Illa re­tuer­ce la ley pa­ra in­ten­tar im­po­ner res­tric­cio­nes a Ma­drid

• El cie­rre de Ma­drid que pro­pu­so el Mi­nis­te­rio no al­can­zó el« con­sen­so» re­gla­men­ta­ria mien­te exi­gi­do en el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial • Pe­ro el mi­nis­tro dio por apro­ba­das las me­di­das en ba­se a un pre­cep­to le­gal que no ope­ra en es­tos ca­sos

El Mundo - - Por­ta­da - JUAN­MA LAMET / ÁN­GEL DÍAZ / RO­BER­TO BÉCARES MA­DRID

El mi­nis­tro anun­cia sin fe­cha una or­den mi­nis­te­rial «de obli­ga­do cum­pli­mien­to» pa­ra con­fi­nar la ca­pi­tal y otros nue­ve mu­ni­ci­pios El plan del Go­bierno ha­bía si­do re­cha­za­do en el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial por Ma­drid, Ga­li­cia An­da­lu­cía, Ca­ta­lu­ña y Mur­cia La Co­mu­ni­dad acu­sa a Illa de men­tir y de­cla­ra que no cum­pli­rá la or­den por­que la ley di­ce que de­be apro­bar­se «por con­sen­so»

La pug­na en­tre el Go­bierno y la Co­mu­ni­dad de Ma­drid vi­vió ayer otro ca­pí­tu­lo tras la reunión del Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial de Sa­lud que iba a ana­li­zar el plan de res­tric­cio­nes pre­pa­ra­do por Sa­ni­dad. Tras la mis­ma, Sal­va­dor Illa anun­ció una or­den mi­nis­te­rial «de obli­ga­do cum­pli­mi­mien­to» pa­ra con­fi­nar Ma­drid y otros nue­ve mu­ni­ci­pios de la re­gión. El plan fue re­cha­za­do por An­da­lu­cía, Ca­ta­lu­ña, Ga­li­cia, Ma­drid, Mur­cia, Ceu­ta y Me­li­lla que se mos­tra­ron en con­tra de las me­di­das anun­cia­das. Des­pués, el con­se­je­ro de Sa­ni­dad de la Co­mu­ni­dad, En­ri­que Ruiz Es­cu­de­ro, acu­só a Illa de men­tir y anun­ció que su Go­bierno no cum­pli­rá la or­den por­que se ha to­ma­do sin con­sen­so.

La re­yer­ta po­lí­ti­ca en­tre el Go­bierno y la Co­mu­ni­dad de Ma­drid de­ri­vó ayer en un nue­vo de­ba­te ra­yano en la me­cá­ni­ca cuán­ti­ca. El acuer­do pa­ra res­trin­gir la mo­vi­li­dad en 10 mu­ni­ci­pios ma­dri­le­ños es­ta­ba a la vez apro­ba­do –se­gún el Go­bierno– y no apro­ba­do –se­gún las co­mu­ni­da­des del PP–. Tal es el gra­do de com­ple­ji­dad que ha ad­qui­ri­do es­ta pug­na sa­ni­ta­rio-ju­rí­di­ca. Que tie­ne –con­vie­ne re­cor­dar­lo– co­mo te­lón de fon­do los peo­res da­tos de la se­gun­da ola de co­ro­na­vi­rus to­da la UE.

