Nú­me­ro 4:

Aho­rrar. Re­unir un fon­do pa­ra emer­gen­cias.

Conectate - - CONÉCTATE -

Pro­ver­bios 13:11 di­ce: «Quien aho­rra, po­co a po­co se en­ri­que­ce» 3.

El aho­rro es im­por­tan­te. Aun­que ten­gas un pre­su­pues­to bien ela­bo­ra­do y vi­vas de acuer­do con tus po­si­bi­li­da­des, exis­ten ra­zo­nes de pe­so pa­ra aho­rrar. Ha­brás ob­ser­va­do que en es­te ver­sícu­lo de Pro­ver­bios so­bre el aho­rro di­ce «po­co a po­co». Cual­quier can­ti­dad que aho­rres es va­lio­sa. Me­re­ce la pe­na co­men­zar a aho­rrar a la pri­me­ra opor­tu­ni­dad.

En lo to­can­te al aho­rro, es re­co­men­da­ble crear un fon­do pa­ra emer­gen­cias. To­do el mun­do su­fre

im­pre­vis­tos. No hay for­ma de sa­ber cuan­do se ve­rá uno gol­pea­do por al­guno.

Los ex­per­tos recomiendan jun­tar un fon­do pa­ra emer­gen­cias que sea su­fi­cien­te pa­ra cu­brir de tres a seis me­ses de gas­tos de sub­sis­ten­cia. No es pre­ci­so que al­can­ce pa­ra cu­brir el pre­su­pues­to nor­mal por un pe­río­do de tres a seis me­ses, sino lo mí­ni­mo pa­ra arre­glár­se­las sin con­traer deu­das.

Pa­ra co­men­zar a re­unir­lo, pue­des aña­dir a tu pre­su­pues­to men­sual un ítem de­no­mi­na­do fon­do pa­ra emer­gen­cias. Aun­que no lo­gres se­pa­rar más que una pe­que­ña can­ti­dad ca­da mes, gra­dual­men­te irá cre­cien­do. Re­cuer­da la tác­ti­ca del «po­co a po­co» ex­pre­sa­da en el ver­sícu­lo de Pro­ver­bios.

No de­be em­plear­se pa­ra na­da que no sea una au­tén­ti­ca ur­gen­cia. Es pa­ra gas­tos ines­pe­ra­dos e inevi­ta­bles. Te in­tere­sa con­tar con ese di­ne­ro el día en que real­men­te so­bre­ven­ga al­go grave y te ha­ga fal­ta. Pa­ra eso es.

Newspapers in Spanish

Newspapers from International

© PressReader. All rights reserved.