No al­can­za el azul fuer­te

El Economista (México) - Los Políticos - - Voto 2017 -

Lue­go de en­ca­be­zar las en­cues­tas y con­si­de­rar que era la que po­día lo­grar la al­ter­nan­cia, Josefina Váz­quez Mo­ta lle­ga a las elec­cio­nes del pró­xi­mo 4 de ju­nio en un cuar­to si­tio en­tre las pre­fe­ren­cias elec­to­ra­les

mo Uli­ses Ra­mí­rez y Luis Du­rán, quie­nes as­pi­ra­ban a la can­di­da­tu­ra pa­nis­ta, e in­clu­so Ra­fael Mo­reno Va­lle no se su­mó, pues quien es con­si­de­ra­do su ri­val po­lí­ti­co, Eduar­do Ri­ve­ra, fue de­sig­na­do co­mo de­le­ga­do del CEN pa­ra la con­tien­da me­xi­quen­se.

La cam­pa­ña de Josefina Váz­quez Mo­ta poco a poco fue en de­cli­ve. En enero de es­te año, Ri­car­do Ana­ya ase­gu­ra­ba: “Es la más ho­nes­ta, la más trans­pa­ren­te, muy res­pe­ta­da y muy que­ri­da den­tro y fue­ra del PAN. Es su­ma­men­te com­pe­ti­ti­va, en las en­cues­tas va ade­lan­te y, en ca­so de ser can­di­da­ta, ga­na­ría”.

Las en­cues­tas, así lo in­di­ca­ban, pues an­tes de arran­car la cam­pa­ña dispu­taba el pri­mer si­tio con Al­fre­do del Ma­zo. Sin em­bar­go, pron­to fue su­pe­ra­da por la aban­de­ra de Mo­re­na, Del­fi­na Gó­mez, y después por el pe­rre­dis­ta Juan Ze­pe­da, lo que la con­vier­te en la can­di­da­ta que más pun­tos ha per­di­do en las en­cues­tas. An­tes de ini­cia­das las cam­pa­ñas elec­to­ra­les, se di­fun­dió que la fun­da­ción Jun­tos Po­de­mos, que pre­si­de Josefina Váz­quez Mo­ta, ha­bía re­ci­bi­do del go­bierno fe­de­ral 1,000 mi­llo­nes de pe­sos.

Es­ta si­tua­ción le de­ri­vó en de­nun­cias, en­tre ellas la del partido Mo­re­na, quien la de­nun­ció an­te la Fe­pa­de por pre­sun­to des­vío de re­cur­sos, ade­más, se con­vir­tió en el te­ma del pri­mer de­ba­te en­tre los can­di­da­tos.

“En ma­te­ria de co­rrup­ción, la can­di­da­ta del PAN no ha po­di­do con­tes­tar un es­cán­da­lo de la­va­do de di­ne­ro que in­vo­lu­cra a su familia, es­to agra­via a la ciu­da­da­nía, ni tam­po­co los mi­llo­nes de pe­sos que re­ci­bió la ini­cia­ti­va de mi­gran­tes que en­ca­be­zó, Jun­tos Po­de­mos”, re­pro­chó el aban­de­ra­do del PRD, Juan Ze­pe­da.

Se­ma­nas después se di­fun­dió que el pa­dre y seis her­ma­nos de la can­di­da­ta es­ta­ban sien­do in­ves­ti- ga­dos por la PGR por­que pre­sun­ta­men­te re­ci­bie­ron 17 mi­llo­nes de pe­sos de em­pre­sas que fue­ron de­nun­cia­das en el 2013 por la Se­cre­ta­ría de Ha­cien­da por el tra­sie­go de más de 400 mi­llo­nes de pe­sos de pre­sun­to ori­gen ilí­ci­to.

Aun­que Josefina ne­gó las acu­sa­cio­nes en con­tra de su familia, e in­clu­so la PGR ase­gu­ró que no rea­li­za­ba la in­ves­ti­ga­ción en su con­tra, esa acu­sa­ción jun­to a la de su fun­da­ción se con­vir­tie­ron en una car­ga la cual no pu­do re­ver­tir en las en­cues­tas.

Una de­rro­ta de Josefina Váz­quez Mo­ta en el Es­ta­do de Mé­xi­co tam­bién im­pac­ta­rá a las as­pi­ra­cio­nes pre­si­den­cia­les de Ri­car­do Ana­ya, pues él fue el im­pul­sor de su can­di­da­tu­ra. Si bien en el 2016 fue re­co­no­ci­do por­que el partido lo­gró sie­te de las 12 gu­ber­na­tu­ras en dispu­ta, per­der en tie­rras me­xi­quen­ses, don­de se con­cen­tra el pa­drón elec­to­ral más gran­de del país, se­rá re­pro­cha­do por sus co­rre­li­gio­na­rios.

Fo­to: cuartoscur­o

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.