Don­de ini­cia la his­to­ria de San­ta

El Economista (México) - Turismo - - De Placer -

Muy le­jos del frío Po­lo Nor­te don­de ac­tual­men­te vi­ve, en un cá­li­do des­tino me­di­te­rrá­neo, sin el­fos ni re­nos al­re­de­dor, em­pe­zó la le­yen­da de San­ta Claus.

No es el lu­gar don­de na­ció, sino la ciu­dad don­de lle­gó a ser obis­po, an­te­rior­men­te co­no­ci­da co­mo My­ra, hoy Demre, Tur­quía.

Allí se sus­ci­ta­ron la ma­yo­ría de los milagros y ges­tos de ca­ri­dad que se le atri­bu­yen, en­tre ellos, ayu­dar a un no­ble en apu­ros eco­nó­mi­cos a con­se­guir do­te pa­ra la bo­da de sus tres hi­jas, de­jan­do oro en las me­dias que ha­bían ten­di­do jun­to a la chi­me­nea pa­ra que se­ca­ran.

La fi­gu­ra de un es­bel­to San­ta Claus acom­pa­ña­do por un par de ni­ños pre­si­de una de las ca­lles prin­ci­pa­les de es­ta lo­ca­li­dad. Y a su es­pal­da se con­ser­va to­da­vía la igle­sia de San Ni­co­lás, cu­yos pri­me­ros ci­mien­tos da­tan del si­glo VI.

El edi­fi­cio ha pa­sa­do por te­rre­mo­tos, gue­rras y des­truc­cio­nes, pe­ro man­tie­ne la tum­ba del san­to jun­to con al­guno fres­cos de su ros­tro.

Cuan­do los mu­sul­ma­nes in­va­die­ron el te­rri­to­rio que hoy es Tur­quía, un gru­po de ca­tó­li­cos sa­có en se­cre­to de My­ra las re­li­quias de San Ni­co­lás y se las lle­vó a la ciu­dad de Ba­ri, en Ita­lia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.