¿ Ur­ge mo­der­ni­zar al Bu­ró de Cré­di­to?

El Informador - El Financiero - - Economía -

Ha­ce unas se­ma­nas les pla­ti­cá­ba­mos en es­ta co­lum­na so­bre la mo­da­li­dad de frau­de de­tec­ta­da por in­ter­me­dia­rios fi­nan­cie­ros en don­de de­lin­cuen­tes crea­ban his­to­ria­les cre­di­ti­cios de ex­ce­len­te ca­li­dad ya sea de per­so­nas fí­si­cas o mo­ra­les fic­ti­cias pa­ra ob­te­ner gran­des cré­di­tos que fi­nal­men­te no eran pa­ga­dos, afec­tan­do a las ins­ti­tu­cio­nes fi­nan­cie­ras.

Les cuen­to que el te­ma que ini­ció des­de el año pa­sa­do y don­de fue­ron afec­ta­dos so­cios de la Aso­cia­ción de Ban­cos de Mé­xi­co ( ABM) co­mo de la Aso­cia­ción Me­xi­ca­na de En­ti­da­des Fi­nan­cie­ras Es­pe­cia­li­za­das ( AMFE) si­gue más que vi­gen­te y no por los mon­tos del frau­de que nos di­cen son mi­llo­na­rios, sino por­que ana­li­zan de­man­dar prin­ci­pal­men­te al Bu­ró de Cré­di­to ya que acu­san que fue omi­so y la in­for­ma­ción que pro­por­cio­na­ron de esos clien­tes no era real, y no ad­vir­tie­ron más que a los gran­des ban­cos.

Se­gún cuen­tan, la ex­pli­ca­ción de las so­cie­da­des de in­for­ma­ción cre­di­ti­cia y prin­ci­pal­men­te del Bu­ró de Cré­di­to que di­ri­ge Mau­ri­cio Gam­boa, es que ha­bían de­tec­ta­do por así lla­mar­le a una ban­da de “hac­kers” y per­so­nal ca­li­fi­ca­do que co­no­ce la ope­ra­ción tan­to de las en­ti­da­des fi­nan­cie­ras co­mo de las so­cie­da­des de in­for­ma­ción cre­di­ti­cia e in­tro­du­je­ron in­for­ma­ción fal­sa so­bre sus cóm­pli­ces, di­cien­do, por ejem­plo, que ha­ce 8 años ha­bía te­ni­do cré­di­tos de mon­tos ma­yo­res y ha­bían si­do pa­ga­dos, in­for­ma­ción po­si­ti­va en el his­to­rial que les per­mi­tió te­ner ac­ce­so a bue­nos cré­di­tos prin­ci­pal­men­te en el sec­tor au­to­mo­triz.

Ahí, quien do­mi­na el mer­ca­do son los so­cios de la AMFE, ya que 6 de ca­da 10 cré­di­tos son otor­ga­dos por ellos; in­clu­so una de las fi­nan­cie­ras de más re­nom­bre y po­pu­lar en nues­tro país, esa que se le vie­ne a la men­te, fue una de las más afec­ta­das don­de el que­bran­to es de cien­tos de mi­llo­nes de pe­sos y si­guen ana­li­zan­do si de­man­dan o no.

A raíz de eso, el Bu­ró de Cré­di­to ins­tau­ró nue­vas me­di­das pa­ra quie­nes “suben” in­for­ma­ción al bu­ró; re­cor­de­mos que le re­por­tan igual em­pre­sas que en­ti­da­des fi­nan­cie­ras, to­do pa­ra re­for­zar y re­co­brar la con­fian­za de los in­ter­me­dia­rios.

Pe­ro to­do es­to tam­bién abrió la puer­ta a la ur­gen­cia pa­ra mo­der­ni­zar a las so­cie­da­des de in­for­ma­ción cre­di­ti­cia y a las mis­mas ins­ti­tu­cio­nes, en don­de si bien el his­to­rial cre­di­ti­cio es una he­rra­mien­ta muy buena y que ha ser­vi­do y ayu­da­do al sis­te­ma es­tos años, de­be cam­biar, en don­de se in­tro­duz­can por otra par­te más da­tos y ellos in­ver­tir en tec­no­lo­gía que ana­li­ce in­clu­so las re­des

so­cia­les y quie­nes son tus ami­gos, co­mo ya lo ha­cen mu­chas Fin­tech. Así las co­sas.

Y en el otro la­do de la mo­ne­da, ha­ce unos días el je­fe de la ofi­ci­na de la Pre­si­den­cia, Al­fon­so Ro­mo, re­cor­dó an­te los con­se­je­ros de BBVA Mé­xi­co que ha­bía pe­di­do al pre­si­den­te Ló­pez Obra­dor el ma­ne­jo de la ban­ca de desa­rro­llo pa­ra im­pul­sar el cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co del país, da­da su cer­ca­nía con los em­pre­sa­rios y su co­no­ci­mien­to del sec­tor. Sin em­bar­go, si bien le fue­ron otor­ga­das las di­rec­cio­nes de va­rios ban­cos de desa­rro­llo, mu­chos de los pues­tos di­rec­ti­vos fue­ron pa­ra gen­te cer­ca­na al se­cre­ta­rio de Ha­cien­da o bien al pre­si­den­te, lo que ha si­do un fac­tor más que en es­tos seis me­ses el desem­pe­ño de la ban­ca de se­gun­do pi­so ha­ya si­do más que len­to y lleno de tro­pie­zos.

Quie­nes han da­do la ba­ta­lla han si­do el sin­di­ca­to de Ban­co­mext en don­de atri­bu­yen co­mo lo­gro la sa­li­da de la di­rec­to­ra de Ad­mi­nis­tra­ción y Fi­nan­zas, que di­cho sea de pa­so, no era del equi­po cer­cano del ac­tual di­rec­tor Eu­ge­nio Ná­je­ra, ya que ve­nía de Ta­bas­co. Bueno el sin­di­ca­to se desis­tió por el mo­men­to de con­ti­nuar con sus ac­cio­nes ya que to­do in­di­ca se pon­drá en mar­cha una me­sa de diá­lo­go en­tre la di­rec­ción y los sin­di­ca­li­za­dos. Ade­más de la re­duc­ción de pres­ta­cio­nes, el te­ma es la fu­sión con Na­fin; re­cor­de­mos que ya se in­ten­tó en el se­xe­nio de Cal­de­rón en don­de hu­bo un di­rec­tor pa­ra am­bos or­ga­nis­mos, Héc­tor Rangel, pe­ro las dos es­truc­tu­ras con­ti­nua­ron ope­ran­do de for­ma se­pa­ra­da, se in­ten­tó y no se lo­gró, aho­ra lue­go del anun­cio de la des­apa­ri­ción del Con­se­jo de Pro­mo­ción Tu­rís­ti­ca, no ex­tra­ñe que la fu­sión se con­cre­te más rá­pi­do de lo que cree­mos. Por lo pron­to, la mo­ne­da es­tá en el ai­re.

MO­NE­DA EN EL AI­RE Jea­net­te Ley­va Reus @ JLey­vaReus

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.