LAS VE­GAS COS­MO­PO­LI­TA

Co­no­ci­da por sus ca­si­nos, es­pec­tácu­los y la fa­mo­sa ca­lle The Strip, la ciu­dad es­ta­dou­ni­den­se res­guar­da mu­chas otras sor­pre­sas.

AD (México) - - De Viaje - POR KARINE MONIÉ

Si­tua­da en el es­ta­do de Ne­va­da, Las Ve­gas re­ci­be vi­si­tan­tes de to­do el pla­ne­ta du­ran­te to­do el año, gra­cias a su ani­ma­da vi­da noc­tur­na. Edi­fi­cios con di­se­ños es­pec­ta­cu­la­res y arries­ga­dos atraen la mi­ra­da en ca­da es­qui­na, y ca­da no­che pue­de des­cu­brir­se un sin­fín de ac­ti­vi­da­des (shows, con­cier­tos, etc.).

Abier­to ha­ce al­gu­nos me­ses, el ho­tel Park MGM cuen­ta con es­pa­cios in­te­rio­res di­se­ña­dos por Mar­tin Brud­niz­ki De­sign Stu­dio, en don­de se per­ci­ben to­ques eu­ro­peos, en particular en las dos mil 700 ha­bi­ta­cio­nes y sui­tes. Va­rios res­tau­ran­tes, in­clu­yen­do el pri­mer es­ta­ble­ci­mien­to del fa­mo­so chef Roy Choi, y tres pis­ci­nas —en­tre mu­chas otras ame­ni­da­des— in­vi­tan a dis­fru­tar de una es­tan­cia ul­tra­con­for­ta­ble.

En el ho­tel SLS Las Ve­gas, el restaurante Ba­zaar Meat by Jo­sé An­drés es un must pa­ra to­dos los aman­tes de la car­ne. La at­mós­fe­ra ele­gan­te con al­gu­nos ele­men­tos bling bling es el re­sul­ta­do del tra­ba­jo de la es­tre­lla del di­se­ño Phi­lip­pe Starck. Alo­ja­do en The Cos­mo­po­li­tan of Las Ve­gas, el bar y loun­ge Beauty & Es­sex es el lu­gar ideal pa­ra com­par­tir pla­ti­llos con in­fluen­cias de va­rios paí­ses en un es­pa­cio ins­pi­ra­do en joyas su­bli­mes que fue con­ce­bi­do por Rock­well Group.

La ciu­dad de Las Ve­gas y sus al­re­de­do­res ofre­ce tam­bién ac­ti­vi­da­des en­fo­ca­das en el ar­te, la cul­tu­ra y la na­tu­ra­le­za. The Neon Mu­seum, por ejem­plo, es un ex­cén­tri­co re­co­rri­do al ai­re li­bre en don­de se des­cu­bren le­tre­ros de an­ti­guos ho­te­les, ca­si­nos o tien­das que se ilu­mi­nan de no­che.

Ubi­ca­da a 16 ki­ló­me­tros de la ciu­dad, la ins­ta­la­ción Se­ven Ma­gic Moun­tains del ar­tis­ta sui­zo Ugo Ron­di­no­ne se com­po­ne de sie­te to­rres co­lo­ri­das de ro­cas y es una ex­pre­sión crea­ti­va de la pre­sen­cia hu­ma­na en el de­sier­to. Ins­ta­la­da en ma­yo de 2016 con la in­ten­ción de ex­hi­bir­la só­lo por dos años, la obra tu­vo tan­to éxi­to que ac­tual­men­te se es­tá eva­luan­do có­mo man­te­ner­la por más tiem­po o de for­ma per­ma­nen­te.

Springs Pre­ser­ve es una pa­ra­da esen­cial pa­ra des­cu­brir ejem­plos de ar­qui­tec­tu­ra sos­te­ni­ble en el de­sier­to, pa­sear en un jar­dín bo­tá­ni­co de más de tres hec­tá­reas y ob­ser­var una co­lec­ción de ani­ma­les de la re­gión Mo­ja­ve, en­tre otros.

Ac­ce­si­ble en au­to o en he­li­cóp­te­ro, el fas­ci­nan­te Gran Ca­ñón es un im­per­di­ble al vi­si­tar la re­gión. Sus gran­dio­sos pai­sa­jes ca­rac­te­ri­za­dos por acan­ti­la­dos im­pre­sio­nan­tes y ro­cas en to­nos na­ran­ja son un tes­ti­mo­nio de ca­si dos mi­llo­nes de años de his­to­ria geo­ló­gi­ca. Pa­ra ca­mi­nar o sim­ple­men­te ob­ser­var la in­men­si­dad, es­te par­que na­cio­nal de­cla­ra­do Pa­tri­mo­nio de la Hu­mi­na­dad en 1979 por la UNESCO es una ma­ra­vi­lla na­tu­ral que hay que vi­si­tar una vez en la vi­da.

Pá­gi­na an­te­rior Ins­ta­la­ción Se­ven Ma­gic Moun­tains, de Ugo Ron­di­no­ne en Las Ve­gas, Ne­va­da, 2016. Es­ta pá­gi­na (de arri­ba a aba­jo) El jar­dín bo­tá­ni­co de Springs Pre­ser­ve se ex­tien­de en una su­per­fi­cie de 3.2 hec­tá­reas y al­ber­ga una gran va­rie­dad de plan­tas de­sér­ti­cas. El restaurante Ba­zaar Meat by Jo­sé An­drés se alo­ja en el ho­tel SLS Las Ve­gas.

Ac­ce­si­ble des­de Las Ve­gas pa­ra una es­ca­pa­da de un día o más, el Gran Ca­ñón ofre­ce pai­sa­jes na­tu­ra­les es­pec­ta­cu­la­res.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.