Ope­ra­ción Sor­pre­sa, de­tie­nen al lí­der de OCEZ-CNPA-FOSICH

El Heraldo de Chiapas - - Análisis - Ar­man­do Cha­cón CHISMORREO PO­LÍ­TI­CO ra­mi­rez­cor­[email protected]­mail.com

Co­men­za­mos… La de­ten­ción del di­ri­gen­te

de la Or­ga­ni­za­ción Cam­pe­si­na Emi­li­ano Za­pa­ta- Coor­di­na­ción Na­cio­nal Plan de Aya­la (OCEZ-CNPA), Pom­pi­lio Wal­te­rio Ro­ble­ro Hidalgo, por par­te de ele­men­tos de la Fis­ca­lía Ge­ne­ral del Es­ta­do, he­cho que se re­gis­tró en Co­mi­tán de Do­mín­guez.

De­mues­tra una oca­sión más, en que el go­ber­na­dor Ru­ti­lio Es­can­dón Ca­de­nas, es­tá de­ci­di­do a im­po­ner or­den en to­da la geo­gra­fía chia­pa­ne­ca. Aho­ra nos da­mos cuen­ta que las or­ga­ni­za­cio­nes so­cia­les que an­te­rior­men­te re­ci­bían mi­llo­na­rios re­cur­sos por ór­de­nes de los ex­man­da­ta­rios y de al­gu­nos le­gis­la­do­res, sir­vie­ron pa­ra que esos re­vol­to­sos com­pra­ran so­fis­ti­ca­das ar­mas en el mer­ca­do ne­gro. El in­to­ca­ble lí­der de las or­ga­ni­za­cio­nes cam­pe­si­nas, Pom­pi­lio Ro­ble­ro, es te­mi­do por su ac­tuar agre­si­vo, siem­pre acuer­pa­do por de­ce­nas de se­gui­do­res que acos­tum­bran ac­tuar vio­len­ta­men­te so­bre to­do con­tra los cuer­pos po­li­cia­cos; aho­ra Pom­pi­lio es­tá re­clui­do en el cen­tro pe­ni­ten­cia­rio “El Ama­te”. Des­pués de la de­ten­ción, un gru­po ar­ma­do que co­man­da el lí­der cam­pe­sino, se pre­sen­tó pa­ra lanzar ame­na­zas y rá­fa­gas de me­tra­lle­ta en con­tra de las ofi­ci­nas de la Po­li­cía Mu­ni­ci­pal y de la Fis­ca­lía Ge­ne­ral del Es­ta­do, cau­san­do se­ve­ros da­ños tra­ta­ban de res­ca­tar a su di­ri­gen­te. El re­por­te es que afor­tu­na­da­men­te no de­ja­ron per­so­nas le­sio­na­das. Lo ab­sur­do de es­to es que a pe­sar de que el man­da­ta­rio chia­pa­ne­co, Ru­ti­lio Es­can­dón, es­tá com­ba­tien­do ac­tos de co­rrup­ción, la in­se­gu­ri­dad, en­car­ce­lan­do a los ham­po­nes; en la pre­si­den­cia mu­ni­ci­pal de la an­ti­gua Ba­lum Ca­nán, tie­rra del pró­cer Be­li­sa­rio Do­mín­guez, Pom­pi­lio Ro­ble­ro se pa­sea­ba por los pa­si­llos con to­da im­pu­ni­dad, ya que pre­su­me ser ín­ti­mo ami­go del al­cal­de Em­ma­nuel Cor­de­ro Sán­chez. La mano fir­me del go­ber­na­dor de Chia­pas lo ha pues­to co­mo el me­jor go­ber­na­dor del país, la en­cues­ta a ni­vel na­cio­nal la reali­zó “Mé­xi­co Eli­ge”… Ter­mi­na­mos… Vi­cen­te Fox Que­sa­da se ha ca­rac­te­ri­za­do por ser un ti­po con ha­bi­li­da­des pa­ra cap­tu­rar la aten­ción del pú­bli­co, le en­can­ta uti­li­zar es­pa­cios pa­ra cri­ti­car a to­dos los que pien­san di­fe­ren­te. El ex­man­da­ta­rio se ol­vi­da que cuan­do fue pre­si­den­te de la Re­pú­bli­ca uti­li­zó su po­der pa­ra im­pul­sar sus

ne­go­cios en el ex­tran­je­ro, per­mi­tir que sus hi­jas­tros, su es­po­sa Mart­ha Saha­gún y tan­to sus fa­mi­lia­res co­mo los pa­rien­tes de su es­po­sa se con­vir­tie­ran en mi­llo­na­rios. Re­cor­de­mos los des­víos que se rea­li­za­ron a la fun­da­ción Pro­gra­mas So­cia­les en el Cen­tro Fox, el mu­seo en su ho­nor que le­van­tó en su pro­pio ran­cho en la co­mu­ni­dad de San Cris­tó­bal en Gua­na­jua­to, don­de has­ta obras de ar­te que es­ta­ban en la re­si­den­cia ofi­cial de Los Pi­nos fue­ron a pa­rar a su pro­pie­dad. El Cen­tro Fox y la fun­da­ción Va­mos Mé­xi­co de Mart­ha Saha­gún re­ci­bie­ron in­gre­sos en efec­ti­vo por 553 mi­llo­nes de pe­sos, tan só­lo en do­na­ti­vos en efec­ti­vo. Pe­se a ello, el cí­ni­co de Vi­cen­te Fox ase­gu­ra que ne­ce­si­ta su pen­sión pa­ra so­bre­vi­vir. Aho­ra vol­vió a sor­pren­der a to­do mun­do cuan­do se que­ja de que un Co­man­do Ar­ma­do tra­tó de en­trar a su ran­cho po­nien­do en ries­go su vi­da y la de su fa­mi­lia. A Fox por acuer­do pre­si­den­cial se le qui­ta­ron al­gu­nos be­ne­fi­cios co­mo el de­jar­le me­nos per­so­nas en su equi­po de se­gu­ri­dad, des­pués de co­no­cer la que­ja que por re­des so­cia­les in­ter­pu­so Fox, de Pre­si­den­cia sa­lió la or­den que se re­for­za­ra la se­gu­ri­dad del gua­na­jua­ten­se, an­tes ha­bían en­via­do más agen­tes de se­gu­ri­dad pa­ra cui­dar la in­te­gri­dad fí­si­ca de Fe­li­pe Cal­de­rón. In­dig­na­ción de to­dos los me­xi­ca­nos al co­no­cer es­ta no­ti­cia, cuan­do el pue­blo ne­ce­si­ta ser cui­da­do, so­bre to­do las mu­je­res, ya que los fe­mi­ni­ci­dios en los úl­ti­mos me­ses se han dis­pa­ra­do. Fox ha si­do, es y se­rá un men­ti­ro­so opor­tu­nis­ta, na­die cree­rá lo del su­pues­to in­ten­to de aten­ta­do. Mien­tras tan­to, mi­les de hom­bres y mu­je­res son ase­si­na­dos en asal­tos, es una amar­ga reali­dad. In­con­gruen­cia to­tal, el ran­cho San Cris­tó­bal es­tá lleno de sol­da­dos mien­tras en las ca­lles de la ma­yo­ría de las ciu­da­des no se ve nin­gún po­li­cía. Ha­bi­li­do­so el mi­se­ra­ble, co­rrup­to, opor­tu­nis­ta, hi­pó­cri­ta, mi­tó­mano de Fox… Nos se­gui­re­mos le­yen­do aquí en el me­jor pe­rió­di­co, El He­ral­do de Chia­pas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.