La ver­da­de­ra cu­na de la Na­vi­dad

El Economista (México) - Turismo - - De Placer -

No hay ciu­dad más na­vi­de­ña que Be­lén, to­man­do en cuen­ta que allí ocu­rrió, se­gún los evan­ge­lios, lo que el mun­do cris­tiano con­me­mo­ra en es­tas fe­chas, que es el ad­ve­ni­mien­to de Je­sús al mun­do.

Re­la­cio­na­da con es­te acon­te­ci­mien­to, se pue­de vi­si­tar la Ba­sí­li­ca de la Na­ti­vi­dad de Be­lén, si­tua­da en el lu­gar don­de se en­con­tra­ba el pe­se­bre en el que na­ció Je­sús. Se tra­ta de un pre­cio­so edi­fi­cio del si­glo VI, que lu­ce mo­sai­cos bi­zan­ti­nos, da­ta­dos en los pri­me­ros si­glos del cris­tia­nis­mo. Una au­tén­ti­ca ma­ra­vi­lla del ar­te an­ti­guo que se con­ser­va a pe­sar de las re­for­mas sus­ci­ta­das en la épo­ca de las cruzadas, en la que se aña­die­ron al tem­plo otros es­plen­do­ro­sos ador­nos.

Des­de es­te lu­gar se ac­ce­de has­ta la fa­mo­sa Gru­ta de la Na­ti­vi­dad, que des­de el si­glo II fue iden­ti­fi­ca­da co­mo el es­ta­blo en el que se dio el mi­la­gro­so alum­bra­mien­to.

Una es­tre­lla de pla­ta de 14 pun­tas en el sue­lo se­ña­la el lu­gar exac­to don­de na­ció Je­sús.

Tam­bién en Be­lén se pue­de vi­si­tar la Ba­sí­li­ca de San­ta Ca­ta­li­na, que al­ber­ga la gru­ta don­de Je­ró­ni­mo de Es­tri­dón se re­ti­ró pa­ra vi­vir una vi­da er­mi­ta­ña mien­tras tra­du­cía la Bi­blia al la­tín.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.