ES­PE­CIAL MA­MAS

¿Es re­co­men­da­ble que las mu­je­res em­ba­ra­za­das ma­ne­jen? De ser así, ¿cuál es la pos­tu­ra co­rrec­ta? Es el mes de las je­fas del ho­gar y de­be­mos re­sol­ver to­das y ca­da una de sus du­das.

4 Ruedas - - Editorial -

To­das las mu­je­res que pron­to se con­ver­ti­rán en ma­más de­ben te­ner cui­da­dos es­pe­cia­les pa­ra que su em­ba­ra­zo trans­cu­rra de la for­ma más tran­qui­la po­si­ble. Eso NO prohi­be rea­li­zar ac­ti­vi­da­des co­ti­dia­nas, prin­ci­pal­men­te du­ran­te los pri­me­ros me­ses de ges­ta­ción.

His­tó­ri­ca­men­te se tie­ne la fal­sa creen­cia de que las mu­je­res em­ba­ra­za­das NO de­ben con­du­cir un vehícu­lo, sin em­bar­go (y si el doc­tor lo per­mi­te), se pue­de ma­ne­jar con nor­ma­li­dad te­nien­do en cuen­ta una se­rie de con­se­jos.

USO DEL CIN­TU­RÓN DE SE­GU­RI­DAD (PRI­MOR­DIAL)

De he­cho, usar el cin­tu­rón de se­gu­ri­dad es obli­ga­to­rio pa­ra to­do aquel que se sube a un vehícu­lo: en el ca­so de una mu­jer em­ba­ra­za­da es fun­da­men­tal rea­li­zar­lo; de no ha­cer­lo las con­se­cuen­cias po­drían ser gra­ves en ca­so de un ac­ci­den­te, co­mo el des­pren­di­mien­to de la pla­cen­ta o la ro­tu­ra ute­ri­na.

¿CÓMO SE DE­BE USAR?

No bas­ta con uti­li­zar­lo, es pri­mor­dial co­no­cer la for­ma co­rrec­ta de em­plear­lo. Pa­ra ello, se de­be co­lo­car la ban­da ven­tral del cin­tu­rón lo más ba­ja po­si­ble con el fin de re­te­ner a la ma­dre por la pel­vis y así evi­tar ejer­cer fuer­za so­bre el fe­to. La ban­da dia­go­nal de­be ir la­te­ral­men­te por el ab­do­men, en­tre los se­nos y apo­yán­do­se en la cla­ví­cu­la.

UNA VEZ CO­LO­CA­DO EL CIN­TU­RÓN, ¿CUÁL ES LA POS­TU­RA CO­RREC­TA PA­RA MA­NE­JAR?

Aquí es im­por­tan­te que las fu­tu­ras ma­más guar­den dis­tan­cia res­pec­to al vo­lan­te. Pa­ra que te des una idea, el vo­lan­te de­be es­tar a unos 25 cen­tí­me­tros de la mu­jer. Am­pliar la dis­tan­cia en­tre el asien­to y el vo­lan­te con­tri­bu­ye a evi­tar po­si­bles lesiones en ca­so de ac­ci­den­te, de­bi­do al con­tac­to di­rec­to con la par­te in­fe­rior del aro con el vien­tre de la mu­jer.

EN ES­TA eta­pa se de­ben ex­tre­mar pre­cau­cio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.