Res­pal­dan tra­ba­ja­do­res del IS­SEMyM re­vi­re le­gis­la­ti­vo

El Sol de Toluca - - Local - SAN­DRA HER­NÁN­DEZ CHÁ­VEZ

Per­so­nal mé­di­co y tra­ba­ja­do­res del Ins­ti­tu­to de Se­gu­ri­dad So­cial del Es­ta­do de Mé­xi­co y Mu­ni­ci­pios (IS­SEMyM) res­pal­da­ron abro­gar la Ley de Se­gu­ri­dad So­cial que pa­ra los nue­vos tra­ba­ja­do­res eli­mi­na­ba el sis­te­ma de pen­sio­nes me­dian­te cuo­tas so­li­da­rias.

En un re­co­rri­do por ins­ta­la­cio­nes de es­te ins­ti­tu­to, los tra­ba­ja­do­res coin­ci­die­ron en se­ña­lar que las au­to­ri­da­des no pue­den to­mar de­ci­sio­nes de ma­ne­ra ar­bi­tra­ria, y si de­sean cam­bios en la nor­ma­ti­vi­dad de­ben con­sul­tar a los afec­ta­dos.

"Con­si­de­ra­mos que los dipu­tados van em­pe­zan­do bien; que bueno que nos es­cu­cha­ron y que nues­tras ma­ni­fes­ta­cio­nes no fue­ron en vano", ex­ter­nó una de las em­plea­das que la­bo­ra en el área ad­mi­nis­tra­ti­va.

Los le­gis­la­do­res lo­ca­les de Mo­re­na, PT, En­cuen­tro So­cial y PVEM abro­ga­ron el de­cre­to 317, a tra­vés del cual se ha­bía ex­pe­di­do di­cha nor­ma­ti­vi­dad, y que fue pu­bli­ca­da en Ga­ce­ta del Go­bierno el 10 de agos­to de 2018. Di­cha ley en­tra­ría en vi­gor el pri­me­ro de enero de 2019.

La lla­ma­da "Ley IS­SEMyM" fue apro­ba­da por los an­te­rio­res dipu­tados del PRI y sus alia­dos. Es­ta­ble­cía un sis­te­ma de ju­bi­la­ción ma­ne­ja­do por las ad­mi­nis­tra­do­ras de fon­dos pa­ra el re­ti­ro (Afo­res).

DE­BA­TE

Pa­ra Oc­ta­vio Martínez, mé­di­co ads­cri­to al área de Or­to­pe­dia de es­te ins­ti­tu­to, di­cha nor­ma­ti­vi­dad, así co­mo las pro­pues­tas de mo­di­fi­ca­ción de­ben di­fun­dir­se am­plia­men­te en­tre los in­tere­sa­dos.

“Sa­be­mos que pue­de ha­ber per­so­nal a quie­nes di­chas me­di­das per­ju­di­can más que a otras, y to­das de­ben ser con­si­de­ra­das pa­ra es­truc­tu­rar pos­te­rio­res ini­cia­ti­vas”, ase­ve­ró al tiem­po de cues­tio­nar que tan via­ble es que la gen­te se re­ti­re y con el mon­to que les pro­por­cio­nan se com­pren un vehícu­lo –por ejem­plo–, cuan­do bien los re­cur­sos po­drían des­ti­nar­los a otros ru­bros más im­por­tan­tes.

De igual for­ma, con­si­de­ró per­ti­nen­te que las au­to­ri­da­des co­rres­pon­dien­tes se es­fuer­cen por im­ple­men­tar pro­gra­mas des­de las es­cue­las so­bre la cul­tu­ra de ju­bi­la­ción, ya que en la ac­tua­li­dad hay mu­cha gen­te que no sa­be a qué tie­ne de­re­cho, pe­ro tam­po­co có­mo de­be em­plear ade­cua­da­men­te los mon­tos eco­nó­mi­cos que ob­tie­ne por di­cho con­cep­to.

HA­BLAN LOS DE­RE­CHOHA­BIEN­TES

Por su par­te, una de­re­choha­bien­te la­men­tó que el or­ga­nis­mo re­gis­tre de­fi­cien­cias en el ru­bro de aten­ción, co­mo las ci­tas mé­di­cas, ya que ella no vi­ve cer­ca de la ca­pi­tal me­xi­quen­se y tie­ne que in­ver­tir has­ta seis ho­ras en sus tras­la­dos.

En oca­sio­nes, abun­dó, “tar­dan mu­cho las con­sul­tas, y au­na­do a ello, nos ci­tan tem­prano, pe­ro ya in­gre­sa­mos tiem­po des­pués. Aho­ra me pa­sa­ron a To­mo­gra­fía, pe­ro me di­je­ron que me re­gre­sa­rían, ya que re­quie­ren un es­cri­to por el mé­di­co en don­de es­pe­ci­fi­quen mis aler­gias”.

Apun­tó que es ade­cua­do el he­cho de que el IS­SEMyM cuen­te con ma­yor nú­me­ro de per­so­nal pa­ra po­der aten­der a la gen­te, ya que lue­go las fi­las son lar­gas, y eso ge­ne­ra mo­les­tia en­tre las per­so­nas que vie­nen de le­jos.

ES­PE­CIA­LIS­TAS

EN EL TE­MA

Mien­tras que pa­ra Jor­ge Díaz Ga­lin­do Hur­ta­do, pre­si­den­te de la Aso­cia­ción Na­cio­nal pa­ra la Pro­tec­ción y De­fen­sa de los Usua­rios de la Se­gu­ri­dad So­cial (ANPADEUSS), lo que fal­tó en es­te ca­so fue rea­li­zar un con­sen­so en­tre las par­tes in­vo­lu­cra­das.

Ex­pli­có que en el pro­ce­di­mien­to de apro­bar lo más rá­pi­do po­si­ble es­ta ley (an­tes de que con­clu­ye­ra la an­te­rior le­gis­la­tu­ra), se des­cui­da­ron las for­mas, así co­mo la esen­cia; “es de­cir, se tra­ta de un te­ma que no se en­cuen­tra re­la­cio­na­do con las via­li­da­des o si­tua­cio­nes fis­ca­les, sino que se re­fie­re a los be­ne­fi­cios o per­jui­cios pa­ra un nú­me­ro im­por­tan­te de tra­ba­ja­do­res”.

Se tra­ta, en­fa­ti­zó, de una si­tua­ción bi­par­ti­ta, en don­de se in­vo­lu­cran di­rec­ta­men­te a los tra­ba­ja­do­res y al go­bierno de la en­ti­dad, así co­mo los mu­ni­ci­pios.

El es­pe­cia­lis­ta en se­gu­ri­dad so­cial acla­ró que no es par­ti­da­rio de los fo­ros, pe­ro tam­po­co de las “con­sul­tas ama­ña­das”, sin em­bar­go, es ne­ce­sa­rio que di­rec­ti­vos del IS­SEMyM, re­pre­sen­tan­tes del go­bierno es­ta­tal y los le­gis­la­do­res lo­ca­les, con­vo­quen a tra­ba­ja­do­res, sin­di­ca­tos, in­ter­me­dia­rios fi­nan­cie­ros y aca­dé­mi­cos, con el pro­pó­si­to de que pue­dan dar su pun­to de vis­ta so­bre es­te te­ma.

EM­PLEA­DA DEL IS­SEMYM

Con­si­de­ra­mos que los dipu­tados van em­pe­zan­do bien; que bueno que nos es­cu­cha­ron".

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.