EN BUS­CA DE LA CORONA

SMART

4 Ruedas - - Lanzamiento -

¡En sus mar­cas, lis­tos, fue­ra! Nues­tro mi­ni rally co­mien­za en una be­lla ma­ña­na de miér­co­les, don­de la nue­va ga­ma de smart fun­gi­rá co­mo nues­tro trans­por­te pa­ra aden­trar­nos en una de las ciu­da­des con más his­to­ria de nues­tro país. El ob­je­ti­vo es lle­gar a cin­co pun­tos re­pre­sen­ta­ti­vos de la ca­pi­tal gua­na­jua­ten­se en el me­nor tiem­po po­si­ble.

Pa­ra la CEO y di­rec­to­ra in­ter­na­cio­nal de Smart, An­net­te Win­kler, es­ta ciu­dad va acor­de con el es- pí­ri­tu del vehícu­lo, ya que no se ne­ce­si­ta mu­cho es­pa­cio pa­ra aco­mo­dar­lo, además de su di­na­mis­mo y co­lor en sus fa­cha­das, pues la nue­va lí­nea de smart es­tá lle­na de co­lor. Per­so­nal­men­te aplau­do cuan­do una mar­ca es arries­ga­da y se atre­ve a ir en con­tra de lo es­ta­ble­ci­do; y smart en­ca­ja per­fec­ta­men­te en es­ta de­fi­ni­ción.

Las ver­sio­nes que te­ne­mos a prue­ba son el fortwo y el for­four, am­bas con el mo­tor as­pi­ra­do de tres ci­lin­dros en lí­nea, 1.0 li­tros y po­ten­cia de 71

Las em­ble­má­ti­cas ca­lles de Gua­na­jua­to fue­ron idea­das pa­ra el nue­vo smart y no exa­ge­ra­mos. La mar­ca reali­zó un di­ver­ti­da di­ná­mi­ca don­de los nue­vos fortwo y for­four fue­ron los prin­ci­pa­les pro­ta­go­nis­tas.

bhp, el cual va aco­pla­do a una trans­mi­sión ma­nual de cin­co ve­lo­ci­da­des. De­bo con­fe­sar que me que­dé con las ga­nas de po­ner­le las ma­nos en­ci­ma a las ver­sio­nes tur­bo con ca­jas au­to­má­ti­cas, pe­ro ya se­rá en otra oca­sión; lo sé soy un ca­pri­cho­so de pri­me­ra.

ADN FRAN­CÉS

Los pun­tos por don­de cir­cu­ló el nue­vo smart fue­ron: Teatro Juárez, el Pì­pi­la, Pla­za de las Ra­nas, Uni­ver­si­dad de Gua­na­jua­to y tú­ne­les, par­tien­do de la Al­hón­di­ga de Gra­na­di­tas. De­bo de­cir que des­pués de po­ner­nos a bor­do de los vehícu­los, a to­dos ya no nos im­por­tó lle- gar pri­me­ro sino dis­fru­tar de su ma­ne­jo ¿Quién ga­nó? Bah, que im­por­ta, co­mo di­je­ra la can­ción ‘No hay que lle­gar pri­me­ro sino hay que sa­ber lle­gar’.

Co­mo par­te de la alian­za Re­naul­tDaim­ler, el mo­de­lo es fa­bri­ca­do en Fran­cia y es­to que­da de ma­ni­fies­to al com­par­tir ba­se con el Re­nault Twin­go. Ya se per­ci­be la he­ren­cia fran­ce­sa en la ca­bi­na prin­ci­pal­men­te en ele­men­tos del cua­dro de ins­tru­men­tos. En el ca­so del for­four, su lon­gi­tud es me­nor con 3.5 me­tros, aun­que es más al­to y ca­si igual de an­cho que el mo­de­lo que pre­ce­de. En am­bas ver­sio­nes, es más que evi­den­te las me­jo­ras al in­te­rior: me­jo­res plás­ti­cos, me­jor en­sam­ble y me­jor pre­sen­ta­ción. Al fiel es­ti­lo de MI­NI, los círcu­los son los pro­ta­go­nis­tas a lo lar­go de la ca­bi­na prin­ci­pal­men­te en el cua­dro de ins­tru­men­tos y las sa­li­das de A/C.

Siem­pre agra­dez­co la pre­sen­cia de va­rios com­par­ti­men­tos pa­ra guar­dar co­sas al in­te­rior, aun­que los por­taob­je­tos po­drían ser un po­co más gran­des. Si bien es­tas ver­sio­nes no cuen­tan con ajus­te de pro­fun­di­dad pa­ra el vo­lan­te, la po­si­ción de man­do li­ge­ra­men­te ele­va­da per­mi­te vi­si­bi­li­dad a to­pe. Si a eso le su­ma­mos la bue­na su­je­ción de los asien­tos que­da­mos sa­tis­fe­chos ¡pa­ra na­da son in­có­mo­dos!

¿EMO­CIO­NAN­TE?

