La vio­len­cia gol­pea a San Lá­za­ro.

Le­gis­la­do­res acu­die­ron a con­so­lar a la mu­jer y con­de­na­ron el he­cho; la se­sión fue sus­pen­di­da

24 Horas - El diario sin limites - - PORTADA - JOR­GE X. LÓ­PEZ E IVÁN ME­JÍA

En ple­na se­sión, la dipu­tada de Mo­re­na Car­men Me­del Pal­ma fue in­for­ma­da por te­lé­fono, que ha­bían ase­si­na­do a su hi­ja de 22 años... la le­gis­la­do­ra por el Dis­tri­to 14 de Ve­ra­cruz en­tró en cri­sis y fue aten­di­da por los cuer­pos mé­di­cos. “Hoy en­car­na­mos la vio­len­cia de ma­ne­ra mu­cho más di­rec­ta, con un miem­bro de es­ta Asam­blea. To­dos es­ta­mos su­je­tos a es­ta cri­sis de vio­len­cia y to­dos jun­tos co­mo Le­gis­la­tu­ra, de­be­mos res­pon­der, ex­pre­só Pa­blo Gó­mez

Ha­bían trans­cu­rri­do dos ho­ras y 45 mi­nu­tos de la se­sión de es­te jue­ves en la Cá­ma­ra de Dipu­tados. En la tri­bu­na, el dipu­tado Benjamín Ro­bles Mon­to­ya (PT) pre­sen­ta­ría dos ini­cia­ti­vas en una so­la in­ter­ven­ción.

Re­cién ter­mi­nó de anun­ciar la pri­me­ra y co­men­zó con la se­gun­da pa­ra adi­cio­nar un ca­pí­tu­lo a la Ley Fe­de­ral de Deu­da Pú­bli­ca cuan­do el vi­ce­pre­si­den­te de la Me­sa Di­rec­ti­va, Mar­co Ada­me (PAN), lo in­te­rrum­pió pa­ra pe­dir que el ser­vi­cio de aten­ción a los dipu­tados se apro­xi­ma­ra “pa­ra una emer­gen­cia en la par­te de atrás”.

Pa­ra ese mo­men­to, ya se ha­bía for­ma­do un círcu­lo en torno a la le­gis­la­do­ra Car­men Me­del Pal­ma (Mo­re­na). En su ma­yo­ría, dipu­tadas in­ten­ta­ban au­xi­liar­la; des­pués se su­po que en reali­dad bus­ca­ban tran­qui­li­zar­la. Le ha­bían in­for­ma­do que su hi­ja Va­le­ria fue ase­si­na­da en su na­tal Ve­ra­cruz.

La dipu­tada en­tró en cri­sis ner­vio­sa; sus gri­tos hi­cie­ron que gran par­te de los dipu­tados se acer­ca­ran a su cu­rul o sus­pen­die­ran sus ac­ti­vi­da­des pa­ra es­tar al tan­to de lo que ocu­rría.

Del ba­ru­llo ha­bi­tual que do­mi­na el pleno del re­cin­to de San Lá­za­ro cuan­do hay se­sio­nes, se pa­só a ese si­len­cio ató­ni­to que apa­re­ce cuan­do se pre­sen­cia la des­gra­cia aje­na.

Ada­me de­cre­tó un re­ce­so a la se­sión, y pos­te­rior­men­te el pre­si­den­te de la Me­sa Di­rec­ti­va, Por­fi­rio Mu­ñoz Le­do (Mo­re­na), la reanu­dó só­lo pa­ra dar­la por ter­mi­na­da.

“No pue­do de­jar pa­sar es­te mo­men­to sin des­ta­car el gra­ve es­ta­do en que se en­cuen­tra la na­ción, la vul­ne­ra­bi­li­dad de las fa­mi­lias y, so­bre to­do, la im­pu­ni­dad, que en es­te ca­so no la ha­ya”, ex­pre­só.

Más tar­de, la vi­ce­pre­si­den­ta de la Me­sa Di­rec­ti­va, Do­lo­res Pa­dier­na, pi­dió que se abrie­ra una lí­nea de in­ves­ti­ga­ción co­mo fe­mi­ni­ci­dio.

Me­del Pal­ma fue se­cues­tra­da en 2016 en Mi­na­titlán, Ve­ra­cruz. En ese en­ton­ces, otros 15 tra­ba­ja­do­res fue­ron pri­va­dos de su li­ber­tad. Se des­co­no­ce si la aho­ra dipu­tada pa­gó un res­ca­te.

EN EL GIM­NA­SIO

La jo­ven de 22 años de edad, fue ase­si­na­da a ba­la­zos en Ciu­dad Men­do­za, Ve­ra­cruz.

Va­le­ria es­ta­ba ejer­ci­tán­do­se en un in­mue­ble ubi­ca­do a dos cua­dras del Pa­la­cio Mu­ni­ci­pal, cuan­do de una ca­mio­ne­ta des­cen­dió un su­je­to, in­gre­só al es­ta­ble­ci­mien­to y abrió fue­go con­tra la es­tu­dian­te de me­di­ci­na la Uni­ver­si­dad Ve­ra­cru­za­na.

El cuer­po de la víc­ti­ma que­dó en­tre los apa­ra­tos de ejer­ci­cio, don­de se con­ta­bi­li­za­ron al me­nos 10 cas­qui­llos de ar­ma cor­ta.

TRIS­TE­ZA. Car­men Me­del Pal­ma se en­te­ró vía te­le­fó­ni­ca del ho­mi­ci­dio de su hi­ja, Va­le­ria, de 22 años de edad, por lo que sus com­pa­ñe­ros acu­die­ron a con­so­lar­la. An­te la con­mo­ción, se de­ter­mi­nó sus­pen­der la se­sión or­di­na­ria.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.