ADANOWSKY

Chilango - - MÚSICA - –ARIE­LA STERN

Lunario del Au­di­to­rio Na­cio­nal, vie 23, 21 h, $434.

Se­ría in­ge­nuo pen­sar que el hi­jo del mul­ti­ta­len­to­so y chi­fla­do Ale­jan­dro Jo­do­rowsky iba a te­ner una ca­rre­ra “nor­mal” sin po­lé­mi­ca, que no rom­pie­ra nin­gún ti­po de es­que­mas. Y es que ar­tis­tas co­mo los de fa­mi­lia Jo­do­rowsky exis­ten jus­to pa­ra eso, pa­ra sa­car de on­da a la au­dien­cia, pa­ra que nos cues­tio­ne­mos ¿qué es nor­mal?

Adanowsky en­tró en una nue­va fa­ce­ta jun­to con su nue­vo ál­bum de es­tu­dio Ada, una eta­pa más atre­vi­da y me­nos ape­ga­da al folk, es­ti­lo de De­ven­dra Ban­hart, de la cual su pa­dre ha de es­tar más que or­gu­llo­so. El ba­ru­llo de me­dios y re­des so­cia­les na­ce del vi­deo que acom­pa­ña al sen­ci­llo “Would You be Mi­ne” en el que Adanowsky re­cu­rre a los ser­vi­cios de la ac­triz porno Sto­ya, pa­ra lo­grar un au­dio­vi­sual su­rrea­lis­ta y eró­ti­co que has­ta fue ba­ja­do de You­Tu­be.

Lo que pa­ra al­gu­nos es una blas­fe­mia y de mal gus­to pa­ra otros es ar­te y par­te de la cul­tu­ra kitsch. Es­te mes, Adanowsky nos da la opor­tu­ni­dad de vol­ver­lo a ver en el Lunario pa­ra amar­lo o pa­ra odiar­lo, pues si al­go no lo­gra es pro­vo­car in­di­fe­ren­cia con ca­da nue­vo pro­yec­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.