Los in­to­ca­bles de Ayot­zi­na­pa

El Sol de Cuernavaca - - Nacional -

Días an­tes de ac­to ofi­cial que en­ca­be­zó el sá­ba­do 26 de sep­tiem­bre el pre­si­den­te An­drés Ma­nuel Ló­pez Obra­dor, pa­ra con­me­mo­rar seis años de la desaparici­ón de los 43 es­tu­dian­tes nor­ma­lis­tas de Ayot­zi­na­pa, se su­po que una de las ór­de­nes de aprehen­sión que la Fiscalía Ge­ne­ral de la Re­pú­bli­ca (FGR) bus­ca­ba cum­plir por el ca­so era con­tra el ca­pi­tán Jo­sé Mar­tí­nez Cres­po, el ofi­cial que iba al man­do de los sol­da­dos aque­lla no­che que sa­lie­ron a las ca­lles de Igua­la.

En ese even­to el je­fe del Eje­cu­ti­vo anun­ció que ha­bía ór­de­nes de cap­tu­ra con­tra mi­li­ta­res que par­ti­ci­pa­ron en los he­chos, don­de seis per­so­nas per­die­ron la vi­da du­ran­te el ti­ro­teo con­tra los es­tu­dian­tes en­ca­be­za­do por pistoleros del gru­po cri­mi­nal au­to­de­no­mi­na­do “Gue­rre­ros Uni­dos”, apo­ya­dos por agen­tes de las po­li­cías mu­ni­ci­pa­les de Igua­la y Co­cu­la.

Des­de en­ton­ces el nom­bre del ca­pi­tán Mar­tí­nez Cres­po fue uno de los que se men­cio­nó en el des­plie­gue que hi­zo el 27 ba­ta­llón de in­fan­te­ría con se­de en Igua­la. Es­te ofi­cial de in­fan­te­ría era co­no­ci­do por su pa­so en la te­mi­da Po­li­cía Ju­di­cial Fe­de­ral Mi­li­tar. Su per­fil des­ta­ca por­que cuan­do per­te­ne­ció a es­ta cor­po­ra­ción, so­lía ser vis­to en uni­da­des ope­ra­ti­vas pa­ra in­ves­ti­gar po­si­bles ac­tos de co­lu­sión de man­dos cas­tren­ses con la de­lin­cuen­cia.

El ca­pi­tán Mar­tí­nez Cres­po ten­drá mu­cha in­for­ma­ción no so­lo so­bre lo ocu­rri­do aque­lla no­che en Igua­la, sino so­bre el an­tes y des­pués de la desaparici­ón de los 43 es­tu­dian­tes. En ca­so de ser de­te­ni­do es po­si­ble que se vea en el di­le­ma de de­cir to­do lo que sa­be y re­fe­rir que co­mo buen mi­li­tar no se man­da­ba so­lo.

Por­que la fi­gu­ra del ca­pi­tán Mar­tí­nez Cres­po apa­re­ce co­mo el es­la­bón más dé­bil de la ca­de­na de man­do que se su­po­ne de­be­ría de in­ves­ti­gar la FGR si bus­ca­ra acla­rar a fon­do lo que ocu­rrió en Igua­la ha­ce seis años.

Has­ta el mo­men­to no hay in­di­cios de que la in­ves­ti­ga­ción vaya más allá de las atri­bu­cio­nes que tu­vo no so­lo el ca­pi­tán, sino su su­pe­rior in­me­dia­to el en­ton­ces co­ro­nel Jo­sé Ro­drí­guez Pé­rez, co­man­dan­te del ba­ta­llón 27. Por de­cla­ra­cio­nes de fa­mi­lia­res de los jó­ve­nes des­apa­re­ci­dos, la res­pon­sa­bi­li­dad pe­nal se cir­cuns­cri­bi­ría en sol­da­dos y ofi­cia­les. Se ha men­cio­na­do a tres te­nien­tes jun­to al ca­pi­tán Cres­po, quie­nes ten­drían que ren­dir cuen­tas por lo que hi­cie­ron y de­ja­ron de ha­cer aque­lla no­che.

Lo que se di­bu­ja en el ho­ri­zon­te es una tí­mi­da res­pues­ta a las exi­gen­cias de jus­ti­cia, don­de se re­cu­rri­ría al vie­jo ar­ti­lu­gio de los “chi­vos ex­pia­to­rios”. En un Es­ta­do de­mo­crá­ti­co y de pleno ac­ce­so a la jus­ti­cia, una fiscalía pro­fe­sio­nal no de­be­ría in­ves­ti­gar so­lo a quie­nes tu­vie­ron co­no­ci­mien­to e in­for­ma­ron de los he­chos, sino a quie­nes tu­vie­ron po­der de de­ci­sión pa­ra ac­tuar du­ran­te y des­pués de ocu­rri­do en el ata­que con­tra los es­tu­dian­tes.

Y se tra­ta de la ca­de­na de man­do que du­ran­te los su­ce­sos de Igua­la es­tu­vo in­te­gra­da por el ge­ne­ral Sal­va­dor Cien­fue­gos Ce­pe­da, se­cre­ta­rio de la De­fen­sa Na­cio­nal; Ro­ble Ar­tu­ro Granados Ga­llar­do, je­fe de Es­ta­do Ma­yor de la De­fen­sa Na­cio­nal; Mar­tín Cor­de­ro Lu­que­ño co­man­dan­te de la no­ve­na re­gión mi­li­tar que abar­ca el es­ta­do de Gue­rre­ro; Ale­jan­dro Saa­ve­dra Her­nán­dez, co­man­dan­te de la 35 zo­na mi­li­tar en Chil­pan­cin­go; y el en­ton­ces co­ro­nel Ro­drí­guez Pé­rez.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.