COLIN FIELD

Con li­cen­cia para de­lei­tar

Chic Passport Monterrey - - APERITIVO — COLIN FIELD -

No es exa­ge­ra­ción de­cir que Colin Field, del Ritz Pa­rís, es uno de los me­jo­res mi­xó­lo­gos del mundo. Ha ob­te­ni­do el re­co­no­ci­mien­to de di­fe­ren­tes re­vis­tas en re­pe­ti­das oca­sio­nes, y ha lo­gra­do lu­ga­res des­ta­ca­dos en com­pe­ten­cias mun­dia­les de coc­te­le­ría. Par­ti­cu­lar­men­te, son sus mar­ti­nis los que si­guen im­pre­sio­nan­do de ma­ne­ra in­ter­na­cio­nal, una ha­za­ña de gran nivel de di­fi­cul­tad con­si­de­ran­do que es un coc­tel clá­si­co y de mu­cho de­ta­lle. En en­tre­vis­ta, el top bar­ten­der nos con­tó so­bre sus lu­ga­res y via­jes fa­vo­ri­tos, su ne­ce­si­dad de ha­cer reír, y —como buen bri­tá­ni­co— su fa­na­tis­mo por Ja­mes Bond.

Vi­da an­tes del Ritz

El Ritz fue mi tra­ba­jo nú­me­ro 17 en Fran­cia. An­tes co­la­bo­ré en Ho­tel West­mins­ter, HoWHO 6FULEH :DUZLFN \ /Ȣ+¶WHO HQ ORV UHVWDXUDQW­HV /DVVHUUH \ $X 3HWLW 5LFKH HQ OD EUDVVHULH 7HUPLQXV 1RUG \ HQ HO SXE .LWW\ 2Ȣ 6KHD SDUD GDUPH LGHDV

Sus con­tri­bu­cio­nes

El Se­ren­di­pity con Cal­va­dos, men­ta fres­ca, ju­go de man­za­na y cham­pa­ña es un coc­tel muy po­pu­lar aquí, pe­ro el mar­ti­ni se­co “lim­pio” ha si­do un gran des­cu­bri­mien­to para la in­dus­tria coc­te­le­ra, y es la be­bi­da que más ser­vi­mos, la nú­me­ro uno. Ha si­do elo­gia­do por For­bes como el me­jor mar­ti­ni del mundo y tie­ne XQ VDERU LQFUH¯EOH D DFHLWXQDV HO ju­go de las acei­tu­nas (no sal­mue­ra) es con­ge­la­do en un cu­bo como un Mar­ti­ni Pi­cas­so, y así lo ser­vi­mos. /D IRUPD HQ OD TXH OR KDJR \ FµPR lo ha­go es un se­cre­to co­mer­cial.

Sus via­jes re­cien­tes

Via­jo mu­cho. Re­cuer­do los mar­ti­nis al la­do de la al­ber­ca del Co­pa­ca­ba­na y las mar­ga­ri­tas en el bar /Ȣ$SHULWLI GHO +DOHNXODQL HQ :DLNLNL 0H HQFDQWD FRQRFHU SHUVRQDV en es­te ti­po de ba­res. Me di­vier­to mu­cho es­tan­do de­trás o fren­te a la ba­rra, en cual­quie­ra de las dos.

Úl­ti­mos des­cu­bri­mien­tos

Me en­can­ta tra­ba­jar con el ju­go de yu­zu (cí­tri­co ja­po­nés), así como FRQ QLKRQVKX VDNH \ MXQPDL GDLJLQMR VDNH SUHPLXP FRQ arroz pu­li­do hasta 50%). Gran­des pro­duc­tos, ela­bo­ra­dos con ex­ce­len­cia y cui­da­do, que evo­can mu­cha historia y co­no­ci­mien­to.

Sus es­pa­cios con­sen­ti­dos en Pa­rís

/D WHUUD]D GH PL FDVD FRQ PL EHOOD es­po­sa, una bo­te­lla de Vou­vray Pe­ti­llant y su son­ri­sa. Tam­bién me gus­ta mu­cho co­mer en Au Pe­tit Ri­che, en la 25 Rue le Pe­le­tier.

