Mu­seo con­tem­po­rá­neo de Oa­xa­ca ope­ra en nú­me­ros ro­jos

El Economista (México) - - Arte, Ideas Y Gente - Sa­mant­ha No­las­co ka­tia.no­las­[email protected]­co­no­mis­ta.mx

RO­LAN­DO HER­NÁN­DEZ Guz­mán, co­di­rec­tor de Um­bral, co­lec­ti­vo ar­tís­ti­co que ra­di­ca en la Ciu­dad de Mé­xi­co, ase­gu­ró a El Economista que su or­ga­ni­za­ción se ha he­cho car­go de la lo­gís­ti­ca de tres fes­ti­va­les de ex­pe­ri­men­ta­ción sonora del 2016 al 2018, sin que el Mu­seo de Ar­te Con­tem­po­rá­neo de Oa­xa­ca (MACO) ha­ya po­di­do pa­gar sus ho­no­ra­rios.

Es­te só­lo es un ca­so, se­ña­ló la di­rec­to­ra del mu­seo, Cecilia Min­güer, quien re­co­no­ció el com­pro­mi­so de los ar­tis­tas a pe­sar de las pre­ca­rie­da­des pre­su­pues­ta­les e in­for­mó que el MACO ne­ce­si­ta un au­men­to en sus ingresos, pri­me­ro pa­ra li­qui­dar sus deu­das con los crea­do­res y así po­der se­guir con una pro­gra­ma­ción in­no­va­do­ra co­mo la que se ha­ce has­ta el mo­men­to.

La deu­da só­lo con el co­lec­ti­vo de Um­bral as­cien­de a 364,500 pe­sos, mon­to que los or­ga­ni­za­do­res han te­ni­do que des­em­bol­sar pa­ra el pa­go de ho­no­ra­rios y bo­le­tos de avión de los ar­tis­tas in­vi­ta­dos que via­ja­ron des­de dis­tin­tos paí­ses a la ca­pi­tal oa­xa­que­ña.

“No son só­lo ho­no­ra­rios, tam­bién son gas­tos de pro­duc­ción. Con Ro­lan­do y con Gu­di­ni (Um­bral) lle­va­mos tra­ba­jan­do más de tres años, des­de que yo asu­mí la di­rec­ción ha­ce seis años em­pe­za­mos a fo­men­tar las pro­pues­tas que abor­dan el so­ni­do y fue un gran en­cuen­tro la pro­pues­ta de Um­bral, con una al­ta ca­li­dad y que vino a bien que se pro­du­je­ra en Oa­xa­ca”, di­jo Cecilia Min­güer.

“No­so­tros so­mos una aso­cia­ción que recibe re­cur­sos del Es­ta­do y es­te ha si­do muy va­ria­ble y muy vo­lá­til, eso ha re­per­cu­ti­do en el fun­cio­na­mien­to del MACO. Es ago­bian­te por­que al mu­seo no so­la­men­te le afec­ta en cues­tio­nes de no po­der res­pon­der al com­pro­mi­so y a la efi­cien­cia que tie­nen los ar­tis­tas que tra­ba­jan con el mu­seo”, tam­bién se ha acu­mu­la­do una deu­da im­por­tan­te que po­ne en du­da la ca­li­dad de los tra­ba­jos que se pre­sen­tan en es­te es­pa­cio.

La di­rec­to­ra del MACO di­jo que el tra­ba­jo que Um­bral ha­bía he­cho en los tres años pa­sa­dos fue tan sa­tis­fac­to­rio que asu­mió el ries­go de se­guir con el en­cuen­tro y que pa­ra agos­to de es­te año se pre­pa­ra un con­cier­to con el ar­tis­ta Gu­din­ni Cor­ti­na.

Pe­ro no de­jó pa­sar la opor­tu­ni­dad pa­ra se­ña­lar que, “pa­ra Oa­xa­ca, el MACO es un es­pa­cio im­por­tan­te, pe­ro con es­tas si­tua­cio­nes los ar­tis­tas se sien­ten de­frau­da­dos”.

“No es so­la­men­te Um­bral, son otros ar­tis­tas, otros pro­yec­tos. Pa­ra la ope­ra­ción, el mu­seo ha es­ta­do re­ci­bien­do en pro­me­dio 3 mi­llo­nes de pe­sos anua­les des­de ha­ce ca­si 10 años”, des­ta­có.

LA DEU­DA REAL ES DE $2 MI­LLO­NES

Pa­ra con­tar con un pi­so pa­re­jo, di­jo la di­rec­to­ra del MACO, se ten­drían que pa­gar al me­nos 2 mi­llo­nes de pe­sos y au­men­tar el re­cur­so que recibe al me­nos 1 mi­llón más, pa­ra po­der ope­rar sin nú­me­ros ro­jos.

Di­jo que és­ta es una si­tua­ción que se ge­ne­ró des­de la ad­mi­nis­tra­ción an­te­rior en el go­bierno de Ga­bino Cué, en el que se tu­vie­ron múl­ti­ples cam­bios de se­cre­ta­rios de Cul­tu­ra y mo­men­tos en los que no ha­bía na­die en­car­ga­do de la se­cre­ta­ría lo­cal.

FO­TO: COR­TE­SÍA

El es­pa­cio ha pre­sen­ta­do a ar­tis­tas y pro­yec­tos de ca­li­dad, co­mo el co­lec­ti­vo Um­bral.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.