Mtro. Te­lés­fo­ro Nava,

El Economista (México) - Los Políticos - - Portada -

pro­fe­sor de la Uni­ver­si­dad Au­tó­no­ma de Mé­xi­co, cam­pus Iz­ta­pa­la­pa. En la elec­ción en la que el PRI par­ti­ci­pe po­co im­por­ta quién es su can­di­da­to. Lo fun­da­men­tal pa­ra és­te es el apo­yo fi­nan­cie­ro y po­lí­ti­co que le ayu­da­rá a vio­len­tar las nor­mas elec­to­ra­les y “triun­far”. Ca­ris­ma, co­no­ci­mien­to de la reali­dad na­cio­nal, to­do se le cons­trui­rá, has­ta di­vi­dir a los opo­si­to­res. Re­sul­ta­do: na­die me­jor que él, ya des­de ni­ño ju­ga­ba a la Pre­si­den­cia. Las fi­su­ras que la dispu­ta in­ter­na de­jó en el PRI, el uca­se pre­si­den­cial las arre­gla. Fal­ta de know how po­lí­ti­co, per­fil acar­to­na­do de tec­nó­cra­ta, que un día se so­la­za con lo peor del cor­po­ra­ti­vis­mo y al si­guien­te dis­cur­sa so­bre la ra­cio­na­li­dad ma­cro­eco­nó­mi­ca, can­di­da­to de un pre­si­den­te con una re­du­ci­da acep­ta­ción, to­do se­rá re­la­ti­vi­za­do con pu­bli­ci­dad y so­bre to­do con la ope­ra­ción pa­ra con­se­guir los vo­tos que se re­quie­ran, al pre­cio que sea. Las ins­ti­tu­cio­nes que or­ga­ni­zan y ca­li­fi­can los pro­ce­sos elec­to­ra­les es­tán ba­jo ri­gu­ro­so con­trol. El PRI sí sa­be có­mo ha­cer­lo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.