De­fen­de­mos el equi­li­brio de po­de­res

Nues­tra con­fian­za es­ta­rá de­po­si­ta­da en el Po­der Ju­di­cial pa­ra que re­suel­va la ac­ción de in­cons­ti­tu­cio­na­li­dad que pre­sen­ta­re­mos con­tra la fi­gu­ra de los coor­di­na­do­res es­ta­ta­les, ase­gu­ra el pre­si­den­te de Ac­ción Na­cio­nal

El Economista (México) - Los Políticos - - COORDINADORES ESTATALES - MAR­KO COR­TÉS MEN­DO­ZA Por Li­dia Aris­ta li­dia.aris­[email protected]­co­no­mis­ta.mx

No, no se de­be ma­lin­ter­pre­tar, só­lo es de­fen­der la le­ga­li­dad, lo que di­ce la Cons­ti­tu­ción, dar­le a ca­da quien lo que co­rres­pon­de”.

La ac­ción de in­cons­ti­tu­cio­na­li­dad que pre­sen­ta­rá el Par­ti­do Ac­ción Na­cio­nal con­tra la de­sig­na­ción de los coor­di­na­do­res es­ta­ta­les no es nin­gún chan­ta­je al pre­si­den­te de Mé­xi­co, An­drés Ma­nuel Ló­pez Obra­dor, só­lo se tra­ta de de­fen­der el pac­to fe­de­ral y el equi­li­brio de po­de­res, ase­ve­ró Mar­ko Cor­tés.

En en­tre­vis­ta, el pre­si­den­te na­cio­nal del PAN ex­pu­so que es­tán muy preo­cu­pa­dos por la apro­ba­ción de la Ley Or­gá­ni­ca de la Ad­mi­nis­tra­ción Pú­bli­ca por­que, en lo que se re­fie­re a la fi­gu­ra de coor­di­na­do­res es­ta­ta­les de pro­gra­mas de de­sa­rro­llo, hay una vio­la­ción al pac­to fe­de­ral, un aten­ta­do con­tra las fa­cul­ta­des de los go­ber­na­do­res e in­clu­so se es­tá vul­ne­ran­do la Cons­ti­tu­ción Po­lí­ti­ca de Mé­xi­co.

Por ello, di­jo, re­cu­rri­rán al Po­der Ju­di­cial pa­ra sus­pen­der y dar re­vés a la fi­gu­ra de coor­di­na­do­res es­ta­ta­les o los lla­ma­dos su­per­de­le­ga­dos.

“Lo pri­me­ro que es­ta­re­mos so­li­ci­tan­do en la ac­ción de in­cons­ti­tu­cio­na­li­dad es sus­pen­der la apli­ca­ción de la ley, de en­tra­da. Con eso que que­de sin efec­to la apli­ca­ción pa­ra que des­pués la Su­pre­ma Cor­te de Jus­ti­cia de la Na­ción en­tre al es­tu­dio de fon­do. Es­ta­ría­mos es­pe­ran­do que nos con­ce­die­ran la sus­pen­sión en la apli­ca­ción”, ex­pu­so.

En­fa­ti­zó que si bien en el Con­gre­so de la Unión fue una ma­yo­ría la que apro­bó la crea­ción de esa fi­gu­ra, las mi­no­rías pue­den in­ter­po­ner una ac­ción de in­cons­ti­tu­cio­na­li­dad, pa­ra lo cual só­lo re­quie­ren el apo­yo de un ter­cio de la Cá­ma­ra de Se­na­do­res o de la Cá­ma­ra de Dipu­tados.

Es­te te­ma ten­drá que ser de­fi­ni­do por el otro po­der, el Po­der Ju­di­cial. Nues­tra con­fian­za es­ta­rá de­po­si­ta­da en el Po­der Ju­di­cial pa­ra que re­suel­va la con­tro­ver­sia y le dé a ca­da au­to­ri­dad su res­pon­sa­bi­li­dad, ex­pli­có.

El di­ri­gen­te ex­pu­so que ya sos­tie­nen plá­ti­cas con fuer­zas co­mo PRI y PRD a fin de que en con­jun­to se pue­da dar trá­mi­te a ese re­cur­so.