¿Qué ocu­rrió? En po­cas pa­la­bras, que el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial del Sis­te­ma Na­cio­nal de Sa­ni­dad (el ór­gano de coor­di­na­ción en­tre las con­se­je­rías de Sa­lud de las re­gio­nes y el Mi­nis­te­rio de Sa­ni­dad) vo­tó sin una­ni­mi­dad so­bre las me­di­das que plan­teó el mi­nis­tro de Sa­ni­dad, Sal­va­dor Illa, pa­ra ho­mo­ge­nei­zar los con­fi­na­mien­tos pe­ri­me­tra­les de ciu­da­des de más de 100.000 ha­bi­tan­tes. Ma­drid, Ga­li­cia, An­da­lu­cía, Mur­cia, Ceu­ta, Ca­ta­lu­ña y Me­li­lla se mos­tra­ron en con­tra. El res­to –una am­plia ma­yo­ría de 12 re­gio­nes–, a fa­vor. El do­cu­men­to apues­ta por res­trin­gir la mo­vi­li­dad de las ciu­da­des de más de 100.000 ha­bi­tan­tes en las que ha­ya más de 500 con­ta­gios acu­mu­la­dos en los úl­ti­mos 14 días por ca­da 100.000 ha­bi­tan­tes, y ade­más ten­gan una ta­sa de po­si­ti­vos de PCR su­pe­rior al 10% de los tes­ta­dos, y se en­cuen­tren en una re­gión en la que hay más de un 35% de ca­mas de UCI ocu­pa­das. Re­qui­si­tos que só­lo se cum­plen en Ma­drid, la co­mu­ni­dad con peo­res da­tos de Es­pa­ña.

Pe­ro, en­ton­ces, ¿se ha apro­ba­do el cie­rre de Ma­drid? ¿Es for­zo­so? El mi­nis­tro di­ce que sí, que al pro­du­cir­se una ma­yo­ría, la de­ci­sión es «co­le­gia­da» y el acuer­do es fir­me. Y que lo plas­ma­rá en una or­den mi­nis­te­rial «en los pró­xi­mos días» que se­rá «de obli­ga­do cum­pli­mien­to». Pe­ro ocu­rre que el re­gla­men­to del Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial ase­gu­ra, en su ar­tícu­lo 14, que las me­di­das que se acuer­den en sus reunio­nes son siem­pre «re­co­men­da­cio­nes» que se de­ben acor­dar por «con­sen­so». Y «con­sen­so» sig­ni­fi­ca, se­gún el Dic­cio­na­rio de la RAE, «acuer­do pro­du­ci­do por con­sen­ti­mien­to en­tre to­dos los miem­bros». To­dos. Co­sa que no ha ocu­rri­do. He ahí la raíz del de­ba­te.

Pe­ro no aca­ban aquí las pre­gun­tas. ¿Pue­de el Go­bierno for­zar a Ma­drid a apli­car las me­di­das? Con la nor­ma­ti­va en la mano, y sin una in­ter­ven­ción, no. El pro­pio Illa aco­tó que «co­rres­pon­de a las co­mu­ni­da­des trans­po­ner la or­den mi­nis­te­rial en sus co­rres­pon­dien­tes dia­rios ofi­cia­les si se ven afec­ta­das por la de­ci­sión co­le­gia­da». Y aña­dió que no con­tem­pla que Ma­drid o cual­quie­ra de las otras re­gio­nes que vo­ta­ron «no» se nie­guen a apli­car las me­di­das. Pe­ro no di­jo si in­ter­ven­drá Ma­drid en ese ca­so. Des­de el equi­po de Díaz Ayu­so con­tes­tan que es «fal­so» que sea «una de­ci­sión co­le­gia­da», y se afe­rran a la li­te­ra­li­dad del re­gla­men­to.

Más pre­gun­tas. ¿En­ton­ces, en qué se ba­sa Illa pa­ra afir­mar, ca­te­gó­ri­co, que hay un acuer­do re­gio­nal? Se­gún la Ley 40/2015 de Ré­gi­men Ju­rí­di­co del Sec­tor Pú­bli­co, el Go­bierno sí que pue­de im­po­ner pla­nes con­jun­tos a to­dos sus miem­bros cuan­do ejer­za ta­reas de coor­di­na­ción a to­da la Ad­mi­nis­tra­ción Ge­ne­ral del Es­ta­do. Pe­ro el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial no es­tá so­me­ti­do a esa pre­rro­ga­ti­va, ya que no tie­ne ca­te­go­ría de Con­fe­ren­cia Sec­to­rial.

