LLE­GA SO­LA A LA CI­MA

To­do lo que te pro­pon­gas es po­si­ble.

Cosmopolitan (México) - - NEWS - Por Ju­dith Ohi­kua­re

CREA TUS PRO­PIOS CAMINOS

Fui a la pre­pa con mu­chos alum­nos que se mo­rían por ha­cer vo­lun­ta­ria­dos, pe­ro las or­ga­ni­za­cio­nes asu­mían que las es­cue­las de ba­jos re­cur­sos no es­ta­ban real­men­te in­tere­sa­das. Así que hi­ce mi pro­pia aso­cia­ción. Vi­si­té los di­fe­ren­tes clu­bes de mi es­cue­la para re­clu­tar a per­so­nas co­mo yo y les pro­pu­se mi idea. Las or­ga­ni­za­cio­nes se alia­rían con no­so­tros para con­se­guir vo­lun­ta­rios a cam­bio de brin­dar ho­ras de ser­vi­cio co­mu­ni­ta­rio para los es­tu­dian­tes. Ayu­da mu­cho ver las opor­tu­ni­da­des, co­mo transac­cio­nes. Des­cu­bre una ne­ce­si­dad e iden­ti­fi­ca có­mo pue­des be­ne­fi­ciar a am­bos la­dos.

PRE­PA­RA LAS AR­MAS QUE TIE­NES

Ha­ce años de­ci­dí en­viar­les men­sa­jes alea­to­rios a es­tu­dian­tes en Fa­ce­book que iban a las uni­ver­si­da­des adon­de que­ría ir. La tec­no­lo­gía es un gran me­dio para te­ner ac­ce­so a las per­so­nas. La ma­yo­ría pien­sa que ne­ce­si­ta un con­tac­to o al ami­go de un ami­go, o al­guien que los pre­sen­te y los pue­da ayu­dar. Al mo­men­to en que te acer­ques a una gen­te que no co­no­ces, só­lo sé un po­co más for­mal. No te en­cuen­tras en una app de ci­tas; sim­ple­men­te ex­pan­des tus círcu­los. Yo usa­ba fra­ses co­mo: “Soy un es­tu­dian­te de Bir­ming­ham, Ala­ba­ma. Es­toy apli­can­do para esa uni­ver­si­dad y me gus­ta­ría que me die­ras algunos con­se­jos”. En vez de: “Oye, quie­ro ir a la mis­ma es­cue­la. ¿Me ayu­das?”.

“HAS­TA ARRI­BA, QUE EL CIE­LO SEA TU LÍ­MI­TE”.

NO TE REBAJES

Cuan­do co­no­cí al ac­tor de Grey’s Ana­tomy y ac­ti­vis­ta Jes­se Wi­lliams en una TED con­fe­ren­ce es­ta­ba in­ten­tan­do des­ci­frar los íco­nos del ba­ño. Seis me­ses des­pués, se acer­có a mí en el even­to y me di­jo que ha­bía visto mi pre­sen­ta­ción para Scholly en Shark Tank. Ha­bla­mos acer­ca de sus in­tere­ses en la edu­ca­ción y sus pe­lí­cu­las… y aho­ra se con­vir­tió en em­ba­ja­dor de la mar­ca Scholly. Cuan­do tra­to con al­guien ocu­pa­do de un per­fil al­to, no me les acer­co con una men­ta­li­dad de que son dio­ses. ¡Es­tán acos­tum­bra­dos a que las per­so­nas los ve­ne­ren! In­clú­ye­los en al­go re­le­van­te e in­tere­san­te para crear una co­ne­xión más ge­nui­na.

APRO­VE­CHA TU TIEM­PO

An­tes de ir a un even­to pien­so en mi me­ta. Si es para co­no­cer per­so­nas, in­ves­ti­go quié­nes asis­ti­rán y los con­tac­to vía Lin­ke­dIn. Tra­to de usar­lo a mi fa­vor tan­to co­mo pue­do. Si vas a una gran ce­le­bra­ción y re­gre­sas sin ha­ber co­no­ci­do a na­die, has des­per­di­cia­do tiem­po y di­ne­ro cuan­do sim­ple­men­te pu­dis­te ha­ber visto sus plá­ti­cas en YouTu­be. Cuan­do te di­ri­jas a al­gún la­do men­ta­li­za tu ob­je­ti­vo, pre­pá­ra­te y ve a cum­plir to­dos los pun­tos.

“EN LAS EN­TRE­VIS­TAS DE TRA­BA­JO, NO SÓ­LO TE CON­FÍES EN EL PA­SA­DO, ME IM­PRE­SIO­NA MÁS CUAN­DO AL­GUIEN DI­CE: ‘HE HE­CHO TAL CO­SA Y PUE­DO HA­CER ES­TO MÁS POR TI Y TU EM­PRE­SA’”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.