La agen­da so­cial de Shein­baum

El Universal - - OPINIÓN - Por HER­NÁN GÓMEZ BRUE­RA In­ves­ti­ga­dor del Ins­ti­tu­to Mo­ra. @Her­na­nGo­me­zB

Clau­dia Shein­baum ha pre­sen­ta­do una ofer­ta po­lí­ti­ca am­bi­cio­sa —aun­que ate­rri­za­da— que per­mi­ti­rá re­cu­pe­rar la agen­da so­cial que se ex­tra­vió du­ran­te el pe­rio­do man­ce­ris­ta. He de­ci­di­do su­mar­me a su cam­pa­ña co­mo ase­sor ex­terno y des­de ese lu­gar es­cri­bo es­tas lí­neas.

Si bien es pron­to pa­ra an­ti­ci­par cual po­dría ser la mar­ca de su ges­tión en ca­so de ga­nar la pró­xi­ma elec­ción (de­trás del le­ma “in­no­va­ción y es­pe­ran­za” hay una lar­ga lis­ta de po­si­bi­li­da­des), vis­lum­bro cin­co ejes te­má­ti­cos de su pro­gra­ma que de­be­rían ser prio­ri­ta­rios en lo so­cial:

1. Lle­var la pe­ri­fe­ria al cen­tro y ce­rrar bre­chas te­rri­to­ria­les. Ve­ni­mos de un go­bierno que en­fo­có su aten­ción en las de­le­ga­cio­nes cen­tra­les, ge­ne­ral­men­te de ma­yor po­der ad­qui­si­ti­vo. Shien­baum pre­ten­de pro­mo­ver un me­ca­nis­mo de trans­por­te ma­si­vo que acor­te las lar­gas ho­ras que pa­sa al­guien que vi­ve en Tlal­pan pa­ra lle­gar al cen­tro y me­jo­rar los ser­vi­cios que se les ofre­cen en zo­nas mar­gi­na­das. Ya bas­ta de que a es­tas les to­que siem­pre lo peor. Hay que revertir esa ló­gi­ca pa­ra ha­cer efec­ti­vo el de­re­cho a la ciu­dad a to­dos los ha­bi­tan­tes de la ca­pi­tal. Si el le­ma de AMLO co­mo je­fe de Go­bierno fue “por el bien de to­dos pri­me­ro los po­bres”, el de Shein­baum tal vez po­dría ser “a los po­bres y a los mar­gi­na­dos lo me­jor”.

2. Uni­ver­sa­li­zar los pro­gra­mas so­cia­les pa­ra am­pliar de­re­chos y com­ba­tir el clien­te­lis­mo. Uno de los gran­des acier­tos de López Obra­dor co­mo je­fe de Go­bierno fue crear una pen­sión universal no con­tri­bu­ti­va pa­ra los adul­tos ma­yo­res. Co­mo to­das las per­so­nas adul­tas ma­yo­res po­dían ac­ce­der a ella sin dis­tin­ción, se lo­gró evi­tar el uso elec­to­ral. Es­ta pen­sión to­da­vía exis­te, pe­ro se de­jó de aten­der el ob­je­ti­vo de la uni­ver­sa­li­dad y ha ha­bi­do se­ve­ros re­tra­sos en los pa­gos (has­ta de dos o tres años). Shein­baum pro­po­ne res­ca­tar es­te pro­gra­ma; ha­cer va­ler la pen­sión a ma­dres je­fas de fa­mi­lia y crear un nue­vo pro­gra­ma pa­ra per­so­nas con dis­ca­pa­ci­dad. El PRD se ex­tra­vió, en gran me­di­da, por sus prác­ti­cas clien­te­la­res. Mo­re­na no pue­de ni de­be re­pe­tir esa ex­pe­rien­cia fu­nes­ta.

3. Crear ver­da­de­ras opor­tu­ni­da­des a la ju­ven­tud y plan­tear­se su ple­na eman­ci­pa­ción. Shein­baum ha he­cho un lla­ma­do a asu­mir la de­ser­ción de jó­ve­nes del sis­te­ma es­co­lar, y la fal­ta de tra­ba­jo de mu­chos de ellos, co­mo un pro­ble­ma so­cial que a to­dos nos to­ca re­sol­ver. Una de las al­ter­na­ti­vas es crear 300 cen­tros co­mu­ni­ta­rios en zo­nas de al­ta mar­gi­na­ción e in­ci­den­cia de­lic­ti­va. Allí se crea­rían ci­be­res­cue­las que per­mi­tan a los jó­ve­nes fi­na­li­zar sus es­tu­dios, apren­der ofi­cios, co­mer­cia­li­zar pro­duc­tos e in­clu­so crear coope­ra­ti­vas y em­pren­der nue­vos ne­go­cios.

4. Ga­ran­ti­zar a to­da la ciu­da­da­nía el de­re­cho fun­da­men­tal al agua. Exis­te una enor­me iniqui­dad en el ac­ce­so al agua po­ta­ble, bien lo sa­ben los ha­bi­tan­tes de Iz­ta­pa­la­pa y otras de­mar­ca­cio­nes. El pro­gra­ma de Shein­baum plan­tea me­jo­rar la dis­tri­bu­ción en el po­nien­te y el sur y orien­te de la Ciu­dad de Mé­xi­co. La me­di­da es de ele­men­tal jus­ti­cia.

5. Am­pliar y, pre­fe­ren­te­men­te, uni­ver­sa­li­zar el ac­ce­so a la sa­lud. La can­di­da­ta de Mo­re­na ha ha­bla­do de re­plan­tear con la Fe­de­ra­ción el sis­te­ma de se­gu­ro po­pu­lar; es­ta­ble­cer un me­ca­nis­mo de coor­di­na­ción de los ser­vi­cios a tra­vés de un pac­to pa­ra me­jo­rar la sa­lud pú­bli­ca, así co­mo ela­bo­rar un plan in­te­gral de sa­lud con la par­ti­ci­pa­ción de to­dos los pro­vee­do­res pú­bli­cos de sa­lud. Es­pe­cí­fi­ca­men­te se ha­bla de pro­veer una aten­ción universal a emer­gen­cias obs­té­tri­cas, in­far­tos y ac­ci­den­tes vas­cu­la­res ce­re­bra­les. Si es­to per­mi­te even­tual­men­te dar un sal­to ha­cia un sis­te­ma de sa­lud que atien­da a to­da la ciu­dad, la ca­pi­tal es­ta­ría a la van­guar­dia y po­dría sen­tar un nue­vo ejem­plo pa­ra to­do el país.

Nun­ca un go­bierno pue­de ha­cer to­do lo que plan­tea en cam­pa­ña, pe­ro si Shein­baum es exi­to­sa en ha­cer avan­zar al­gu­nos de es­tos plan­tea­mien­tos, ha­bre­mos da­do un pa­so de­ci­si­vo pa­ra acor­tar las desigualdades en la ciu­dad y crear ese Es­ta­do so­cial y de­mo­crá­ti­co de de­re­chos que con­tem­pla la nue­va Cons­ti­tu­ción de la Ciu­dad de Mé­xi­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.