Es­ta­bi­li­ce sus fi­nan­zas y evi­te da­ños en la cues­ta de enero

El Economista (México) - - Valores Y Dinero Finanzas Personales -

EVI­TAR EL tar­je­ta­zo y de­jar el em­pe­ño de pren­das co­mo la úl­ti­ma op­ción son al­gu­nos tips pa­ra es­ta­bi­li­zar las fi­nan­zas al ini­cio del año y que la cues­ta de enero no cues­te.

La Co­mi­sión pa­ra la Pro­tec­ción y De­fen­sa de los Usua­rios de Ser­vi­cios Fi­nan­cie­ros (Con­du­sef) afir­mó que enero sue­le ser uno de los me­ses más di­fí­ci­les, eco­nó­mi­ca­men­te ha­blan­do, pues des­pués de la re­sa­ca de­cem­bri­na vie­nen las an­gus­tias.

En su pu­bli­ca­ción Con­se­jos pa­ra tu Bol­si­llo, re­co­men­dó guar­dar la cal­ma y evi­tar dar el tar­je­ta­zo, al re­cor­dar que las tar­je­tas de cré­di­to no son una ex­ten­sión del in­gre­so, hay que usar­las con res­pon­sa­bi­li­dad y no com­pro­me­ter re­cur­sos fu­tu­ros.

Ade­más, re­co­no­ce la ca­pa­ci­dad de en­deu­da­mien­to, so­bre la cual los es­pe­cia­lis­tas re­co­mien­dan no des­ti­nar más de 30% del in­gre­so men­sual al pa­go de deu­das, pa­ra lo cual lo pri­me­ro es ha­cer un es­fuer­zo pa­ra pa­gar aque­llas deu­das que ge­ne­ren más in­te­rés co­mo pue­den ser las tar­je­tas de cré­di­to, ya que es­to per­mi­ti­rá que no si­gan cre­cien­do y pos­te­rior­men­te li­qui­dar aque­llas deu­das que sean mí­ni­mas.

La Con­du­sef acon­se­jó pos­ter­gar com­pras y, en la me­di­da de lo po­si­ble, evi­tar ha­cer gran­des ad­qui­si­cio­nes, a me­nos que sea al­go es­tric­ta­men­te ne­ce­sa­rio o que no se pue­da pos­po­ner, así co­mo apro­ve­char otras ofer­tas.

Re­gu­lar­men­te, al ini­ciar el año la ma­yo­ría de las tien­das co­mien­za su tem­po­ra­da con des­cuen­tos y re­ba­jas, por lo que el or­ga­nis­mo su­gi­rió com­pa­rar an­tes de com­prar, sin que és­tas se con­vier­tan en com­pras por sim­ple ca­pri­cho . La Con­du­sef tam­bién re­co­men­dó re­cor­tar gas­tos, co­men­zan­do por iden­ti­fi­car el to­tal de in­gre­sos y re­gis­trar los gas­tos que se tie­nen pre­vis­tos du­ran­te el mes, y lue­go eli­mi­nar aque­llos que son su­per­fluos y afec­tan las fi­nan­zas per­so­na­les.

Se­ña­ló que re­cu­rrir a una casa de em­pe­ño de­be ser la úl­ti­ma op­ción pa­ra sor­tear la di­fí­cil cues­ta de enero, por lo que su­gi­rió ve­ri­fi­car la se­gu­ri­dad del es­ta­ble­ci­mien­to en el que se de­ja­rán las pren­das y

con­fir­mar que el con­tra­to es­té re­gis­tra­do an­te la Pro­cu­ra­du­ría Fe­de­ral del Con­su­mi­dor.

Ge­ne­ral­men­te el cré­di­to de es­tos ne­go­cios sue­le ser el más ca­ro del mer­ca­do, in­clu­so por en­ci­ma de las ins­ti­tu­cio­nes fi­nan­cie­ras, por lo que es con­ve­nien­te re­cu­pe­rar las pren­das a la bre­ve­dad, des­ta­có.

Otro fac­tor de ries­go que pue­de afec­tar su bol­si­llo en es­ta cues­ta de enero re­cae en los cré­di­tos ex­prés, ya que és­tos no se en­cuen­tran de­bi­da­men­te re­gis­tra­dos an­te el Sis­te­ma de Re­gis­tro de Pres­ta­do­res de Ser­vi­cios Fi­nan­cie­ros, por lo que no es­tán cons­ti­tui­dos co­mo ins­ti­tu­cio­nes fi­nan­cie­ras y, por en­de , la Con­du­sef no tie­ne las fa­cul­ta­des pa­ra aten­der re­cla­ma­cio­nes en ca­so de al­gún in­cum­pli­mien­to.

En es­te sen­ti­do, la Co­mi­sión tam­bién men­cio­nó que, an­tes de so­li­ci­tar un cré­di­to, ana­li­ce to­das las op­cio­nes po­si­bles, así co­mo no pro­por­cio­nar in­for­ma­ción per­so­nal, con­tra­se­ñas, da­tos de sus cuen­tas si no se en­cuen­tra se­gu­ro de la co­rrec­ta iden­ti­fi­ca­ción de las en­ti­da­des que apa­ren­te­men­te brin­dan de ma­ne­ra rá­pi­da los cré­di­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.