Aho­ra el desafío es ser con­gruen­te

Hay que tra­ba­jar en la uni­dad, pe­ro no aque­lla que sir­va a un gru­po, en­fa­ti­za

El Economista (México) - Los Políticos - - PAN Y PRD | EN SU ENCRUCIJADA - Por Die­go Ba­di­llo die­go.ba­di­[email protected]­co­no­mis­ta.mx

Si (AMLO) di­ce yo re­pre­sen­to la ho­nes­ti­dad, pues en Ac­ción na­cio­nal ten­drán que ha­ber un pre­si­den­te que no ten­ga co­la que le pi­sen”.

En es­tos mo­men­tos, el re­to de Ac­ción Na­cio­nal es vol­ver a ser un par­ti­do con­gruen­te con­si­go mis­mo, ase­ve­ró ta­jan­te Ma­nuel Gó­mez Mo­rín Mar­tí­nez del Río.

El exas­pi­ran­te a la pre­si­den­cia del Comité Eje­cu­ti­vo Na­cio­nal de ese ins­ti­tu­to po­lí­ti­co ex­pli­có que esa or­ga­ni­za­ción re­quie­re vol­ver a ser con­gruen­te con sus prin­ci­pios.

Ex­pu­so que el PAN, con su doc­tri­na y sus for­ta­le­zas, sa­le al Con­gre­so de la Unión, los con­gre­sos lo­ca­les y a los es­ta­dos y ha­ce bue­nos go­bier­nos.

Pa­ra que eso ocu­rra, di­jo que en lo pri­me­ro que hay que tra­ba­jar es en la uni­dad, pe­ro no aque­lla que sir­va a los in­tere­ses de un gru­po o de­ter­mi­na­dos gru­pos sino en torno a los in­tere­ses de Ac­ción Na­cio­nal.

En su opinión, pa­ra es­ta­ble­cer la re­la­ción que se re­quie­re en es­tos mo­men­tos en­tre Ac­ción Na­cio­nal y el pre­si­den­te elec­to An­drés Ma­nuel Ló­pez Obra­dor es ne­ce­sa­rio que quien es­té al fren­te del pa­nis­mo ten­ga la au­to­ri­dad mo­ral pa­ra ha­cer to­do ti­po de se­ña­la­mien­tos al man­da­ta­rio.

“Si (AMLO) di­ce ‘yo re­pre­sen­to la ho­nes­ti­dad, la mo­ral en la po­lí­ti­ca’, pues en Ac­ción Na­cio­nal ten­drá que ha­ber un pre­si­den­te que no ten­ga co­la que le pi­sen y que efec­ti­va­men­te pue­da ha­blar de mo­ra­li­dad y ho­nes­ti­dad sin te­mor al­guno”, re­fi­rió.

En el ca­so del rol del pa­nis­mo en las cá­ma­ras, re­cor­dó que a ese par­ti­do le ha to­ca­do ser opo­si­ción mu­chas ve­ces, des­de sus orí­ge­nes y ha de­mos­tra­do que sí se pue­de ha­cer una opo­si­ción y se pue­de go­ber­nar ha­cién­do­lo in­te­li­gen­te­men­te, tra­ba­jan­do y de­fen­dien­do sus pro­pues­tas.

In­di­có que an­te la actitud de Ló­pez Obra­dor de de­cir que él no ha­bla con la ma­fia del po­der, de­be ha­ber un lí­der pa­nis­ta que le pue­da de­cir de fren­te: “Yo no soy nin­gu­na ma­fia del po­der, yo soy un ciu­da­dano de­cen­te, res­pon­sa­ble, ho­nes­to y a mí no me vas a po­ner ese ti­po de se­llo”.

Por otra par­te, ase­gu­ró que el equi­po del se­na­dor Mar­ko Cor­tés, con quien com­pi­tió por la di­ri­gen­cia na­cio­nal pa­nis­ta, re­pre­sen­ta la con­ti­nui­dad en el par­ti­do y lo que no de­be ser.

Es de la mis­ma gen­te que pro­vo­có la de­rro­ta del pa­sa­do 1 de ju­lio. Por es­te mo­ti­vo, a lo lar­go de la cam­pa­ña fue in­sis­ten­te en que la co­mi­sión en­car­ga­da de or­ga­ni­zar la elec­ción in­ter­na ac­tua­ra con im­par­cia­li­dad, sin in­ter­ve­nir de nin­gu­na ma­ne­ra en el pro­ce­so.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.