Fi­nal de la Libertadores

Capital Coahuila - - CULTURA - RE­DAC­CIÓN / AP

Tras mu­cha es­pe­cu­la­ción la fi­nal de la Co­pa Libertadores se ju­ga­rá el do­min­go en la can­cha del San­tia­go Ber­na­béu. Ri­ver y Bo­ca se me­di­rán en el mí­ti­co es­ta­dio fue­ra de te­rri­to­rio ar­gen­tino y con los ojos de millones pues­tos so­bre el te­rreno de jue­go.

Bo­ca se ha­bía ne­ga­do a ju­gar la vuel­ta por los he­chos que su­ce­die­ron a las afue­ras del Mo­nu­men­tal, ape­lan­do la sus­pen­sión del jue­go y la des­ca­li­fi­ca­ción de los pla­ten­ses, sin em­bar­go, el con­jun­to xe­nei­ze fi­nal­men­te se cua­dró y via­jó el miér­co­les rum­bo a Es­pa­ña. Des­de las pri­me­ras ho­ras del jue­ves en­tre­nó en la pe­nín­su­la ibé­ri­ca.

Ri­ver, por su la­do, ma­ni­fes­tó que ju­gar la fi­nal del torneo de clu­bes sud­ame­ri­cano fue­ra del con­ti­nen­te era una ma­ne­ra de per­der la esen­cia de la co­pa mis­ma, pe­ro se ve­rán obli­ga­dos a dispu­tar el en­cuen­tro.

“Es­pe­ra­mos que es­te par­ti­do en el Ber­na­béu ayu­de a dar un fi­nal po­si­ti­vo a es­ta fi­nal”, di­jo el en­tre­na­dor del Real Ma­drid, San­tia­go So­la­ri, un ex­me­dio­cam­pis­ta del Ri­ver Pla­te. Los equi­pos em­pa­ta­ron 2-2 en el par­ti­do de ida en el es­ta­dio La Bom­bo­ne­ra de Bo­ca.es la pri­me­ra vez que los ri­va­les “su­per­clá­si­cos” se en­fren­tan en la fi­nal de la Co­pa Libertadores, y la pri­me­ra vez que el par­ti­do de­ci­si­vo de la com­pe­ten­cia se ju­ga­rá fue­ra de Amé­ri­ca del Sur.

Otras vo­ces “au­to­ri­za­das” co­mo Juan Ro­mán Ri­quel­me, 10 de Bo­ca du­ran­te mu­chos años, mos­tró su des­agra­do an­te la idea de sa­car la fi­nal de la Libertadores del con­ti­nen­te, y la ca­li­fi­có co­mo “el par­ti­do amis­to­so más ca­ro de la his­to­ria”.

“Es ra­ro, y nos pa­sa a to­dos. Hay pocas co­sas que son nues­tras, co­mo el asa­do, el ma­te y el dul­ce de le­che. Y el su­per­clá­si­co nos lo aca­ban de qui­tar, no es na­da lin­do”, ma­ni­fes­tó el ar­gen­tino que tam­bién tu­vie­ra un pa­so por el Villarreal de Es­pa­ña. La tensión es mu­cha por ju­gar­se fue­ra, pe­ro la emo­ción para los afi­cio­na­dos mun­dia­les de am­bos clu­bes si­gue in­tac­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.