Tra­ta­mien­to más acer­ta­do pa­ra dia­be­tes ti­po 2

Da­tos ge­né­ti­cos, cla­ve al con­tro­lar es­ta en­fer­me­dad

Diario de Yucatán - Salud - - SALUD -

Ca­da en­fer­mo de dia­be­tes de ti­po 2 tie­ne sus par­ti­cu­la­ri­da­des, pe­ro el tra­ta­mien­to con­sis­te en el vie­jo mé­to­do de en­sa­yo y error has­ta dar con la te­ra­pia que me­jor le va a ca­da pa­cien­te.

De acuer­do con “Muy In­tere­san­te”, un es­tu­dio re­cien­te rea­li­za­do por cien­tí­fi­cos del Hos­pi­tal Ge­ne­ral de Mas­sa­chu­setts y el Ins­ti­tu­to Broad del MIT y Har­vard, en Es­ta­dos Uni­dos, se­ña­la que se han iden­ti­fi­ca­do cin­co di- fe­ren­cias en el ADN de las per­so­nas que pa­re­cen con­tri­buir al desa­rro­llo de la en­fer­me­dad en for­mas úni­cas, lo que po­dría per­mi­tir la iden­ti­fi­ca­ción de sub­ti­pos de la dia­be­tes ti­po 2 y ayu­da­ría a los mé­di­cos a pres­cri­bir tra­ta­mien­tos es­pe­cí­fi­cos.

Tra­ba­jos pre­vios han es­ta­ble­ci­do sub­ti­pos de es­ta en­fer­me­dad a par­tir de va­ria­bles co­mo la re­sis­ten­cia a la in­su­li­na o el ín­di­ce de ma­sa cor­po­ral, pe­ro ha­cer­lo a par­tir de aná­li­sis ge­né­ti­cos re­sul­ta más pre­ci­so.

Los au­to­res del es­tu­dio en­con­tra­ron cin­co ti­pos de va­rian­tes ge­né­ti­cas li­ga­das a dis­tin­tas de­fi­cien­cias que in­du­cen a la dia­be­tes. Dos de esas va­rian­tes ha­cen que las cé­lu­las be­tas no fun­cio­nen bien; las otras tres se re­la­cio­nan con la re­sis­ten­cia a la in­su­li­na; una de ellas tie­ne víncu­los con la obesidad, otra con una ma­la ab­sor­ción de la gra­sa por el hí­ga­do, y otra con la li­po­dis­tro­fia.

Tam­bién se ob­ser­vó que en ca­si un ter­cio de los pa­cien­tes, una de esas cin­co va­rian­tes pre­do­mi­na­ba so­bre el res­to y ha­cía que la en­fer­me­dad se desa­rro­lla­ra de una for­ma par­ti­cu­lar, lo que su­gie­re que la dia­be­tes po­dría des­en­ca­de­nar­se pre­do­mi­nan­te­men­te a par­tir de un me­ca­nis­mo bio­ló­gi­co.

Los resultados son cohe­ren­tes con la ex­pe­rien­cia clí- ni­ca, por­que ca­da afec­ta­do por la dia­be­tes de ti­po 2 la desa­rro­lla a su ma­ne­ra. Se­gún Jo­sé Flórez, uno de los au­to­res del es­tu­dio, “las va­rian­tes ge­né­ti­cas pa­re­cen coin­ci­dir con lo que ob­ser­va­mos en los hos­pi­ta­les. Aho­ra te­ne­mos que de­ter­mi­nar si esas di­fe­ren­cias en el ADN se tra­du­cen en di­fe­ren­cias en la pro­gre­sión de la en­fer­me­dad, las po­si­bles com­pli­ca­cio­nes de es­ta y la res­pues­ta al tra­ta­mien­to”.

Si fue­ra así, la me­di­ci­na de pre­ci­sión, ba­sa­da en la adap­ta­ción del tra­ta­mien­to mé­di­co a las ca­rac­te­rís­ti­cas de ca­da pa­cien­te, se con­ver­ti­ría en una gran ar­ma con­tra la dia­be­tes de ti­po 2.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.