Quie­re de­jar las dro­gas

Al Día La Piedad - - CONSEJOS DE TODO CORAZON -

ya que exis­ten mu­chí­si­mas per­so­nas a las que les gus­ta que el si­tio don­de vi­ven es­té lim­pio por­que así pue­den sen­tir­se có­mo­das y li­bres. Ade­más, ¿se te ha ocu­rri­do pen­sar qué va a pa­sar si tie­nen hi­jos? Di­ces que ella se sa­lió de su ca­sa pa­ra no ha­cer lim­pie­za, ¿qué di­ce eso de ella? Ade­más, si no tra­ba­ja, ¿en se­rio es­tás dis­pues­to a pa­sar tu vi­da con una mu­jer que só­lo se de­di­ca a ver la te­le­vi­sión? Bue­nas tar­des, Tía Re­me­dios, ad­mi­ro tu co­lum­na y aho­ra es­pe­ro me pue­das ayu­dar con mi pro­ble­ma. Lo que pa­sa es que soy una per­so­na dro­ga­dic­ta y lo ha­go pa­ra po­der ha­cer mi tra­ba­jo, y, des­gra­cia­da­men­te, por esa mal­di­ta dro­ga, es­toy echan­do a per­der mi vi­da, a mi fa­mi­lia y a mis hi­jos. Yo qui­sie­ra que me di­je­ras có­mo pue­do ha­cer pa­ra re­cu­pe­rar a mis hi­jos y a mi es­po­sa; ade­más, pa­ra ale­jar­me de plano de las dro­gas. Mu­chas gra­cias, Tía. So­brino,47 años

••••

Bue­nas tar­des, que­ri­do so­brino. Creo que pri­me­ro vas a te­ner que des­in­to­xi­car­te pa­ra po­der re­cu­pe­rar a tu fa­mi­lia. Y vas a ne­ce­si­tar echar­le va­lor pa­ra en­fren­tar tus de­mo­nios y con­se­guir aban­do­nar la de­pen­den­cia que tie­nes. Te re­co­mien­do que lla­mes al 01800-911-2000, que es el Cen­tro de Aten­ción Ciu­da­da­na con­tra las Adic­cio­nes y ahí te re­co­men­da­rán qué ha­cer. Es­pe­ro que apren­das a acep­tar el mun­do que te ro­dea y la vi­da que tie­nes pa­ra que lo­gres de­jar­la. El pa­raí­so que año­ras só­lo es­tá en tu men­te. Acep­ta la reali­dad y deja de usar la dro­ga co­mo un pre­tex­to pa­ra no vi­vir lo que te co­rres­pon­de.

De to­do co­ra­zón La Tía Re­me­dios

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.