EL IN­GE­NIO

El Debate de Los Mochis - - LOS MOCHIS -

Bur­do. En el ca­so de las am­bu­lan­cias se le pue­de apli­car con exac­ti­tud al al­cal­de de Aho­me, Gui­ller­mo “Billy” Chap­man, el di­cho de cae más lue­go un ha­bla­dor que un co­jo. ¿Por qué? Si a ca­da ra­to se cu­ra en sa­lud en­vuel­to en la ban­de­ra de ho­nes­ti­dad, cues­tio­nan­do a las ad­mi­nis­tra­cio­nes pa­sa­das, re­sul­ta que en el ca­so de las sie­te am­bu­lan­cias y tres uni­da­des mé­di­cas ese dis­cur­so que­da por los sue­los por­que to­do in­di­ca que el pro­ce­so de ad­qui­si­ción fue ama­ña­do, irre­gu­lar y leo­nino. So­bran ele­men­tos pa­ra su­po­ner que es­to fue así. Si la con­vo­ca­to­ria de­fi­nía que el fa­llo de la li­ci­ta­ción en la que sal­dría la em­pre­sa ga­na­do­ra se da­ría el 30 de abril a las 18:45 ho­ras, pe­ro en me­nos de dos ho­ras des­pués de esa ho­ra ya Chap­man las es­ta­ba en­tre­gan­do en un ac­to cir­cen­se en la ex­pla­na­da de Pa­la­cio Mu­ni­ci­pal, al que con­vo­có a to­do su ga­bi­ne­te pa­ra lue­go re­co­rrer en ellas las ca­lles de la ciu­dad. ¿Có­mo es que la em­pre­sa ga­na­do­ra te­nía las uni­da­des lis­tas si ha­cía me­nos de dos ho­ras que ha­bía ga­na­do la li­ci­ta­ción? ¿Có­mo es po­si­ble que en me­nos de dos ho­ras la em­pre­sa las ha­ya pues­to en la ciu­dad pin­ta­das y ro­tu­la­das con el lo­go del Ayun­ta­mien­to? Só­lo se ex­pli­ca de que ya es­ta­ba arre­gla­da la li­ci­ta­ción, que fue pu­ra fa­ra­ma­lla.

En un abrir y ce­rrar de ojos. Lo in­só­li­to del pro­ce­so de li­ci­ta­ción tam­bién apun­ta a la fir­ma del con­tra­to en­tre la em­pre­sa ga­na­do­ra y la ad­mi­nis­tra­ción en­ca­be­za­da por Chap­man. ¿Có­mo es po­si­ble que se hu­bie­ra te­ni­do lis­to el con­tra­to con la em­pre­sa ga­na­do­ra si ha­bían pa­sa­do ape­nas me­nos de dos ho­ras de que que se die­ra el fa­llo? No ca­be du­da que se vo­la­ron la bar­da. En la con­vo­ca­to­ria se es­ti­pu­la que la en­tre­ga de las uni­da­des por par­te del arren­da­dor se rea­li­za­ría en un pla­zo no ma­yor de 30 días na­tu­ra­les a par­tir de la no­ti­fi­ca­ción del fa­llo. Di­cen que es tan bur­do el pro­ce­so que tras dar­se el fa­llo, en me­nos de dos ho­ras se no­ti­fi­có a la em­pre­sa ga­na­do­ra y es­ta pu­so las uni­da­des pin­ta­das y ro­tu­la­das con el lo­go del Ayun­ta­mien­to en Pa­la­cio Mu­ni­ci­pal. Es­to es en el pa­pel, lo que es in­creí­ble, pe­ro la reali­dad es que las uni­da­des ya es­ta­ban lis­tas des­de días an­tes en la ciu­dad, lo que su­gie­re que con an­ti­ci­pa­ción se sa­bía quién iba a ga­nar la li­ci­ta­ción. ¡Va­ya Cuar­ta Trans­for­ma­ción que enar­bo­la

Chap­man! ¿Pa­ra eso que­ría a

Ana Ayala Ley­va en la

Tesorería? ¡Va­ya efi­cien­cia!

Leo­nino. Por si fue­ra po­co, el al­cal­de Gui­ller­mo “Billy” Chap­man no pier­de opor­tu­ni­dad pa­ra le­van­tar la voz y el pe­cho pa­ra jac­tar­se de que cui­da ca­da cen­ta­vo del “te­so­ro” mu­ni­ci­pal por­que tie­ne una po­lí­ti­ca de ho­nes­ti­dad y aus­te­ri­dad. Pues en el ca­so de la ad­qui­si­ción de las am­bu­lan­cias y las uni­da­des mé­di­cas no le que­da ese dis­cur­so. Aho­ra se sa­be que es un arren­da­mien­to que le va a cos­tar un ojo de la ca­ra a la co­mu­na. Un fi­nan­cia­mien­to ca­rí­si­mo, des­ven­ta­jo­so pa­ra el Ayun­ta­mien­to y fa­vo­ra­ble pa­ra la em­pre­sa. Ese ti­po de uni­da­des es­tán co­ti­za­das en 700 mil pe­sos, co­mo la que ad­qui­rió la Uni­ver­si­dad Au­tó­no­ma de Si­na­loa pa­ra dar el ser­vi­cio en Ciu­dad Uni­ver­si­ta­ria, pe­ro las que ad­qui­rió la ad­mi­nis­tra­ción de Chap­man van a sa­lir ca­da una en ¡Tres mi­llo­nes 500 mil pe­sos! Di­cen que hay otros con­cep­tos a pa­gar a la em­pre­sa al fi­nal del con­tra­to si es que la co­mu­na se quie­re que­dar con las uni­da­des. Y si no pues lo pa­ga­do que­da­ría co­mo ren­ta. Y eso que Chap­man cui­da los di­ne­ros del pue­blo. ¿Que tal si no?

A la otra. El vi­ce­pre­si­den­te ge­ne­ral de la Fe­de­ra­ción de Abo­ga­dos de Si­na­loa, Car­los Ro­ber­to Va­lle Sa­ra­cho, se que­dó con las ga­nas de ser el pri­mer co­mi­sio­na­do de la Co­mi­sión Es­ta­tal de Bús­que­da de Per­so­nas. El go­ber­na­dor Qui­rino Or­daz ava­ló la pro­pues­ta de Juan Car­los Saa­ve­dra que le pro­pu­so el se­cre­ta­rio ge­ne­ral de Go­bierno, Gon­za­lo Gó­mez Flo­res. Pe­ro se ha­bla que con car­go o sin car­go, Va­lle Sa­ra­cho se­gui­rá apo­yan­do a las ras­trea­do­ras. Mu­cho es lo que es­pe­ran de él.

To­do ha­ce in­di­car que el pro­ce­so de ad­qui­si­ción de las am­bu­lan­cias por la ad­mi­nis­tra­ción de Chap­man fue ama­ña­do

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.