IN­VER­TIR Y AHO­RRAR PA­RA DIS­FRU­TAR SU DES­CAN­SO

AL ME­NOS CON SEIS ME­SES DE AN­TI­CI­PA­CIÓN SE DE­BE PLA­NEAR EL LU­GAR QUE PRE­TEN­DA VI­SI­TAR

El Economista (México) - Estrategias - - AHORRO - POR ERIK PÁEZ [email protected]­co­no­mis­ta.mx

A par­tir de es­te mes, los es­tu­dian­tes go­za­rán de su pe­rio­do va­ca­cio­nal, por lo que mu­chas fa­mi­lias ya co­mien­zan a pla­near a qué lu­ga­res les gus­ta­ría ir a des­can­sar, pe­ro pa­ra que es­to su­ce­da con tran­qui­li­dad es ne­ce­sa­rio ha­cer una bue­na or­ga­ni­za­ción de aho­rro e in­ver­sión, co­men­tó Án­gel Mén­dez, es­pe­cia­lis­ta de la fa­cul­tad de ne­go­cios de la uni­ver­si­dad La Sa­lle.

“Tú pue­des im­ple­men­tar un plan de aho­rro per­so­nal, de­cir que en tal fe­cha tie­nes que jun­tar una can­ti­dad de acuer­do con tu pre­su­pues­to. Si quie­res apro­ve­char al­gu­na ins­ti­tu­ción fi­nan­cie­ra que te ofrez­ca al­gún plan de aho­rro e in­ver­sión, mi re­co­men­da­ción es que te to­mes el tiem­po, que te sien­tes con un eje­cu­ti­vo pa­ra que te guíe a tu ob­je­ti­vo”.

El ca­te­drá­ti­co di­jo que una bue­na op­ción es acer­car­se a al­gu­na ca­sa de Bol­sa, pues és­tas ofrecen pla­nes de in­ver­sión que se pue­den adap­tar al pre­su­pues­to con el que se cuen­te y con los ins­tru­men­tos fi­nan­cie­ros in­di­ca­dos pa­ra sa­car­le ma­yor pro­ve­cho a tus re­cur­sos.

“Te van a orien­tar de cuán­to di­ne­ro in­ver­tir, en los ins­tru­men­tos in­di­ca­dos que te van a dar ren­di­mien­tos, por­que si lo me­tes a un ban­co, a una cuen­ta tra­di­cio­nal, no te va a ge­ne­rar mu­cho de in­tere­ses. En la ca­sa de Bol­sa tie­nen va­rias op­cio­nes, co­mo fon­dos de in­ver­sión, so­cie­da­des de in­ver­sión, en­tre otras, los cua­les te pue­den ayu­dar a lle­gar a tu me­ta en cier­to pla­zo”, ar­gu­men­tó.

De igual ma­ne­ra, ex­pli­có que con al me­nos seis me­ses de an­ti­ci­pa­ción se de­be ha­cer la elec­ción del lu­gar que se va a vi­si­tar, así co­mo la re­ser­va­ción del ho­tel, pues­to que es­to po­dría ge­ne­rar­les un pre­cio me­nor a que si lo ha­cen po­cos días an­tes.

“Si ya tie­nes una pla­nea­ción, pue­des te­ner un pa­rá­me­tro en don­de di­ces que de aquí a seis me­ses ya tie­nes con­tra­ta­do el ho­tel, avión y tam­bién pue­des ir ge­ne­ran­do un aho­rro que al mo­men­to te va a ser­vir pa­ra tus gus­tos, pa­ra al­gún even­to ex­tra­or­di­na­rio, pa­ra al­go pre­cau­to­rio, eso es al­go que tam­po­co to­ma­mos en cuen­ta. Si no­so­tros pre­ve­ni­mos es­te ti­po de si­tua­cio­nes (co­mo ave­ría del co­che), las va­ca­cio­nes las va­mos a dis­fru­tar”, ex­pli­có.

En ese sen­ti­do, Mén­dez co­men­tó que es re­co­men­da­ble vi­si­tar lu­ga­res que co­bren con mo­ne­da na­cio­nal, ya que exis­ten des­ti­nos don­de se pa­ga con dó­la­res, lo que afec­ta­ría el bol­si­llo del va­ca­cio­nis­ta por la vo­la­ti­li­dad del ti­po de cam­bio.

Asi­mis­mo, di­jo que só­lo se pa­gue con tar­je­ta de cré­di­to si ya no que­da otra op­ción, por­que en vez de dis­fru­tar es­ta­rás más preo­cu­pa­do por pa­gar la deu­da pa­ra no ge­ne­rar in­tere­ses. “La tar­je­ta es un cré­di­to que una ins­ti­tu­ción fi­nan­cie­ra te es­tá otor­gan­do, no es una ex­ten­sión del sa­la­rio y te va a co­brar in­tere­ses”, ase­ve­ró.

FUEN­TE: BA­RÓ­ME­TRO IN­TER­NA­CIO­NAL DE VE­RANO

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.