Coc­te­les de pe­lí­cu­la

Me en­can­ta­ría es­tar sen­ta­do con Bat­man o Ja­mes Bond, haEODQGR GH ZKLVN\ R PDUWLQLV R ˋQJLU TXH OHV VLUYR XQ WUD­go a cual­quie­ra de los dos.

Acom­pa­ñan­do coc­te­les

Me en­can­tan los ma­ri­da­jes. Em­pe­cé a ha­cer­los con coc­te­les ha­ce XQRV D³RV HQ HO KRWHO +DOHNXODQL HQ :DLNLNL GRQGH WUDEDM« MXQWR DO JUDQ FKHI 9LNUDP *DUJ Desde en­ton­ces he he­cho me­nús HVSHFLDOHV HQ HO 5LW] GH /RQGUHV y en el Ritz Carl­ton de Kio­to, sin ol­vi­dar el Ci­pria­ni de Ve­ne­cia y el restaurant­e de dos es­tre­llas (en­ton­ces lle­va­do por Antonio Gui­da) del Il Pe­li­cano Ho­tel, en Por­to Er­co­le, que ade­más re­sul­ta ser mi ho­tel favorito en el mundo.

Ma­ri­da­je es­ti­lo Field

Pien­sa en un ex­qui­si­to Man­hat­tan ba­lan­cea­do con un buen ERXUERQ R XQ ZKLVN\ GH FHQWHno, mez­cla­do con ver­mouth de Cham­béry (con cer­ti­fi­ca­ción de ori­gen) y un bit­ter amar­go de cho­co­la­te que yo mis­mo ha­go. /R VLUYHV HQ XQ YDVR GH YLQR des­pués de de­jar­lo en­friar con el FRFWHO \ HO KLHOR /R DFRPSD³DV con un fi­le­te de car­ne se­lla­do por 10 se­gun­dos de ca­da la­do, só­lo un pe­da­zo y bien se­lla­do. Cor­tas re­ba­na­das del­ga­das y las co­lo­cas en una ta­bla de ma­de­ra, agre­gas unas go­tas de vi­na­gre bal­sá­mi­co de 15 años y unas cuan­tas se­mi­llas de ajon­jo­lí y lue­go ¡te mue­res! mien­tras co­mes las re­ba­na­das con pa­li­llos de ma­de­ra.

Bar­ten­ders que ad­mi­ra

Creo que Ago Pe­rro­ne de The &RQQDXJKW HQ /RQGUHV \ VX in­creí­ble equi­po —con el que pu­de tra­ba­jar ha­ce unos años— son lo má­xi­mo. Son un gru­po muy ale­gre de pro­fe­sio­na­les y es un sue­ño tra­ba­jar con ellos o es­tar en su bar como clien­te.

Sus pró­xi­mas me­tas

¿No co­no­ces a al­guien que es­té tra­ba­jan­do en la si­guien­te pe­lí­cu­la de Ja­mes Bond? Es­toy de­ses­pe­ra­do por ser la per­so­na que sir­va a Bond su si­guien­te mar­ti­ni se­co. Real­men­te me emo­cio­na sa­ber quién se­rá el pró­xi­mo Bond, ¡y ten­go la co­ra­zo­na­da de que ten­dre­mos al me­jor Bond de todos los tiem­pos!

Su si­guien­te via­je en la lis­ta

Des­pués del Ex­pre­so de Orien­te, los ya­tes pri­va­dos, los A380s, los 777-30s y los jets, no lo sé. Soy pri­sio­ne­ro de mi fal­ta de ima­gi­na­ción.

Me en­can­ta­ría es­tar sen­ta­do con Bat­man o Ja­mes Bond, ha­blan­do de whisky o mar­ti­nis, o fin­gir que les sir­vo un tra­go a cual­quie­ra de los dos.

Los in­te­rio­res del le­gen­da­rio Bar He­ming­way del re­cién re­no­va­do Ritz de Pa­rís y, a la de­re­cha, un mar­ti­ni y un mo­ji­to, crea­cio­nes de Colin Field.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.