DES­PE­DI­DA INOL­VI­DA­BLE

El Sol de Tijuana - - Deportes -

Pa­re­ce ser que la ca­rre­ra de Ra­fa Márquez co­mo fut­bo­lis­ta lle­gó al fi­nal. To­do in­di­ca que ju­ga­rá los úl­ti­mos dos partidos del Tor­neo de Clau­su­ra 2018 y de es­ta ma­ne­ra pon­drá fin a una bri­llan­te tra­yec­to­ria, aun­que él no pier­de la es­pe­ran­za de se­guir sien­do con­tem­pla­do para asis­tir a su quin­ta Co­pa del Mun­do, con lo que igua­la­ría a la “To­ta” Car­ba­jal y a Lot­har Matt­häus.

El mo­men­to del re­ti­ro te­nía que lle­gar tar­de o tem­prano, y creo que Ra­fa sien­te que es el me­jor mo­men­to para de­cir adiós. Se­gu­ra­men­te lo ha me­di­ta­do mu­cho jun­to con su fa­mi­lia, y si la de­ci­sión es­tá to­ma­da ha­brá que res­pe­tar­la, por­que ha desa­rro­lla­do una ca­rre­ra muy bri­llan­te co­mo fut­bo­lis­ta.

Re­cuer­do con mu­cho agra­do ver años atrás a ese jo­ven que am­bi­cio­na­ba ser exi­to­so en es­te ma­ra­vi­llo­so de­por­te del fut­bol. Ini­cia­ba con sus pri­me­ros pa­sos de ma­ne­ra pro­fe­sio­nal con los Ro­ji­ne­gros del Atlas, allá por 1996, e in­me­dia­ta­men­te nos di­mos cuen­ta que se tra­ta­ba de un ju­ga­dor con ca­li­dad, con ta­len­to, con per­so­na­li­dad, con li­de­raz­go y mu­cha am­bi­ción. Es­to me hi­zo fa­ci­li­tar­le el ca­mino para que mi re­pre­sen­tan­te, José Ma­nuel Sanz, le ayu­da­ra para ir­se a Eu­ro­pa, así co­mo en su mo­men­to lo ha­bía he­cho con Luis Gar­cía y Cuauh­té­moc Blan­co, en­tre otros.

La pri­me­ra aven­tu­ra en Eu­ro­pa fue con el Mó­na­co, club con el que se co­ro­nó co­mo cam­peón de la Li­ga Fran­ce­sa, y des­pués se fue al Bar­ce­lo­na, don­de vi­vió su eta­pa más bri­llan­te co­mo fut­bo­lis­ta pro­fe­sio­nal, con­si­guien­do mu­chos tí­tu­los: cua­tro Li­gas de Es­pa­ña, dos cam­peo­na­tos de la Cham­pions, una Co­pa del Rey, un Mun­dial de Clu­bes y una Su­per­co­pa de Eu­ro­pa, y to­dos es­tos lo­gros han he­cho que se ga­ne un lu­gar en el mun­do co­mo uno de los me­jo­res de­fen­sas que han es­ta­do en el Bar­ce­lo­na y en el fut­bol mun­dial.

Da la ca­sua­li­dad de que Ra­fa lle­va mi se­gun­do ape­lli­do, y eso es pu­ra ca­sua­li­dad. No nos une nin­gún pa­ren­tes­co, pe­ro es ane- de to­dos los ju­ga­do­res y ca­pi­tán del Tri­co­lor. cdó­ti­co que pu­die­se ser mi pri­mo.

Me da gus­to, co­mo me­xi­cano, que Ra­fa ha­ya triun­fa­do co­mo lo ha he­cho en su ya lar­ga tra­yec­to­ria de 22 años. Es di­fí­cil el de­cir adiós al fut­bol co­mo ju­ga­dor, pe­ro es­toy se­gu­ro que él es­tá pla­nean­do gas­tar has­ta la úl­ti­ma go­ta de ga­so­li­na, y tal pa­re­ce que es co­mo de­be­ría de ser, ju­gan­do su quin­to Mun­dial en Ru­sia. És­ta se­ría la me­jor des­pe­di­da, ya que si con su equi­po, el Atlas, ju­ga­rá los úl­ti­mos partidos del tor­neo co­mo des­pe­di­da de la Li­ga Me­xi­ca­na, Ra­fa se me­re­ce des­pe­dir­se co­mo él quie­ra, y es­toy con­ven­ci­do que él que­rrá ha­cer­lo ju­gan­do cuan­do me­nos un mi­nu­to o más en la pró­xi­ma Co­pa del Mun­do de Ru­sia.

Se lo ha ga­na­do, lo me­re­ce, y es­pe­ro que

su adiós del fut­bol sea co­mo lo desea, al­go dis­tin­to a lo que me su­ce­dió a mí, que pu­de ha­ber si­do el úni­co ju­ga­dor en la his­to­ria en par­ti­ci­par en seis Mun­dia­les, pe­ro los di­rec­ti­vos, con sus ma­las de­ci­sio­nes, no me die­ron esa opor­tu­ni­dad, y co­mo téc­ni­co tam­po­co me han da­do la opor­tu­ni­dad, has­ta aho­ra, de di­ri­gir a la Se­lec­ción Me­xi­ca­na en una Co­pa del Mun­do.

Es­pe­ro que los di­rec­ti­vos no se vuel­van a equi­vo­car e im­pi­dan que Rafael Márquez ha­ga his­to­ria por asis­tir a cin­co Co­pas del Mun­do, ya que po­cos han te­ni­do ese pri­vi­le­gio y él se lo me­re­ce, se lo ha ga­na­do a pul­so.

¡Que te lo di­go yo!

Lí­der au­tén­ti­co

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.