Ame­na­zan de muer­te a maes­tros de la sie­rra

El Diario de Chihuahua - - PORTADA - Car­los Gon­zá­lez / El Dia­rio

La Sec­ción Oc­ta­va del SNTE tie­ne en sus re­gis­tros a 20 maes­tros que han so­li­ci­ta­do su cam­bio por la vio­len­cia ge­ne­ra­da en la Sie­rra Ta­rahu­ma­ra, Ciu­dad Juá­rez y re­gio­nes co­mo Ni­co­lás Bravo, al­gu­nos ame­na­za­dos de muer­te por gru­pos cri­mi­na­les pa­ra que no re­gre­sen a las au­las, se­ña­ló la se­cre­ta­ria Ge­ne­ral, Ro­sa María Her­nán­dez Ma­de­ro.

In­di­có que los maes­tros que han te­ni­do pro­ble­mas en al­gu­nas de las co­mu­ni­da­des son acom­pa­ña­do por el Sin­di­ca­to has­ta su zo­na de tra­ba­jo, con la fi­na­li­dad de apo­yar­los y evi­tar que pu­die­ran su­frir al­gu­na agre­sión du­ran­te su tras­la­do.

“Tie­nen mie­do de ir a dar cla­ses an­te la gue­rra de po­der que los gru­pos cri­mi­na­les ejer­cen, pe­ro de to­das for­mas si­gue cum­plien­do con su la­bor”, men­cio­nó la lí­der de la Sec­ción Oc­ta­va del Sin­di­ca­to Na­cio­nal de Tra­ba­ja­do­res de la Edu­ca­ción (SNTE).

Cár­te­les les ad­vier­ten que no re­gre­sen a dar cla­ses: SNTE

Her­nán­dez Ma­de­ro de­ta­lló que quie­nes han re­ci­bi­do ame­na­zas de muer­te han si­do sa­ca­dos de la zo­na pa­ra cui­dar su in­te­gri­dad fí­si­ca y su lu­gar ha si­do cu­bier­to por do­cen­tes de la re­gión o por quie­nes no han pre­sen­ta­do pro­ble­mas.

Uno de los ca­sos re­cien­tes se pre­sen­tó en un jar­dín de ni­ños en Ciu­dad Juá­rez, en el que un in­di­vi­duo arro­jó una pis­to­la, una de las maes­tras la en­con­tró y dio par­te a las au­to­ri­da­des; días des­pués la do­cen­te fue ame­na­za­da y ac­tual­men­te bus­can su cam­bio de cen­tro de tra­ba­jo.

Otro ca­so se dio en Gua­da­lu­pe y Cal­vo, cuan­do una maes­tra ve­nía a Chihuahua y fue in­ter­cep­ta­da por un gru­po de hom­bres ar­ma­dos, quie­nes le exi­gie­ron que no vol­vie­ra a la co­mu­ni­dad.

To­dos los ca­sos de ame­na­zas que se han pre­sen­ta­do han si­do de­nun­cia­dos an­te la Fis­ca­lía Ge­ne­ral del Es­ta­do, quien man­tie­ne car­pe­tas de in­ves­ti­ga­ción abier­tas pa­ra dar se­gui­mien­to a es­te ti­po de pro­ble­mas.

La lí­der sin­di­cal re­co­no­ció el tra­ba­jo de to­dos los do­cen­tes, en es­pe­cial a aque­llos que se en­cuen­tran en co­mu­ni­da­des ale­ja­das com­par­tien­do sus co­no­ci­mien­tos con ni­ños y jó­ve­nes que desean su­pe­rar­se.

Les di­jo que el Sin­di­ca­to los res­pal­da y que cual­quier si­tua­ción que pon­ga en ries­go su in­te­gri­dad sea re­por­ta­da a las au­to­ri­da­des y a la pro­pia Sec­ción Oc­ta­va, pa­ra bus­car la so­lu­ción al pro­ble­ma, pe­ro so­bre­to­do po­ner­los a sal­vo. (Car­los

Ame­na­zan de muer­te a maes­tros

Ro­sa María Her­nán­dez Ma­de­ro

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.