Ser mi­no­ría no es pa­ra siem­pre

Si el PRD no se trans­for­ma de fon­do, di­fí­cil­men­te vol­ve­rá a ser una op­ción elec­to­ral atrac­ti­va pa­ra la ciu­da­da­nía, ase­gu­ra su ex­lí­der na­cio­nal

El Economista (México) - Los Políticos - - PRD- 30 AÑOS DESPUÉS - Por: Li­dia Aris­ta li­dia.aris­[email protected]­co­no­mis­ta.mx

Aun­que al PRD le han da­do su ac­ta de de­fun­ción va­rias ve­ces, es una fuer­za po­lí­ti­ca que es­tá vi­va y que no mo­ri­rá por­que más que nun­ca es­tá lla­ma­da a ser un ver­da­de­ro par­ti­do de iz­quier­da, pues Mo­re­na es­tá re­sul­tan­do más con­ser­va­dor que los go­bier­nos neo­li­be­ra­les, ase­ve­ró Je­sús Zam­brano.

En en­tre­vis­ta, el ex­pre­si­den­te na­cio­nal de esa fuer­za po­lí­ti­ca des­ta­có que el PRD se en­cuen­tra en una si­tua­ción com­pli­ca­da lue­go de ha­ber ob­te­ni­do en el 2018 los peo­res re­sul­ta­dos en sus 30 años de exis­ten­cia. Por ello, sos­tu­vo, si el PRD no se trans­for­ma de fon­do, di­fí­cil­men­te vol­ve­rá a ser una op­ción elec­to­ral atrac­ti­va pa­ra la ciu­da­da­nía.

En ese sen­ti­do, plan­teó que tie­nen cla­ro que de­ben co­rre­gir erro­res del pa­sa­do co­mo ha­ber­se apar­ta­do del sen­tir de las preo­cu­pa­cio­nes de los ciu­da­da­nos, ha­ber­se per­di­do en asun­tos y re­yer­tas in­ter­nas, y ha­ber de­frau­da­do la con­fian­za de los me­xi­ca­nos ha­cia sus go­bier­nos.

Aho­ra, des­ta­có, el PRD es­tá obli­ga­do a cons­truir un ins­tru­men­to po­lí­ti­co que le ha­ga fren­te a la nue­va reali­dad del país.

“Mé­xi­co es­tá vi­vien­do con el pre­si­den­te An­drés Ma­nuel Ló­pez Obra­dor un pe­li­gro­sí­si­mo pro­ce­so de re­gre­sión au­to­ri­ta­ria con cla­ros sig­nos dic­ta­to­ria­les de con­cen­tra­ción del po­der en su per­so­na, co­mo eli­mi­nar los equi­li­brios en­tre po­de­res, me­nos­ca­bar a ór­ga­nos au­tó­no­mos o des­apa­re­cer­los”.

En ese sen­ti­do, in­di­có que des­de el PRD es­tán lla­ma­dos a evi­tar que la in­to­le­ran­cia se ins­ta­le en el go­bierno de la Re­pú­bli­ca.

El PRD de­be abrir­se, es­tar con­sien­te que es­tán en pe­li­gro las li­ber­ta­des po­lí­ti­cas, las li­ber­ta­des in­di­vi­dua­les, los de­re­chos hu­ma­nos, la re­pú­bli­ca de­mo­crá­ti­ca mis­ma. Con­sien­te de to­do ello, el PRD es­tá obli­ga­do a ha­cer una re­vi­sión pro­fun­da de sí mis­mo y a re­cons­ti­tuir­se de la mano de la so­cie­dad.

El tam­bién ex­dipu­tado fe­de­ral co­men­tó que si bien hoy el PRD es una fuer­za mi­no­ri­ta­ria en el país, es­tá con­di­ción no es eter­na.

“Na­da es eterno, ni las ma­yo­rías son eter­nas, ni las mi­no­rías son pa­ra siem­pre. Siem­pre hay que tra­ba­jar pen­san­do en que de­be­mos re­cons­ti­tuir­nos y de­be­mos tra­ba­jar pa­ra vol­ver a ser una fuer­za com­pe­ti­ti­va, que le sir­va­mos a la gen­te y que le sir­va­mos al país”.

El po­lí­ti­co so­no­ren­se ad­vir­tió que aun­que les han dic­ta­do su ac­ta de de­fun­ción en va­rias oca­sio­nes, el PRD ha de­mos­tra­do que tie­ne via­bi­li­dad y más que nun­ca es­tá lla­ma­do a ser un ver­da­de­ro par­ti­do de iz­quier­da.

“No es­ta­mos muer­tos y no nos va­mos a mo­rir ma­ña­na. Va­mos a de­mos­trar que te­ne­mos ca­pa­ci­dad de re­lan­zar­nos y vol­ver a cre­cer pa­ra se­guir sien­do el par­ti­do de iz­quier­da que más que nun­ca Mé­xi­co ne­ce­si­ta, por­que el go­bierno de Ló­pez Obra­dor y su par­ti­do, Mo­re­na, son de iz­quier­da pe­ro es­tán re­sul­tan­do mu­cho más con­ser­va­do­res que los go­bier­nos neo­li­be­ra­les que tu­vi­mos con Cal­de­rón y Pe­ña”.

Fo­to: fer­nan­do vi­lla del án­gel

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.