Re­ce­ta para co­ci­nar una “fa­ke news”

El Diario de Chihuahua - - OPINIÓN - Ve­ro­ni­ca Vi­lle­gas gar­za @Apren­diz­de­je­di

Si a us­ted co­mo a mí, no le gus­ta el tér­mino de “fa­ke news”, le ofrez­co un sus­ti­tu­to me­nos co­no­ci­do en es­pa­ñol, mu­cho más so­no­ro y más sig­ni­fi­ca­ti­vo: pa­pa­rru­cha, el Dic­cio­na­rio de la Real Aca­de­mia de la Len­gua de­fi­ne una pa­pa­rru­cha co­mo: una no­ti­cia fal­sa y desa­ti­na­da de un su­ce­so es­par­ci­da en­tre el vul­go o una ton­te­ría, es­tu­pi­dez, co­sa in­sus­tan­cial y desa­ti­na­da.

En años re­cien­tes he­mos ates­ti­gua­do có­mo las re­des so­cia­les se han con­ver­ti­do en he­rra­mien­tas de ma­ni­pu­la­ción po­lí­ti­ca a tra­vés de lo que hoy se le co­no­ce co­mo “fa­ke news”, el ejem­plo de es­ta se­ma­na fue la ma­ni­pu­la­ción in­for­ma­ti­va a tra­vés de un men­sa­je de voz que se vol­vió vi­ral en Whatsapp, en es­te men­sa­je un su­pues­to pa­dre de fa­mi­lia de un co­le­gio pri­va­do del mu­ni­ci­pio de San Pe­dro Gar­za Gar­cía ase­gu­ra­ba que el go­bierno fe­de­ral ex­pro­pia­ría to­dos los co­le­gios pri­va­dos del país y que to­das las ins­ta­la­cio­nes de es­tos co­le­gios, pa­sa­rían a ser par­te del go­bierno fe­de­ral, de más es­tá de­cir que el pá­ni­co se vol­vió real por­que al­gu­nos di­rec­to­res de es­tos co­le­gios pri­va­dos va­li­da­ron la in­for­ma­ción, uno de ellos, di­rec­tor de un co­le­gio di­ri­gi­do por los Le­gio­na­rios de Cris­to tu­vo la te­me­ri­dad de afir­mar en sus re­des so­cia­les que: “mu­cha gen­te em­pe­za­ría a sa­lir del país, no co­mo tiem­po atrás por cau­sa de la in­se­gu­ri­dad, sino por el mie­do a que el es­ta­do em­pe­za­ra a con­tro­lar la edu­ca­ción”.

Des­pués de que se sem­bró la des­in­for­ma­ción y el mie­do en­tre la so­cie­dad se su­po que el ori­gen de es­te caos es­tu­vo en una en­tre­vis­ta que un me­dio de co­mu­ni­ca­ción del es­ta­do de Nue­vo León le hi­zo a otro di­rec­tor es­co­lar, que an­te­rior­men­te ha­bía si­do pre­si­den­te del PAN en el mu­ni­ci­pio de San Pe­dro Gar­za Gar­cía, en el que tam­bién se ha­bla­ba de una su­pues­ta “na­cio­na­li­za­ción de la edu­ca­ción” por úl­ti­mo la ce­re­za del pas­tel a es­ta pa­pa­rru­cha fue el ti­tu­lo con el cual se en­ca­be­zó la en­tre­vis­ta “Pe­li­gran co­le­gios ca­tó­li­cos en Nue­vo León”.

Es­ta na­rra­ti­va no ha­bría te­ni­do tan­to efec­to, si los co­rre­li­gio­na­rios de es­te par­ti­do po­lí­ti­co, en­tre ellos dipu­tados lo­ca­les y dipu­tadas fe­de­ra­les del PAN, no hu­bie­ran he­cho eco y di­fun­di­do es­ta “fa­ke news”, de más es­tá de­cir que los men­sa­jes y la des­in­for­ma­ción em­pe­zó a co­rrer en re­des so­cia­les con afir­ma­cio­nes tan te­me­ra­rias y fue­ra de to­da ló­gi­ca, co­mo men­sa­jes de que: “las nue­vas ge­ne­ra­cio­nes se les pre­ten­de edu­car con ideas co­mu­nis­tas co­mo en Ve­ne­zue­la, Ló­pez Obra­dor va más apri­sa por­que tie­ne una lu­na de miel ¿? Y lo apo­yan” con to­do lo cual se re­tra­ta la ver­da­de­ra na­tu­ra­le­za po­lí­ti­ca de es­ta cam­pa­ña.