“Los vo­tos sí al­can­za­rían por­que es una re­for­ma de ley y la ac­ción de in­cons­ti­tu­cio­na­li­dad al­can­za con una ter­ce­ra par­te, es pre­ci­sa­men­te ese de­re­cho a las mi­no­rías que mar­ca nues­tra Cons­ti­tu­ción, esos ins­tru­men­tos pa­ra te­ner con­tra­pe­so y voz de quie­nes tie­nen una mi­no­ría, pe­ro tam­bién tie­nen que ser to­ma­dos en cuen­ta”, re­fi­rió.

El di­ri­gen­te apun­tó que la fi­gu­ra de los su­per­de­le­ga­dos tam­bién tie­ne un tras­fon­do po­lí­ti­co, pues va­rios de los 32 hom­bres y mu­je­res que se per­fi­lan pa­ra asu­mir el car­go fue­ron can­di­da­tos a al­gún pues­to de elec­ción y se­gu­ra­men­te bus­ca­rán ser­lo en pró­xi­mas elec­cio­nes.

“La­men­ta­ble­men­te, los nom­bra­mien­tos de los su­per­de­le­ga­dos son en mu­chos ca­sos las fi­gu­ras que com­pi­tie­ron con­tra los ac­tua­les go­ber­na­do­res o son los pro­yec­tos po­lí­ti­cos de Mo­re­na. En­ton­ces es sim­ple y llano sa­ber que eso va a ge­ne­rar más que en­ten­di­mien­to y coor­di­na­ción, con­flic­to y des­coor­di­na­ción”, di­jo.

NO HAY CHAN­TA­JE HA­CIA EL PRE­SI­DEN­TE

Ha­ce dos se­ma­nas, los 12 go­ber­na­do­res ema­na­dos de Ac­ción Na­cio­nal pi­die­ron al pre­si­den­te An­drés Ma­nuel Ló­pez Obra­dor no im­po­ner a los su­per­coor­di­na­do­res, a lo cual el en­ton­ces man­da­ta­rio elec­to res­pon­dió que no acep­ta­ría chan­ta­jes. Al res­pec­to, Mar­ko Cor­tés pun­tua­li­zó que de nin­gu­na ma­ne­ra el PAN chan­ta­jea al pre­si­den­te.

“No, no se de­be ma­lin­ter­pre­tar, só­lo es de­fen­der la le­ga­li­dad, lo que di­ce la Cons­ti­tu­ción, dar­le a ca­da quien lo que co­rres­pon­de”, ex­pre­só.

Cor­tés Men­do­za pre­ci­só que el PAN tie­ne cla­ro que, a pe­sar de ser opo­si­ción, es­tán en la me­jor dis­po­si­ción de dia­lo­gar y cons­truir con el go­bierno que re­cién ini­cia.

La úni­ca for­ma de te­ner bue­nos re­sul­ta­dos en una Re­pú­bli­ca con­for­ma­da por 32 es­ta­dos, en un pac­to fe­de­ral, es tra­ba­jan­do en equi­po. Cuan­do tra­ba­jas en equi­po es cuan­do co­la­bo­ras, pe­ro no con so­me­ti­mien­to, no con su­bor­di­na­ción, sino con or­ga­ni­za­ción.

Mar­ko Cor­tés Men­do­za • Na­ció el 17 de oc­tu­bre de 1977 en Za­mo­ra, Mi­choa­cán • Es li­cen­cia­do en Con­ta­du­ríaPú­bli­ca por la Uni­ver­si­dad Mi­choa­ca­na de San Ni­co­lás de Hi­dal­go.Se ha desem­pe­ña­do co­mo:• Dipu­tado fe­de­ral• Se­cre­ta­rio de Ac­ción Ju­ve­nil del PAN de Mi­choa­cán• Se­na­dor de la Re­pú­bli­ca• Can­di­da­to a la pre­si­den­cia mu­ni­ci­pal de Mo­re­lia por par­te del PAN en el año 2011

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.