­cio­so bor­da­do que hoy cuel­ga, en­mar­ca­do, de una de las pa­re­des de nues­tra ca­sa. En le­tras de di­ver­sas to­na­li­da­des di­ce: «Lo me­jor que hay en la vi­da no se com­pra ni se ven­de». Su men­sa­je ar­te­sa­nal se me me­tió ha­ce años ba­jo la piel y sue­le aflo­rar ca­da vez que me en­tu­sias­mo con ad­qui­rir el úl­ti­mo ar­ti­lu­gio tec­no­ló­gi­co o al­gún ar­tícu­lo que, por atrac­ti­vo que pa­rez­ca, re­sul­ta in­ne­ce­sa­rio.

No es fá­cil lle­var una vi­da sim­ple en el com­pli­ca­dí­si­mo si­glo xxi. En la te­le­vi­sión, por la ca­lle o na­ve­gan­do por las re­des se nos bom­bar­dea in­ce­san­te­men­te con anun­cios pu­bli­ci­ta­rios que nos in­ci­tan a no de­jar pa­sar esa opor­tu­ni­dad úni­ca de com­prar tal y tal co­sa o apro­ve­char tal y tal ofer­ta. Uno prác­ti­ca­men­te tie­ne que crear­se un es­cu­do an­ti­co­mer­cia­les pa­ra re­cha­zar los dar­dos que arro­jan sin cle­men­cia em­pre­sas y or­ga­ni­za­cio­nes de to­do ti­po. Ade­más, la in­no­va­ción avan­za ac­tual­men­te a un rit­mo tan de­mo­le­dor que lo que uno com­pra hoy que­da des­fa­sa­do en me­nos que can­ta un ga­llo, y las más de las ve­ces an­tes que uno pue­da lle­nar otra vez la al­can­cía pa­ra com­prar­se la úl­ti­ma ver­sión del pro­duc­to. No va­le la pe­na, pues, en­trar en ese jue­go. Ati­bo­rrar nues­tra vi­da de co­sas no brin­da sa­tis­fac­ción. «La vi­da de una per­so­na no de­pen­de de la abun­dan­cia de sus bie­nes» 1, di­jo el Maes­tro ha­ce dos mi­le­nios en una de Sus sa­bias sen­ten­cias.

Al fin y al ca­bo, lo que nos apor­ta fe­li­ci­dad son más bien los pla­ce­res sen­ci­llos que mu­chas ve­ces aca­ba­mos as­fi­xian­do por es­tar preo­cu­pa­dos con lo su­per­fluo, o que se nos pa­san inad­ver­ti­dos por an­dar ace­le­ra­dos en pro­cu­ra de ad­qui­rir más co­sas. Uno de los se­cre­tos pa­ra lle­var una vi­da más fe­liz es apren­der a con­ten­tar­nos con lo que te­ne­mos, dar gra­cias a Dios por ello y ha­cer buen uso de las ben­di­cio­nes que nos con­ce­de.

Newspapers in Spanish

Newspapers from International

© PressReader. All rights reserved.