Cae el exterrorista más buscado de Ita­lia

El exac­ti­vis­ta de ex­tre­ma iz­quier­da fue cap­tu­ra­do en un ope­ra­ti­vo en Bo­li­via; es­tá acu­sa­do de va­rios ase­si­na­tos

El Sol de Salamanca - - Finanzas - JORGE SAN­DO­VAL/ Co­rres­pon­sal

RO­MA, Ita­lia. Era el exterrorista más buscado por Ita­lia. Des­pués ha­ber elu­di­do du­ran­te casi cua­tro dé­ca­das la jus­ti­cia, gra­cias a la pro­tec­ción de go­bier­nos ami­gos y a pe­sar de ha­ber si­do con­de­na­do en­tre 1977 y 1979 a dos ca­de­nas per­pe­tuas, Cesare Battisti, lí­der de los “pro­le­ta­rios ar­ma­dos pa­ra el co­mu­nis­mo”, una ra­ma de las Bri­ga­das Ro­jas, ter­mi­nó su fu­ga do­ra­da en Bo­li­via.

Agen­tes del In­ter­pol, en co­la­bo­ra­ción con la po­li­cía lo­cal y de la pro­cu­ra­du­ría de Mi­lán (nor­te de Ita­lia), lo cap­tu­ra­ron en una ca­lle de la lo­ca­li­dad de San­ta Cruz de la Sie­rra. Aho­ra se le abren fi­nal­men­te las puer­tas de una cár­cel ita­lia­na, don­de ten­drá que pa­gar su con­de­na por cua­tro ho­mi­ci­dios en Udi­ne, Mi­lán y Ve­ne­cia, en­tre 1978 y 1979. Las víc­ti­mas fue­ron dos po­li­cías, un car­ni­ce­ro y un jo­ye­ro.

Des­pués de ha­ber si­do arres­ta­do en 1981, Battisti lo­gró es­ca­par de la cár­cel y de Ita­lia, re­fu­gián­do­se en Mé­xi­co y su­ce­si­va­men­te en Fran­cia. En Pa­ris, am­pa­ra­do por la so­li­da­ri­dad del go­bierno so­cia­lis­ta de Fran­co­is Mit­te­rrand, quien ne­gó su ex­tra­di­ción a Ita­lia, se con­vir­tió en un exi­to­so es­cri­tor, apre­cia­do in­clu­si­ve por la mayor par­te de los in­te­lec­tua­les fran­ce­ses de iz­quier­da. A me­dia­dos de los años 90, re­gre­só a Mé­xi­co y al ca­bo de un par de años, el exterrorista se ins­ta­ló nue­va­men­te en Fran­cia.

Las “es­ca­ra­mu­zas” po­lí­ti­co-di­plo­má­ti­cas pro­si­guie­ron has­ta 2004 cuan­do, te­mien­do que Fran­cia acep­ta­se fi­nal­men­te ex­tra­di­tar­lo, el exterrorista de­ci­dió es­ta­ble­cer su re­si­den­cia en Bra­sil, don­de con­tó con la pro­tec­ción es­ta vez del go­bierno de Luiz Ina­cio Lu­la da Silva. En es­te país Battisti se ocul­tó has­ta su de­ten­ción, en 2007.

El Tri­bu­nal Su­pre­mo bra­si­le­ño ha­bía acep­ta­do su ex­tra­di­ción a Ita­lia en 2009, aun­que con un fa­llo no vin­cu­lan­te que de­jó la de­ci­sión fi­nal en ma­nos del mis­mo Lu­la da Silva, el cual la re­cha­zó el 31 de di­ciem­bre de 2010, el úl­ti­mo día de su se­gun­do man­da­to.

To­do cam­bió con la lle­ga­da del nue­vo pre­si­den­te bra­si­le­ño, Jair Bol­so­na­ro, que de in­me­dia­to pro­me­tió ex­tra­di­tar a Battisti, el cual de nue­vo ya ha­bía es­ca­pa­do del país, has­ta el sá­ba­do pa­sa­do, cuan­do en Bo­li­via, des­pués de 14 años de re­fu­gio en Bra­sil, ca­yó en las re­des de la jus­ti­cia.

En es­pe­ra de su lle­ga­da a Ro­ma hoy, en Ita­lia se evi­den­cia que Battisti con­tó con el abri­go de go­bier­nos una se­rie de con­tac­tos

AFP

Las fuer­zas po­lí­ti­cas de ma­yo­ría y de opo­si­ción de­ja­ron de la­do los con­tras­tes y las po­lé­mi­cas, al aplau­dir uná­ni­me­men­te la cap­tu­ra de Cesare Battisti/

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.