Co­mo ya es una tra­di­ción, los nue­vos fortwo y for­four lle­van el mo­tor en la par­te tra­se­ra y man­dan la trac­ción tam­bién a la zo­na an­te­rior. Uno de los pro­ble­mas de la va­rian­te pa­sa­da era to­par­se con un ba­che, la sus­pen­sión era de­ma­sia­do rí­gi­da y se con­ver­tía en un su­pli­cio. Es­ta nue­va ge­ne­ra­ción ha re­ci­bi­do una pues­ta a pun­to, y apo­yán­do­se en ex­pe­rien­cias an­te­rio­res, el tren de ro­da­je lo­gra in­cre­men­tar el con­fort de mar­cha.

Sor­pren­de lo có­mo­do que se ma­ne­ja, a pe­sar de que el com­por­ta­mien­to di­ná­mi­co pre­su­me una ten­den­cia li­ge­ra­men­te sub­vi­ra­do­ra. Esa es la ra­zón por la cual per- ma­ne­cen los di­fe­ren­tes ta­ma­ños de neu­má­ti­co pa­ra los dos ejes. Es ver­da­de­ra­men­te im­pre­sio­nan­te con­du­cir­lo en ciu­dad, no exis­ten pun­tos muer­tos y la vi­si­bi­li­dad es ex­tra­or­di­na­ria.

Es úni­ca y ex­clu­si­va­men­te pa­ra tra­yec­tos ci­ta­di­nos, el mo­tor ofre­ce bue­na res­pues­ta, pe­ro es evi­den­te la fal­ta de vi­gor. Na­da de que la­men­tar­se, pues­to que sé a lo que me es­toy en­fren­tan­do.

Sin em­bar­go, la lo­ca­li­za­ción del pro­pul­sor en el tren trasero me dio esa emo­ción que só­lo una mar­ca co­mo smart pue­de crear, ese im­pul­so que in­clu­so un au­to de es­tas di­men­sio­nes lo­gra de­jan­do de la­do el con­fort y el ren­di­mien­to.

Lo que sí me gus­ta­ría pa­ra es­ta va­rian­te con ca­ja ma­nual se­rían re­la­cio­nes más cor­tas y no tan ex­ten­di­das.

Pe­ro va­ya, la mez­cla de pro­pul­so­res y trans­mi­sio­nes lle­van el ob­je­ti­vo de prio­ri­zar el con­su­mo. Su es­pec­ta­cu­lar ma­nio­bra­bi­li­dad per­pe­túa sin con­tra­tiem­pos, ya es­tá de más de­cir­te que es el úni­co au­to en el mer­ca­do que gi­ra ca­si 7 me­tros de ra­dio.

Es­to aña­de un plus de ma­nio­bra­bi­li­dad en tra­yec­tos ci­ta­di­nos, don­de el For­four so­lo se di­fe­ren­cia de su her­mano pe­que­ño en el ‘ma­yor’ es­pa­cio que de­be­mos bus­car pa­ra es­ta­cio­nar­lo. En ver­dad su ma­nio­bra­bi­li­dad, al me­nos en mi ca­so, me hi­zo es­ta­cio­nar­lo, ba­jar­me y agra­de­cer­le su com­por­ta­mien­to.

CI­TA­DINO smart se rein­ven­ta una vez más y re­sul­ta más di­ver­ti­do que nun­ca. Es­tá di­se­ña­do pa­ra el es­pa­cio vi­tal ur­bano.

CON­CLU­SIÓN

En fin, smart con­ti­núa sien­do una ex­ce­len­te op­ción de mo­ver­se sin con­tra­tiem­pos por la ciu­dad o pa­ra quien bus­ca es­ta­cio­nar­se sin pro­ble­mas en es­pa­cios su­ma­men­te re­du­ci­dos y di­fe­ren­ciar­se de to­dos aque­llos que de­jan sus vehícu­los mal ubi­ca­dos.

El es­pa­cio de ca­jue­la es prác­ti­ca­men­te nu­lo, por lo que si bus­cas es­pa­cio pien­sa en otra op­ción.

Smart es pa­ra aque­lla per­so­na que só­lo se mue­ve en tra­mos ci­ta­di­nos, que no desea gas­tar mu­cha ga­so­li­na y tam­bién, por qué no, pa­ra aquél que desea un vehícu­lo con com­po­nen­tes de un MB (y de un Re­nault) pe­ro en me­di­das más re­pri­mi­das y a un pre­cio me­nor. 4R

25 com­bi­na­cio­nes di­fe­ren­tes exis­ten pa­ra su ca­rro­ce­ría.

SA­BÍAS QUE... El so­bre­nom­bre, “lu­gar de las ra­nas” en Gua­na­jua­to, se de­be a que pa­ra los pri­me­ros ha­bi­tan­tes de la ciu­dad, la for­ma de su te­rreno mon­ta­ño­so era si­mi­lar a la de una ra­na.

NO LE DI­GAS A NA­DIE PE­RO... Se es­pe­ra que el Smart Bra­bus, del cual se eri­gi­rá co­mo la ver­sión to­pe, lle­gue a Mé­xi­co en mar­zo de 2017.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.