Pre­sen­tan su pro­yec­to Mon & Pau

La ex­clu­si­va mar­ca de ro­pa bus­ca em­po­de­rar a la mu­jer ac­tual sin im­por­tar edad o es­ti­lo, es por eso que Pau­li­na Lebrija, so­cia de la fir­ma, nos re­ve­ló los de­ta­lles de lo que ha si­do el éxi­to de es­te gran pro­yec­to.

Chic Magazine Monterrey - - Indice - TEX­TO: RI­CAR­DO RO­DRÍ­GUEZ | FO­TOS: COR­TE­SÍA

¿POR QUÉ ELI­GIE­RON EL NOM­BRE DE MON & PAU? Las dos so­cias que em­pe­za­mos la mar­ca nos lla­ma­mos Mónica y Pau­li­na, siem­pre las ideas sur­gen de al­gu­nas co­sas que nun­ca crees que pue­dan lle­gar a pa­sar, pe­ro nos sur­gió es­ta idea y di­mos de al­ta el nom­bre sú­per rá­pi­do por­que te­nía­mos que ha­cer las eti­que­tas pa­ra la mar­ca. Ca­da vez que me pre­gun­tan por­qué le pu­si­mos es­te nom­bre me da mu­cha ri­sa por có­mo sur­gió, las dos di­se­ña­do­ras crea­mos es­ta fir­ma y lue­go se nos unió una ter­ce­ra so­cia que se lla­ma Tatiana. ¿QUIÉ­NES ES­TÁN IN­VO­LU­CRA­DAS EN ES­TE PRO­YEC­TO? So­mos tres so­cias, Mónica Sán­chez Na­va­rro,

Tatiana Are­lle y yo Pau­li­na Lebrija. La em­pre­sa la ma­ne­ja­mos en­tre las tres, no te­ne­mos nin­gu­na em­plea­da, no­so­tras nos en­car­ga­mos de to­do. Par­te del éxi­to que te­ne­mos es que es­ta­mos muy me­ti­das en es­te pro­yec­to y que aten­de­mos a nues­tras clien­tas per­so­nal­men­te, ca­da una es­ta­mos in­vo­lu­cra­das en las ven­tas de la mar­ca. ¿CUÁL ES EL CON­CEP­TO DE SU LÍ­NEA DE RO­PA? Ha­cer ro­pa de piel de uso dia­rio que le que­de es­pec­ta­cu­lar­men­te bien a la mu­jer con­tem­po­rá­nea, ele­gan­te y di­ver­ti­da, sin qui­tar esa par­te de la co­mo­di­dad. Es una com­bi­na­ción real­men­te agra­da­ble que por ejem­plo nues­tros pan­ta­lo­nes tie­nen una co­mo­di­dad in­creí­ble y so­bre to­do es una piel que tie­ne stretch, al­go que las mu­je­res aman. ¿QUÉ OFRE­CE MON & PAU QUE NO TEN­GAN OTRAS MAR­CAS DE RO­PA? El tra­to di­rec­to de las di­se­ña­do­ras y due­ñas de la mar­ca con sus clien­tas, ya que bus­ca­mos en­ten­der a las mu­je­res. Aten­de­mos mu­chos cuer­pos, eda­des y es­ti­los di­fe­ren­tes de mu­je­res, nues­tra mar­ca nos la com­pra des­de una ni­ña de 15 años has­ta una se­ño­ra de 80 años, abar­ca­mos a to­das las mu­je­res por­que bus­ca­mos que se sien­tan có­mo­das con las pren­das que es­tán he­chas de piel. ¿A QUIÉN VA DI­RI­GI­DO EL CON­CEP­TO DE MON & PAU? No nos ba­sa­mos en la edad, abar­ca­mos mu­chas eda­des. Nues­tra mar­ca va di­ri­gi­da a las mu­je­res que bus­can la co­mo­di­dad, la ele­gan­cia y el sen­tir­se em­po­de­ra­das. ¿POR QUÉ MON & PAU DE­CI­DIÓ VE­NIR A MONTERREY Y MOS­TRAR SU LÍ­NEA DE RO­PA?

De­ci­di­mos ve­nir a Monterrey de­bi­do al éxi­to que tu­vi­mos el año pa­sa­do cuan­do es­tu­vi­mos en es­ta ciudad, pe­ro so­bre to­do por­que sa­be­mos que a las mu­je­res de Monterrey les gus­ta

ves­tir­se muy bien, son ele­gan­tes, muy arre­gla­das y em­po­de­ra­das, me da­ba una ilu­sión es­tar aquí de re­gre­so. Prác­ti­ca­men­te to­das las mu­je­res que nos com­pra­ron al­gu­nas pren­das el año pa­sa­do, es­te año regresaron por más y eso es una gran sa­tis­fac­ción pa­ra nues­tra mar­ca, en ver­dad eso es una mo­ti­va­ción que no­so­tras tres co­mo so­cias po­de­mos te­ner en la vi­da. ¿QUÉ ES­PE­RAN TÚ Y TUS SO­CIAS CON MON & PAU? Con la mar­ca lle­va­mos seis años y em­pe­za­mos con al­go pe­que­ño, con 50 pie­zas, pe­ro aho­ra ha­ce­mos pro­duc­cio­nes muy gran­des al­re­de­dor del mun­do y es­ta­mos sor­pren­di­das de có­mo la gen­te nos bus­ca y có­mo Mon & Pau ha cre­ci­do a una ve­lo­ci­dad im­pre­sio­nan­te. Hay clien­tes que es­tán pen­san­do en via­jar pa­ra ve­nir a ven­tas que ha­ce­mos en Guadalajara o en Monterrey, o en otra ciu­da­des. Nos ve­mos cre­cien­do a pa­sos agi­gan­ta­dos, siem­pre con un con­cep­to de di­ver­tir­nos y sen­tir­nos mu­je­res pro­duc­ti­vas.

¿CUÁ­LES SON LOS PRO­YEC­TOS EN LOS QUE HA PAR­TI­CI­PA­DO MON & PAU? El año pa­sa­do par­ti­ci­pa­mos en va­rias pop-ups­to­res al­re­de­dor del mun­do, ade­más tu­vi­mos pre­sen­cia por pri­me­ra vez en el Cor­te In­glés de Se­rrano en

Ma­drid, lo cual nos dio una nueva vi­sión de lo que po­de­mos lle­gar a ser. Que­re­mos se­guir te­nien­do el con­cep­to de ser una mar­ca ex­clu­si­va. ¿QUÉ LES DI­CES A LAS CLIEN­TES DE MON & PAU Y A LAS MU­JE­RES QUE AÚN NO CO­NO­CEN LA MAR­CA? Les quie­ro agra­de­cer a to­das nues­tras com­pra­do­ras que son cons­tan­tes, to­das ellas nos han he­cho, han he­cho a la mar­ca. Y a las mu­je­res que no co­no­cen Mon & Pau las in­vi­to a que com­pren nues­tras pren­das, urge que las prue­ben, ya que es una adic­ción, así que las in­vi­to a que co­noz­can es­ta adic­ción y que le aga­rren el gus­to a Mon & Pau.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.