Ejem­plos co­mo el que les aca­bo de men­cio­nar no es el pri­me­ro ni mu­cho me­nos se­rá el único, no só­lo a ni­vel na­cio­nal, in­ter­na­cio­nal­men­te los ejem­plos abun­dan, tal es el ca­so de la cam­pa­ña po­lí­ti­ca del hoy pre­si­den­te de Bra­sil Jair Bol­so­na­ro, esa cam­pa­ña no se en­ten­de­ría sin la cam­pa­ña de des­in­for­ma­ción y “fa­ke news” que vía re­des so­cia­les fue fi­nan­cia­da por los em­pre­sa­rios de aquel país, uno de es­tos men­sa­jes di­fun­di­dos en Bra­sil era que el can­di­da­to del Par­ti­do de los Tra­ba­ja­do­res im­pon­dría una edu­ca­ción de cor­te so­cia­lis­ta en to­das las es­cue­las del país, in­clu­so en las pri­va­das.

En Mé­xi­co es­ta cam­pa­ña lle­gó a tal gra­do es­ta se­ma­na que el se­cre­ta­rio Moc­te­zu­ma tu­vo que sa­lir a de­cla­rar so­bre lo que su­ce­dió, co­mo ya lo di­je an­te­rior­men­te, es­te ti­po de no­ti­cias fal­sas no se­rá la úl­ti­ma que vea­mos ya que se en­cuen­tran con el pa­tro­ci­nio, des­de el ano­ni­ma­to que dan las re­des so­cia­les, de par­ti­dos po­lí­ti­cos con­tra­rios al go­bierno en turno y gru­pos de po­der que sien­ten afec­ta­dos sus in­tere­ses eco­nó­mi­cos, to­dos es­tos, al am­pa­ro del vie­jo re­frán de “mien­te, que de to­das for­mas al­go que­da­rá”, tra­tan de re­cu­pe­rar al­go del ca­pi­tal po­lí­ti­co y pri­vi­le­gios eco­nó­mi­cos per­di­dos.

Al fi­nal la su­pues­ta “cam­pa­ña de na­cio­na­li­za­ción edu­ca­ti­va” es com­ple­ta­men­te fal­sa, ade­más, és­ta ten­dría que pa­sar por la apro­ba­ción del Con­gre­so de la Unión y de la va­li­da­ción de la Su­pre­ma Cor­te de Jus­ti­cia, un sis­te­ma de es­te ti­po se­ría com­ple­ta­men­te in­cons­ti­tu­cio­nal des­de don­de se pre­ten­da ver, el nue­vo mo­de­lo edu­ca­ti­vo lo único que pre­ten­de bá­si­ca­men­te es ho­mo­ge­ni­zar los mí­ni­mos bá­si­cos de edu­ca­ción con­for­me a los pla­nes de es­tu­dio.

Nos vol­ve­re­mos a en­con­trar con mu­chas “fa­ke news” o pa­pa­rru­chas de cual­quier ti­po, la re­co­men­da­ción para po­der na­ve­gar a tra­vés de to­do es­te mar de des­in­for­ma­ción se­ría siem­pre co­rro­bo­rar la in­for­ma­ción que lee­mos, no pu­bli­car na­da que no ven­ga de fuen­tes fi­de­dig­nas y aun así siem­pre te­ner en cuen­ta que nin­gún me­dio de co­mu­ni­ca­ción es cien por cien­to im­par­cial, así que lo me­jor es des­con­fiar de lo que lee­mos y bus­car con al­gún otro me­dio para ve­ri­fi­car la no­ti­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.