XI­ME­NA SA­RI­ÑA­NA

Chilango - - MÚSICA - –UW

Pop al­ter­na­ti­vo, Tea­tro Me­tro­pó­li­tan, In­de­pen­den­cia 90, Cen­tro, lun 25, mar 26 21 h, vie 24, 20:30 h, $250-$890.

En el fal­so do­cu­men­tal Ze­lig, Woody Allen des­cri­be a un enig­má­ti­co per­so­na­je cu­yo en­gra­na­je so­cial lo lle­va a ade­cuar­se ca­ma­leó­ni­ca­men­te al con­tex­to que le ro­dea. De signo escorpión y a pun­to de cum­plir sus 30, Xi­me­na es tan mer­cu­rial co­mo el T-1000 en Ter­mi­na­tor 2: ajon­jo­lí de to­dos los mo­les en la ra­dio, la pan­ta­lla y la fa­rán­du­la. Un día la ves co­que­tean­do en Te­lehit “cas­hi shin que­rer” con el “pa­pit­wo” Bo­sé, en otra oca­sión la es­cu­chas en una ra­dio in­die de L.A. con el co­ver a “I Want You” de Bob Dy­lan en un per­fec­to in­glés; y ya que es­ta­mos en Los Án­ge­les (Azu­les), su ver­sión pa­ra mo­ver el bo­te de “Mis sen­ti­mien­tos” es­tá en al­ta ro­ta­ción en la KeBue­na y La Z, en to­das las ra­dios del trans­por­te pú­bli­co chi­lan­go. Por si fue­ra po­co, en el zap­ping la en­cuen­tras en al­gún ca­nal de ci­ne la­tino, con al­gu­na de sus múl­ti­ples ac­tua­cio­nes (ci­te­mos la

de tee­na­ger les­bia­na en Ni­ñas mal –di­ri­gi­da por su pa­dre, Fer­nan­do Sa­ri­ña­na–) y… ah, si vol­teas al cie­lo en el trá­fi­co y la to­pas anun­cian­do Co­ca Ze­ro en es­pec­ta­cu­la­res, con ma­qui­lla­je a la San­sa Stark. ¿Y sa­ben qué? No me pa­re­ce que es­té so­bre­ex­pues­ta… ¿se­rá el ca­ris­ma que irra­dian los es­cor­pio­nes?

A to­do es­to, y en­tre su mul­ti­ver­so de ha­bi­li­da­des, Xi­me­na tie­ne tres ál­bu­mes so­lis­tas: su más re­cien­te, No to­do lo pue­des dar, es un brea­kup al­bum pro­duc­to del fin de una re­la­ción (pre­su­mi­ble­men­te con Omar Ro­drí­guez-Ló­pez –ex fun­da­dor de The Mars Vol­ta–). Y si bien, no es el sta­te­ment de­fi­ni­ti­vo en su bús­que­da mu­si­cal, sí es un pa­so más ha­cia la li­be­ra­ción de su yo-mú­si­co, en­tre sol­tar­se del ar­nés del pop y el re­cha­zo que la crí­ti­ca in­die le han im­pues­to en Mé­xi­co.

Por cier­to, Xi­me­na vie­ne de una gi­ra de más de 16 fe­chas por las prin­ci­pa­les ciu­da­des grin­gas, don­de tu­vo la ma­la suer­te de le­sio­nar­se un pie: ¿Da­rá el show sen­ta­da al te­cla­do? Oja­lá que ya es­té sa­na, lis­ta pa­ra brin­co­tear y con­ta­giar­nos su li­ge­ra y agra­cia­da ines­ta­bi­li­dad crea­ti­va.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.