¿Y por qué no tie­ne esa ca­te­go­ría? Por­que el Go­bierno no qui­so. El equi­po de Pe­dro Sán­chez di­se­ñó un real de­cre­to en el mes de ju­nio pa­ra que el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial fun­cio­na­se co­mo Con­fe­ren­cia Sec­to­rial y así po­der im­po­ner sus re­so­lu­cio­nes en ma­te­rias de coor­di­na­ción, pe­ro, a los po­cos días, dio mar­cha atrás y no lo pre­sen­tó. ¿Por qué? Por­que los par­ti­dos na­cio­na­lis­tas e in­de­pen­den­tis­tas no acep­ta­ron que, por real de­cre­to, se le pu­die­ran im­po­ner de­ci­sio­nes des­de el Go­bierno cen­tral

Así que ni el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial pue­de im­po­ner nor­mas de coor­di­na­ción ni una or­den mi­nis­te­rial tie­ne su­fi­cien­te ran­go pa­ra for­zar a las au­to­no­mías a adop­tar las me­di­das «re­co­men­da­das».

¿Y el Go­bierno, más allá del Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial, no po­dría im­po­ner las me­di­das a Ma­drid? Sí. Pe­ro ten­dría que in­ter­ve­nir, de fac­to, la sa­ni­dad de la co­mu­ni­dad. Pue­de ha­cer­lo de cua­tro ma­ne­ras: apli­can­do el ar­tícu­lo 155 de la Cons­ti­tu­ción (co­sa des­car­ta­da por com­ple­to), de­cla­ran­do el es­ta­do de alar­ma re­gio­nal (tam­po­co es­tá so­bre la me­sa), o bien uti­li­zan­do dos le­yes que le ha­bi­li­tan a to­mar me­di­das drás­ti­cas en si­tua­cio­nes de ex­tre­ma ur­gen­cia.

La pri­me­ra de ellas es la Ley de cohe­sión y ca­li­dad del Sis­te­ma Na­cio­nal de Sa­lud, cu­yo ar­tícu­lo 65 se es­pe­ci­fi­ca que la de­cla­ra­ción de «ac­tua­cio­nes coor­di­na­das» co­mo las que se pre­sen­ta­ron ayer se de­ben ra­ti­fi­car en el Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial ex­cep­to en «si­tua­cio­nes de ur­gen­te ne­ce­si­dad, en cu­yo ca­so se to­ma­rán las me­di­das que sean es­tric­ta­men­te ne­ce­sa­rias» por par­te de Sa­ni­dad y se les in­for­ma­rá «de ma­ne­ra ur­gen­te de las me­di­das adop­ta­das» a las re­gio­nes afec­ta­das.

La se­gun­da es la Ley Ge­ne­ral de Sa­lud Pú­bli­ca: «Co­rres­pon­de a la au­to­ri­dad sa­ni­ta­ria es­ta­tal (...) la adop­ción de cuan­tas me­di­das de in­ter­ven­ción es­pe­cial en ma­te­ria de sa­lud pú­bli­ca re­sul­ten pre­ci­sas por ra­zo­nes sa­ni­ta­rias de ur­gen­cia o ne­ce­si­dad o an­te cir­cuns­tan­cias de ca­rác­ter ex­tra­or­di­na­rio que re­pre­sen­ten ries­go evi­den­te pa­ra la sa­lud de la po­bla­ción, y siem­pre que la evi­den­cia cien­tí­fi­ca dis­po­ni­ble así lo acre­di­te».

MA­DRID: «NO ES VÁ­LI­DO»

Pre­gun­ta­do por si va a apli­car la or­den de Illa, el con­se­jo de Sa­ni­dad, En­ri­que Ruiz Es­cu­de­ro, in­sis­tió en que és­ta «no ha si­do apro­ba­da por con­sen­so», por lo que «ju­rí­di­ca­men­te no es vá­li­da». «Ila ha tra­ta­do de im­po­ner me­di­das que van en con­tra de mu­chos es­pa­ño­les», afir­mó Es­cu­de­ro, que ase­gu­ró que Ma­drid en es­ta cri­sis ha ac­tua­do con «leal­tad y co­la­bo­ra­ción» y no así el Eje­cu­ti­vo de Pe­dro Sán­chez. «No en­ten­de­mos la im­po­si­ción, el Go­bierno de Es­pa­ña tie­ne pri­sa por in­ter­ve­nir Ma­drid, no por lu­char con­tra el vi­rus».

Illa se­ña­ló: «Ellos mis­mos di­je­ron que ha­bía un acuer­do. No me co­rres­pon­de a mí ex­pli­car las ra­zo­nes por las que ha ha­bi­do un cam­bio de po­si­ción». El pro­ble­ma es que fue el vi­ce­pre­si­den­te re­gio­nal, Ig­na­cio Agua­do (Ciu­da­da­nos) el que ha­bló de pac­to, y no el PP. Illa aña­dió: «No con­tem­plo que una de­ci­sión co­le­gia­da que, ade­más, afec­ta a la sa­lud pú­bli­ca, no sea lle­va­da a tér­mino por la Co­mu­ni­dad de Ma­drid».

AN­DA­LU­CÍA: «ES AR­BI­TRA­RIO»

La Con­se­je­ría de Sa­lud y Fa­mi­lias de la Jun­ta de An­da­lu­cía vo­tó en con­tra por­que con­si­de­ra que los cri­te­rios de Sa­ni­dad son «to­tal­men­te ar­bi­tra­rios», in­for­ma Te­re­sa Ló­pez Pa­vón des­de Se­vi­lla. El con­se­je­ro Je­sús Agui­rre se­ña­ló que «An­da­lu­cía ha vo­ta­do en con­tra por­que es­te do­cu­men­to ha si­do re­cha­za­do por los téc­ni­cos y ex­per­tos an­da­lu­ces en las po­nen­cias de Sa­lud Pú­bli­ca y Aler­tas sa­ni­ta­rias que se han reuni­do es­ta ma­ña­na».

CA­TA­LU­ÑA: «ES PA­PEL MO­JA­DO»

La Ge­ne­ra­li­tat ase­gu­ra que el do­cu­men­to na­ce de un pac­to bi­la­te­ral con Ma­drid que ellos no re­co­no­cen y que es «pa­pel mo­ja­do», por­que ellos apli­can más me­di­das. Se­gún Al­ba Ver­gés, con­se­lle­ra de Sa­lud ca­ta­la­na, «lo más preo­cu­pan­te, lo más tris­te, es que Ma­drid con­ti­núa sin ac­tuar».

MUR­CIA: «ES­PE­RA­BAN SU­MI­SIÓN»

Mur­cia vo­tó que «no», tras apun­tar una abs­ten­ción por «error», se­gún fuen­tes re­gio­na­les. «La cues­tión es que no se pue­de im­po­ner un plan y pre­su­mir de co­go­ber­nan­za, so­bre to­do cuan­do la ex­pe­rien­cia es­tá en la ges­tión de las au­to­no­mías que son las que es­tán vi­vien­do el día a día del vi­rus y quie­nes me­jor sa­ben co­mo ata­jar­lo», sub­ra­yan des­de Mur­cia. «No pue­des plan­tear un do­cu­men­to ce­rra­do y es­pe­rar su­mi­sión, sin es­cu­char las apor­ta­cio­nes y su­ge­ren­cias».

GA­LI­CIA: «OB­VIA PA­RÁ­ME­TROS»

Ga­li­cia re­cha­zó la pro­pues­ta por­que «ob­via mu­chos de los pa­rá­me­tros re­co­gi­dos en el do­cu­men­to ela­bo­ra­do por el Co­mi­té clí­ni­co de ex­per­tos de la co­mu­ni­dad ga­lle­ga». El Con­se­llei­ro de Sa­ni­dad, Ju­lio Gar­cía Co­me­sa­ña, se­ña­ló que Ga­li­cia lle­va con­ju­gan­do los da­tos de «has­ta 10 pa­rá­me­tros, con sus co­rres­pon­dien­tes in­di­ca­do­res».

POOL

El mi­nis­tro de Sa­ni­dad, Sal­va­dor Illa, ayer, du­ran­te la reunión vir­tual del Con­se­jo In­ter­te­rri­to­rial de Sa­lud.

POOL

El mi­nis­tro de Sa­ni­dad, Sal­va­dor Illa, atien­de jun­to a miem­bros de su equi­po a la reunión te­le­má­ti­ca del Con­se­jo In­te­te­rri­to­rial de Sa­ni­dad que se ce­le­bró ayer.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.